El embarazo

Fuga o descarga de líquido amniótico: ¿cómo entenderlo? Signos de fuga de líquido amniótico

Pin
Send
Share
Send
Send


Las expectativas del bebé son un período de precaución exigente y reverente. La futura mamá, después de haber aprendido sobre su interesante posición, intenta con todas sus fuerzas asegurarse de que su bebé nazca saludable, por lo tanto, está vigilando de cerca su condición. La fuga de líquido amniótico durante el embarazo es una patología que puede llevar a complicaciones graves durante el parto.

¿Qué es la fuga de agua y cómo entender que el embarazo es complicado y qué signos de fuga de líquido amniótico hay? Lo entenderemos a continuación.

Patología de la característica

Todo el mundo sabe que el líquido amniótico desempeña un papel crucial en la vida del embrión: protege al feto de las infecciones, desempeña una función nutritiva, reduce la presión en las paredes uterinas y, como resultado, facilita la carga de la futura madre.

El volumen de líquido amniótico aumenta a medida que el bebé crece en el útero. La fuga de líquido amniótico es una consecuencia del adelgazamiento y las microfisuras de las paredes de la vejiga fetal.

Signos de fuga de líquido amniótico

El mayor peligro radica en el hecho de que la fuga de líquido amniótico durante el embarazo en las primeras etapas puede tomarse para la incontinencia urinaria de banal. O el líquido amniótico secretado en dosis microscópicas simplemente se mezclará con otras secreciones.

Por desgracia, en el primer trimestre, incluso un médico puede pasar por alto los síntomas iniciales en mujeres embarazadas. Desafortunadamente, si esto sucedió, entonces en el 90% de los casos es necesario abortar.

¿Cómo determinar qué líquido amniótico está goteando? Si la fuga de líquido amniótico se manifestó solo un par de semanas antes del parto, es extremadamente difícil no notarlo, porque en ese momento al menos 500 ml de líquido amniótico, que tiene un "aroma" característico, se drena de la vagina. Después de eso, las contracciones suelen comenzar.

Para no perder la fuga de líquido amniótico, es necesario usar ropa interior de algodón simple, preferiblemente ligera, y cubrir el forro blanco diario. Es en este contexto que la forma más fácil de ver un punto húmedo, que, por regla general, no tiene color ni olor en las primeras etapas. Esto puede reemplazar la prueba de fugas durante el embarazo.

Si esto le parece un poco, puede pasar un frotis en el momento de la presencia de elementos del líquido amniótico. Si encuentra que un síntoma similar no es la primera vez, no vale la pena retrasar una visita al ginecólogo.

Para determinar la fuga de líquido amniótico, durante el embarazo debe usar un masa de nitrazina. Muestra el pH vaginal: hay un medio ácido y en el líquido amniótico es ligeramente alcalino. La interacción de estos dos componentes da como resultado un entorno neutral.

El médico te lo puede quitar. frotis en microscopia, que mostrará un resultado definitivo: si hay líquido amniótico cristalino en el útero. Además, el síntoma de la fuga de agua durante el embarazo es la presencia en la orina de proteína 1 y microglobulina 1, contenida únicamente en el líquido amniótico.

La prueba y el frotis no siempre indican si el líquido amniótico tiene fugas, ya que los indicadores dependen de la reacción a la orina, el semen y el tiempo transcurrido desde la ruptura de las membranas. Los análisis darán un resultado más confiable, ya que no responden a otro flujo vaginal.

Antes de resolver un problema, debe averiguar por qué gotea el agua. Esto no es tan fácil de hacer, especialmente con una mínima fuga de líquido amniótico. Pero aún así la ginecología moderna ha identificado varias, las razones más comunes:

  1. Enfermedad infecciosa Órganos genitales de la futura madre, característicos de un embarazo prematuro. En este caso, el cuello uterino madura rápidamente, lo que conduce a la liberación de enzimas que diseccionan la placenta y ablandan la membrana fetal. Esta situación amenaza la hipoxia fetal durante el trabajo de parto y la hemorragia uterina abundante.
  2. Anormal previa y una pelvis demasiado estrecha de la mujer en labor de parto. La fuga de líquido amniótico en este caso puede ocurrir en la primera etapa del parto, caracterizada por la apertura extremadamente lenta del útero. Más sobre la presentación incorrecta del feto →
  3. La ruptura de las membranas fetales y la fuga de agua también se producen en el fondo. insuficiencia cervicalque afecta a alrededor de un cuarto de todas las mujeres embarazadas en el último trimestre. Esta patología conduce a una protrusión de la vejiga fetal, lo que la hace extremadamente vulnerable. Los virus que entran en el líquido amniótico pueden provocar la ruptura de las membranas con el menor efecto fisiológico.
  4. Hábitos nocivos y enfermedades crónicas. En mujeres embarazadas provocan fugas de líquido amniótico. En riesgo: mujeres que abusan del alcohol y los cigarrillos, sufren de anemia, distrofia, enfermedades del tejido conectivo.
  5. Al llevar dos o más niños., así como desarrollo anormal del útero. Estos últimos incluyen el útero acortado, la insuficiencia cervical y la presencia del tabique uterino. Lea más sobre el embarazo múltiple →

Las causas frecuentes de pérdida de líquido amniótico también incluyen colpitis, endocervicitis, la presencia de tumores (incluso benignos) en el cuerpo del útero. Además, si se utilizaron métodos invasivos de diagnóstico prenatal, es decir, tomaron líquido amniótico de la mujer embarazada para su análisis o hicieron una biopsia de vellosidades coriónicas.

Tratamiento de fugas de agua.

Hablando sobre el tratamiento de la fuga de agua durante el embarazo, es imposible describir una terapia específica o enumerar medicamentos especiales. Más bien, existe una estrategia médica especial para aliviar el problema y mantenerlo seguro, en lugar de eliminarlo por completo.

Un papel importante aquí es jugado por el hecho de cuánto tiempo ha pasado desde la ruptura de las membranas. Si el llamado período anhidro no dura más de 6 horas, se prescriben antibióticos a la mujer embarazada para prevenir la infección del feto.

Si el agua tiene una fuga durante mucho tiempo, puede significar que el parto no está lejos. Si el agua gotea y no hay contracciones después de 3 horas, el obstetra comenzará la estimulación, después de crear un fondo hormonal para la maduración del cuello uterino. Muy a menudo, hacer una cesárea no programada.

Para los embarazos prematuros, el médico aplica una táctica de esperar y ver, ya que cada día adicional juega un papel muy importante en la viabilidad del feto. En este momento, la mujer debe estar bajo la supervisión de médicos y cumplir con el reposo en cama.

Para prevenir la fuga de líquido amniótico, se recomienda realizar un tratamiento antiséptico del tracto genital, así como otras membranas mucosas, para prevenir y destruir la infección.

La futura mamá debe entender que si el líquido amniótico comienza a fluir, casi no puede hacer nada. Por lo tanto, es necesario hacer todo lo posible para evitar que esto suceda. Siéntase libre de insistir en cualquier tipo de análisis si está preocupado por su propia condición. Después de todo, la salud de tu bebé en tus manos.

Síntomas de pérdida de líquido amniótico.

Muchas mujeres todavía están al principio del término interesadas en saber cómo se ha retirado el agua. La fisiología de una mujer está estructurada de tal manera que durante el tercer trimestre del embarazo, la excreción es más abundante y esto es una norma absoluta. Es necesario identificar la naturaleza de estas manifestaciones, lo que debe hacer el ginecólogo que dirige el embarazo. Pero por el bien de su propia seguridad y salud, la futura madre debería poder determinar por sí misma que ha comenzado una descarga prematura de líquido. Es importante saber y comprender lo que sucede en el cuerpo: fugas de líquido amniótico o secreción.

Los principales síntomas, que pueden causar precaución, se encuentran en los siguientes factores:

  • La ruptura del líquido aumenta con el cambio de posición y movimiento.
  • Si hay una ruptura significativa de la vejiga fetal, el líquido comienza a fluir hacia las piernas. Una mujer, incluso con el esfuerzo de los músculos genitales, no puede detener el flujo.
  • Si el daño a la vejiga es microscópico, la fuga se determina únicamente por un frotis en la clínica de atención prenatal o por pruebas especiales.

Diferencias externas

Distinguir dos estados, la fuga de líquido amniótico o la secreción, puede ser en la aparición de formaciones en ropa interior o productos de higiene. Las aguas tienen un color transparente (a veces con un tinte rosado, verdoso, marrón), no están claras. Las descargas pueden tener una consistencia más gruesa y un tinte blanco, amarillento, blanco y pardusco. El líquido amniótico, cuyo color está lejos de ser transparente, también debería alertar a la futura mamá.

Pruebas especiales para la verificación de la casa.

Las pruebas que están diseñadas específicamente para evaluar a las mujeres en el hogar ayudarán a comprender qué sucede en la realidad (pérdida de líquido amniótico o secreción). Los más efectivos son dos métodos de investigación, cuya esencia es la siguiente:

  • Antes de comprobarlo es necesario ir al baño, lavar el área íntima, secar con una toalla. Después de eso, se recomienda recostarse sobre una sábana o pañal limpio y seco. Si después de veinte minutos aparecen manchas en la superficie de la tela, la probabilidad de descarga prematura es alta. La fiabilidad de esta técnica es de alrededor del 80%.
  • La posibilidad de pérdida le permite identificar accesorios especiales. Se pueden comprar juntas para la ruptura del líquido amniótico en una farmacia por un promedio de 300 rublos.

Herramientas especiales para pruebas.

Algunas compañías farmacéuticas producen almohadillas especiales para fugas de líquido amniótico. De acuerdo con las características externas, es un paquete higiénico completamente estándar. La principal diferencia es que cada producto contiene reactivos especiales. Ayudan a determinar de forma fiable incluso la menor cantidad de desgaste.

La prueba es bastante simple: el producto se fija a la ropa interior y se deja durante 12 horas. Los reactivos reaccionan exclusivamente al líquido amniótico y pintan la junta en aguamarina. El estudio permite distinguir la incontinencia urinaria, la presencia de descarga del problema principal. El paquete higiénico simplemente no cambia su color.

Ante los primeros signos de uso, debe comunicarse de inmediato con un ginecólogo, ya que tal condición puede amenazar la salud del feto y la madre. También es mejor consultar a un médico si a una mujer le preocupan las sospechas. Solo un especialista ayudará a eliminar los temores innecesarios y establecerá de manera confiable si una mujer tiene una fuga de líquido amniótico o secreciones que son un signo de funcionamiento saludable del cuerpo. En cualquier caso, debes escuchar atentamente tu condición.

¿Cómo reconocer la fuga de líquido amniótico con un alto nivel de confianza?

Alto rendimiento dan técnicas de examen profesional. En el examen médico se realiza un diagnóstico más detallado. Al manipular un instrumento especial, un espejo ginecológico, un obstetra examina el cuello uterino. Es probable que una mujer tenga que apretarse específicamente. Si una descarga abundante de líquido comienza en este punto, la vejiga fetal puede dañarse y el médico determinará cómo se está escapando el líquido amniótico. Dependiendo de los resultados del estudio, se construyen más tácticas de acción.

Manipulaciones adicionales

La prueba médica para detectar fugas de líquido amniótico consiste en determinar el nivel de pH de la vagina. Si el medio es normal, se detectará una alta acidez. Con la pérdida de líquido amniótico, se vuelve débilmente alcalino o neutro. Este método también le permite determinar la presencia de varias enfermedades infecciosas.

A menudo, un obstetra realiza una citología, una prueba especial para el líquido amniótico. Se aplica una sustancia desmontable al vidrio. Después del secado, se determina que se trata de: agua o secreciones fisiológicas. La técnica no se utiliza a las 40 semanas.

Si los médicos justifican sus sospechas, al final se realiza un examen de ultrasonido para determinar la cantidad exacta de líquido amniótico. Si su volumen es inferior a lo normal, se diagnostica bajo nivel de agua.

Factores de riesgo

  • Lesiones infecciosas del tracto genital, que ocurrieron antes del inicio del embarazo o en las primeras etapas.
  • Malformaciones del útero (en su mayoría congénitas).
  • Insuficiencia cervical. El cuello uterino está bien cerrado y no puede hacer frente a la presión de un feto en crecimiento.
  • Mucha agua El diagnóstico se realiza después de la ecografía.
  • Biopsia coriónica, cordocentesis, amniocentesis. Trastornos genéticos.
  • Lesión mecánica recibida a la espera de un bebé.
  • Insuficiente presión de la parte de presentación del feto. Se observa con mayor frecuencia en mujeres con una pelvis estrecha y en presencia de anomalías de su desarrollo.
  • Embarazo múltiple.

¿Cuál es la norma?

El embarazo y el parto saludables implican la siguiente secuencia de eventos: cuando ocurren las semanas 38, 39, 40 de gestación, en cualquier momento puede comenzar el parto. Cuando se produce una de las contracciones, la burbuja, en la que se encierra el líquido amniótico, se rompe y salen en una corriente. Si esto no sucede, el obstetra realiza una punción forzada, que se llama amniotomía.

Clasificación

Dependiendo del momento en que se produce la ruptura y de cómo se fuga el líquido amniótico, se ha desarrollado la siguiente clasificación:

  • Oportuna Comienza al final del primer período genérico con la divulgación completa o casi completa del cuello uterino.
  • Prematuro Cuando llega la semana 39, 40 de embarazo, antes del inicio de una actividad laboral estable.
  • Temprano Goteo en el proceso de parto, pero antes de la apertura del cuello.
  • Tardío Ocurre debido a la alta densidad de las membranas fetales. La salida comienza en el segundo período genérico.
  • Conchas de alta brecha. Ocurre a un nivel por encima del cuello uterino cuello uterino.

Idealmente, la descarga debe ser oportuna. Pero en las condiciones del embarazo a término, cuyo período excede las 37 semanas, cualquier opción puede ser favorable, si al final se desarrolla una actividad laboral normal. Tal condición se considera peligrosa si el período es inferior a 37 semanas.

¿Qué es la fuga peligrosa?

Para comprender todas las consecuencias que amenaza la ruptura prematura, es necesario comprender las funciones que conlleva el líquido amniótico:

  • Barrera a la infección. La infección a través de los genitales maternos puede llegar al bebé en forma vertical.
  • Evitar la compresión del cordón umbilical. El agua ayuda a crear un flujo de sangre libre para el bebé.
  • Función mecánica. El feto recibe protección contra influencias externas negativas, como sacudidas o caídas. Las condiciones para la libre circulación del bebé.
  • Ambiente biológicamente activo. Entre la madre y el bebé hay un constante intercambio y secreción de sustancias químicas.

En caso de desarrollo de trastornos, todas las funciones sufren, pero la infección intrauterina se convierte en la complicación más peligrosa, ya que se producen fugas debido a la pérdida de integridad de las membranas fetales. Como resultado, se pierde la tensión del medio, se elimina la protección contra influencias externas y se viola la esterilidad. Los virus, bacterias, hongos pueden penetrar en el feto.

Si se detecta derrame ...

Si la ruptura ocurre en el segundo trimestre, puede causar que el feto se infecte con varias infecciones que pueden superar fácilmente todas las defensas. Tan pronto como el obstetra se asegura de que haya una fuga, se envía a la mujer para un diagnóstico de ultrasonido. Este estudio ayuda a determinar el grado de madurez del bebé en el útero. Si los riñones y el sistema respiratorio del feto están listos para funcionar completamente fuera del útero, se estimula el parto. Esto evita que el niño se infecte.

Si el feto no está listo para vivir de manera independiente, se toman medidas para prolongar el embarazo: los médicos esperan que el feto esté listo para el parto. La terapia es la siguiente:

  • La cita de los antibacterianos. Esto ayudará a prevenir la infección intrauterina.
  • Estricto reposo en cama. El descanso y una posición estable facilitan la terapia continua.
  • La vigilancia permanente de la salud, condición del niño, como importante se considera todos los días. El bebé tiene todas las posibilidades de crecer a un estado viable en el útero. Evaluación de su flujo sanguíneo, movimiento.
  • La madre pasa las pruebas de laboratorio, se mide la temperatura corporal.
  • En ausencia de signos de infección, la táctica de espera continúa. La vía aérea del niño puede estar preparada para un funcionamiento independiente, para el cual se pueden prescribir preparados hormonales. No es peligroso, todas las actividades están dirigidas a preservar la salud de la madre y el niño.

En lugar de conclusión

Las fugas de agua prematuras se pueden prevenir si una mujer con factores de riesgo apropiados realiza una profilaxis adecuada. Например, реализуется своевременное лечение цервикальной недостаточности, когда на шейку матки может быть наложен шов, вводится специальный акушерский пессарий.En algunos casos, se llevan a cabo terapias de preservación, sanación del tracto genital y otros posibles focos infecciosos (pielonefritis, caries, amigdalitis). El pronóstico más favorable es cuando se moldea en condiciones de embarazo a término. Sin embargo, la futura mamá no puede entrar en pánico, es deseable mantener la calma y seguir todas las instrucciones del médico.

Funciones del líquido amniótico.

El líquido amniótico asegura la actividad vital del feto en su conjunto. Entre sus principales funciones se encuentran las siguientes:

1. Comer un niño en desarrollo. La composición del líquido amniótico contiene una serie de nutrientes necesarios para el desarrollo normal del feto.

2. Mantenga la presión y temperatura requeridas en un nivel estable.

3. Protección del niño contra los efectos adversos. Gracias al líquido amniótico, se reduce la intensidad de varias presiones externas, sacudidas, etc.

4. Protección contra procesos infecciosos.

5. Crear condiciones para la libre circulación del bebé.

6. Protección contra el ruido excesivo.

Normalmente, el agua intrauterina se desvía al establecer un parto regular y cierta dilatación cervical.

Hasta 20 semanas

Las principales razones para la descarga de agua en las primeras etapas del embarazo son:

  • infección fetal,
  • Desarrollo del proceso inflamatorio - corionamnionitis.

No existe un algoritmo de acción única para la descarga de agua en esta etapa del embarazo. En la mayoría de los casos, los médicos recomiendan el aborto. Si se puede salvar al niño, es muy probable que nazca con muchas patologías, que incluyen:

  • ceguera
  • parálisis cerebral
  • falta de audición
  • insuficiencia respiratoria grave.

En tales situaciones, los médicos prescriben un examen detallado, cuyos resultados llegan a una conclusión sobre la posibilidad de prolongar el embarazo y los riesgos existentes para el feto.

25–27 semanas

También situación desfavorable y muy peligrosa. La causa más común de fugas de agua durante este período de gestación son las infecciones urogenitales.

No hay un algoritmo de acción uniforme. En la mayoría de las situaciones, no es necesario pensar en un resultado favorable para un niño. Si tales niños sobreviven, crecen hasta quedar profundamente discapacitados. El médico informa a los padres sobre posibles escenarios individualmente de acuerdo con los resultados del examen.

Causas de fugas de agua.

La descarga temprana de agua intrauterina se asocia con varios factores dañinos que afectan al cuerpo del feto y las mujeres.

La causa más común es la infección uroital. Bajo su influencia, hay muchos cambios patológicos.

La fuga de líquidos también puede estar asociada con:

  • Procesos inflamatorios e infecciones en el útero, la vagina, el cuello uterino y la vejiga fetal.
  • insuficiencia cervical,
  • Alteración de los niveles hormonales, incluido el hiperandrogenismo. Por ello, muchas otras patologías pueden desarrollarse.

¿Qué es la peligrosa fuga de líquido amniótico?

El peligro de fuga de líquido depende del período en que ocurrió. Después de 36 semanas, tal fenómeno, aunque no se considera normal, no es un peligro excesivo para el niño.

Aquí lo principal es detectar el problema a tiempo y tomar las medidas necesarias. Por lo general, los médicos simplemente estimulan artificialmente el parto o usan otros métodos de parto.

Si la paciente va al hospital a tiempo, y la cavidad de su útero no está infectada, los médicos intentan prolongar el embarazo todo lo posible, utilizando las tácticas de esperar y ver mencionadas anteriormente.

Mucho más peligroso es la fuga de líquido en las primeras etapas, en la región de 20-25 semanas. Pero incluso en tales circunstancias, esta desviación no es un indicador obligatorio para la interrupción inmediata del embarazo.

El problema es que muchos pacientes no acuden al médico a tiempo para fugas de líquidos en las primeras etapas. Por lo general, ingresan en el hospital con infecciones ya desarrolladas y otras complicaciones, y en ocasiones incluso con fetos muertos.

En tales situaciones, el embarazo se interrumpe, y la mujer le recetó un tratamiento.

Por lo tanto, incluso si el agua comenzó a fluir por un período no especificado, la oportunidad de mantener el embarazo está presente.

Lo principal: detectar el problema de manera oportuna y tomar medidas para eliminarlo.

Síntomas y signos de fuga.

Determinar de forma independiente la fuga de fluido es bastante difícil. Los principales síntomas son los siguientes:

  • un aumento en el volumen de líquido liberado de la vagina al cambiar la posición del cuerpo o al hacer movimientos,
  • En presencia de una ruptura significativa de la burbuja amniótica, el líquido comienza a fluir literalmente. Una mujer embarazada no logra restringir el flujo incluso con una fuerte tensión de los músculos pélvicos,
  • con una pequeña ruptura de la burbuja, es posible confirmar la fuga de agua solo pasando las pruebas apropiadas. También hay pruebas caseras.

Familiarícese con los métodos disponibles de determinación médica y autodeterminación de fugas de líquido amniótico, que se describen a continuación.

Examen ginecologico

Extremadamente poco informativo, pero todavía ampliamente utilizado método. Durante el examen, el médico encuentra un líquido claro en el fórnix vaginal posterior. Se le pide al paciente que tosa. Si el líquido encontrado es líquido amniótico, comenzará a gotear del canal cervical.

El principal inconveniente es que con dicho examen, el líquido amniótico se puede confundir con el esperma, la orina, las excreciones naturales y otros líquidos.

Microscopia de frotis

Tampoco es el método más confiable. Se toma una muestra de líquido y se coloca en un portaobjetos de vidrio. Al secarse, el líquido cristaliza y se crea un patrón que se parece a las hojas de helecho en el vidrio.

El principal inconveniente - un patrón similar aparece en el caso de la presencia de impurezas de esperma en el frotis.

Se utiliza más a menudo. Es considerado uno de los métodos más efectivos para determinar la ruptura de las membranas amnióticas.

Se realiza una punción en la superficie del abdomen del paciente para inyectar una solución de índigo carmín. Media hora más tarde, se inserta un hisopo de algodón en la vagina. Si está manchado, hay fugas.

El método es preciso, pero caro y doloroso. La principal desventaja es la posibilidad de infección, sangrado y otros problemas que pueden afectar el curso normal del embarazo e incluso llevar a su terminación. Las complicaciones graves ocurren en aproximadamente 1 de cada 2 a 50 a 300 casos.

Prueba con una hoja seca

La prueba más fácil y más común. Le permite distinguir el líquido amniótico de la descarga simple, cuyo volumen aumenta hacia el final del embarazo.

La secuencia de acciones es la siguiente:

  • embarazada va al baño
  • lavado y borrado
  • se acuesta sobre una sábana seca (también servirá un pañal o un paño limpio y seco),
  • esperando unos 15 minutos.

Si durante el tiempo especificado aparecen trazas húmedas en la hoja, hay una fuga de agua.

Amnio mas frutoso

Método moderno de determinación domiciliaria de fugas intrauterinas. Con esta prueba puede distinguir el agua intrauterina de la orina y el flujo vaginal.

La prueba está equipada con un indicador colorimétrico especial, pintado en amarillo. Cuando interactúa con un entorno de pH alto, el indicador se vuelve verde azulado. En condiciones normales, el pH de la vagina no excede de 4.5. Un indicador similar para el líquido amniótico es aproximadamente 7. El indicador cambia de color cuando entra en contacto con líquidos cuyo pH excede de 5.5.

La prueba es reconocida como lo suficientemente precisa. Al mismo tiempo es extremadamente fácil de usar. La comprobación se realiza de la siguiente manera:

1. La prueba se retira de la bolsa de aluminio. Es importante que sus manos estén limpias y secas.

2. La almohadilla está pegada a la ropa interior de modo que el indicador amarillo se encuentre frente a la entrada de la vagina. La prueba se puede dejar durante 12 horas, así como una junta ordinaria. También puede eliminarse antes, ante la primera sensación de fuga de agua.

3. Después de que aparece la sensación de fuga, o después de 12 horas, la prueba se retira de la ropa interior.

4. Se comprueba el color del indicador. Si ha cambiado a verde azulado, necesita buscar ayuda médica.

La prueba no solo es fácil de usar y precisa, sino que también es relativamente económica. El costo promedio es de unos 3 50-400 rublos. La herramienta es popular, por lo que puede comprarla en casi todas las farmacias.

Cómo distinguir el agua intrauterina de la orina y la descarga.

A menudo, las mujeres embarazadas identifican erróneamente la pérdida de líquido, confundiéndola con la orina y las secreciones vaginales simples, cuyo volumen puede aumentar significativamente más cerca del final del embarazo.

Los métodos para la autodeterminación de fugas se dieron en la sección anterior. En general, es extremadamente difícil distinguir el líquido amniótico del flujo vaginal y la orina sin asistencia médica. Por lo tanto, si existe una sospecha del problema en cuestión, comuníquese de inmediato con el hospital y siga las instrucciones médicas.

¿Qué hacer si se detecta una fuga prematura de aguas fetales?

La ruptura del líquido indica daño a las membranas de la fruta. Esto, como ya se mencionó, puede llevar a consecuencias extremadamente adversas.

Si el problema se encuentra en casa, debe consultar inmediatamente a un médico y, mejor aún, llamar a una ambulancia.

Si un médico detecta un problema, le recetará un tratamiento y le dará recomendaciones de acuerdo con la situación particular.

Tratamiento de fugas de aguas fetales.

El orden de tratamiento se designa de acuerdo con el término y las características de la situación.

Los embarazos que duran menos de 20 a 22 semanas en la mayoría de las situaciones no se pueden salvar.

Si el líquido comienza a fluir después de 20 a 22 semanas, los médicos hacen los máximos esfuerzos para salvar el embarazo. El método principal, como se señaló, es esta es una táctica de espera. Está dirigido a prolongar el embarazo para que el niño tenga la máxima posibilidad de nacer a término y saludable.

Para prevenir el parto prematuro, los médicos suelen recetar tocolíticos para el paciente.

Se crean condiciones especiales para mantener embarazada. En primer lugar, se le prescribe reposo en cama en una cámara estéril. Cada cuatro horas, el paciente mide la frecuencia del pulso y la temperatura. Diariamente se extrae sangre por el contenido de leucocitos.

El volumen y la calidad del agua liberada se verifican regularmente. Cada cuatro horas, la enfermera cambia el pañal. La descarga vaginal se realiza a intervalos de 5 días. La condición del feto se comprueba mediante cardiotocografía.

Si el problema aparece antes de la semana 34 de embarazo, se pueden recetar glucocorticoides. Se utilizan para prevenir el desarrollo del síndrome de angustia en un niño.

Si no fue posible prevenir la aparición de corianamnionitis, o si se detectó deterioro del feto, el médico puede prescribir antibióticos. También habrá una elección del modo de entrega, apropiado en una situación particular.

En caso de secreción de líquidos en el embarazo a término sin contracciones, el médico puede prescribir la inducción del parto o recomendar tácticas de espera hasta el parto natural. Más comúnmente, se realiza la estimulación con oxitocina. Permite a una mujer embarazada ingresar al parto más rápido.

Prevención de fugas de líquido amniótico.

Para prevenir la ruptura prematura del líquido amniótico, los médicos recomiendan:

  • Eliminar cualquier foco de infección. Estas incluyen enfermedades del sistema genitourinario, pielonefritis, enfermedades de los dientes, amigdalitis y otros problemas,
  • tratar oportunamente la insuficiencia cervical,
  • Tomar medidas para eliminar el riesgo de aborto. Para esto, a las mujeres embarazadas se les prescribe terapia de retención.

Cuanto antes haga esto, mayores serán las posibilidades de preservar el embarazo y dar a luz a un bebé a término.

Información general

El embrión dentro del útero materno todos los nueve meses se desarrolla en su propio "mundo", que en realidad es una vejiga fetal pequeña (amnios). Está lleno de una sustancia nutricional especial. Este es el llamado líquido amniótico (de lo contrario, líquido amniótico). Se actualizan constantemente, de modo que el interior del útero crea el ambiente más cómodo para el bebé. En el caso de un curso normal de embarazo, la membrana amnional se rompe sola en la primera etapa del parto, cuando el cuello uterino comienza a abrirse gradualmente. Sin embargo, muy a menudo la integridad de la burbuja es violada mucho antes. Las fugas de agua durante el embarazo, según los expertos, pueden ocurrir incluso en el primer trimestre.

El papel del líquido amniótico.

  1. Protección del cordón umbilical contra la compresión entre las paredes de la vagina y el cuerpo del niño.
  2. Proporcionar protección inmune.
  3. Protección del feto de diversos tipos de efectos mecánicos.
  4. Aislamiento hermético de los efectos de las infecciones.
  5. Termorregulación.
  6. Prevención del sangrado.

La naturaleza se aseguró de que todas las conchas permanecieran herméticas hasta el momento en que nació el bebé. Sin embargo, debido a algunos factores, la burbuja ocurre a menudo, lo que conduce a la fuga de agua durante el embarazo.

¿Por qué se produce la rotura de membranas?

  1. Diversas enfermedades infecciosas / inflamatorias en el área genital. Las toxinas secretadas por bacterias conducen consistentemente a un adelgazamiento de las paredes de la vejiga fetal en sí misma, aparecen microcracks. Muy a menudo, las mujeres embarazadas no son conscientes de la presencia de tales dolencias, pero incluso la disbiosis más común puede causar este problema.
  2. Malos hábitos En las mujeres que fuman y abusan de las bebidas alcohólicas, la pérdida de líquido amniótico se diagnostica varias veces más a menudo.
  3. Embarazo múltiple.
  4. Insuficiencia cervical. En el caso de esta patología, el cérvix en sí no está completamente cerrado. Después de algún tiempo, la vejiga fetal comienza a hincharse directamente en el canal cervical. Como resultado, puede infectarse fácilmente y explotar incluso con poco esfuerzo.

Posibles peligros

Como se señaló anteriormente, el líquido amniótico desempeña el papel de protección integral, es decir, protege al bebé de la mayoría de los peligros. Si no es suficiente, pueden ocurrir complicaciones muy serias. A continuación se muestran algunos de ellos.

  1. Desprendimiento placentario. En ausencia de hospitalización de emergencia, la probabilidad de preservar el feto es excesivamente baja.
  2. En el primer trimestre, la fuga de líquido amniótico puede causar la muerte fetal fetal.
  3. Asfixia fetal. En el futuro, debido a trastornos metabólicos en el niño, se puede producir una encefalitis isquémica.
  4. Los bebés prematuros son muy propensos a desarrollar síndrome de angustia. Este problema ocurre debido a que los pulmones están poco desarrollados y no se produce surfactante en ellos.

Sobre la base de lo anterior, queda claro que la búsqueda de ayuda calificada es simplemente necesaria para un problema como la fuga de agua durante el embarazo.

Según los expertos, la forma más fácil de diagnosticar la presencia de patología en los últimos
meses El hecho es que en este momento el volumen de líquido amniótico es de aproximadamente 1,5 litros. En este caso, es difícil no notar la filtración, ya que la naturaleza del flujo vaginal varía. Se vuelven más abundantes e incluso de consistencia líquida, la mujer comienza a sentir regularmente la humedad en su ropa interior.

Para detectar la pérdida de líquido amniótico en las primeras etapas, una mujer embarazada debe prestar mucha atención a la cantidad y la apariencia del flujo vaginal. Es importante tener en cuenta que el líquido amniótico no difiere en color o olor característico.

En el hogar, es posible detectar la fuga de agua durante el embarazo por medio de la tira de tela más habitual, que debe colocarse en ropa interior. Si una mancha húmeda e incolora aparece regularmente en ella, es más probable que ocurra este problema. Los trazadores de líneas higiénicos convencionales no son adecuados para una inspección de este tipo, ya que se caracterizan por una absorción relativamente rápida.

¿Cómo identificar fugas usted mismo?

La medicina moderna no se detiene. Hoy, en casi todas las farmacias, puede comprar una prueba especial, que en pocos minutos determinará la presencia o ausencia de este problema. Su costo es bajo y una amplia variedad de marcas le permite comprar la opción más adecuada. La prueba de fugas de líquido amniótico, como regla general, consiste en un indicador de tira, un vial con un reactivo y un tampón. Inicialmente, el uso de un tampón es la acumulación de flujo vaginal. Luego se debe colocar en una botella y agitar ligeramente. En la etapa final, la barra indicadora se baja en ella. Dos líneas indican que hay una brecha, una: no hay brecha. Si una de las franjas tiene un tono rosado bastante débil, todavía hay una ligera fuga.

Métodos de diagnóstico estándar

  1. Examen ginecológico. En este caso, el especialista le pide al paciente que tosa para crear presión sobre la vejiga fetal. En el caso de un avance, el médico podrá determinar visualmente la presencia de agua en la vagina.
  2. Un frotis especial también ayuda a confirmar la pérdida de líquido amniótico durante el embarazo. Врач наносит образец выделений на предметное стекло. Так, если в нем имеется амниотическая жидкость, то впоследствии при кристаллизации она создаст на стекле особый рисунок, который внешне напоминает лист папоротника.
  3. Examen de ultrasonido. Este método le permite determinar la presencia de un problema, pero solo al final del embarazo.
  4. Introducción de un tinte seguro durante el procedimiento de amniocentesis. El especialista introduce un tinte seguro en el amnios, que tiñe directamente el líquido amniótico. Luego, después de aproximadamente 30 minutos, se inserta un tampón en la vagina. Si hay una fuga de agua durante el embarazo, los signos serán visibles inmediatamente (el tampón se manchará). Este método es uno de los más informativos, pero no siempre es seguro para el feto.

Manejo del embarazo

Actualmente, hay dos opciones para el manejo de mujeres embarazadas con este
un problema

Embarazo hasta 37 semanas.

En este caso, trate de mantener el embarazo el mayor tiempo posible. Una mujer es hospitalizada de forma obligatoria y colocada en un bloque de barras estéril, donde se lleva a cabo un control constante del feto. A las futuras madres se les prescriben antibióticos y medicamentos tocolíticos que previenen la reducción espontánea del útero. Si la condición del bebé en el útero empeora, se observa una infección, el parto se lleva a cabo en caso de emergencia.

Si, por ejemplo, el agua goteaba durante un período de 39 semanas de gestación, entonces la mujer también es hospitalizada y monitoreada. La estimulación del trabajo de parto se recomienda solo si la condición del feto por alguna razón se ha deteriorado drásticamente.

Posibles consecuencias

Si la fuga de líquido amniótico ocurrió en poco tiempo, el daño a la vejiga puede provocar una infección en el bebé e incluso su muerte. En el proceso de exámenes de diagnóstico en diferentes trimestres, los médicos deben realizar un análisis de agua para determinar el grado de madurez de los órganos internos del niño. Si su desarrollo es normal y el bebé puede existir independientemente fuera del útero, los médicos, en general, deciden estimular el parto. Esta medida es necesaria para evitar la infección posterior del feto.

Además, para el tratamiento de este problema, los expertos recomiendan reposo en cama y descanso constante. Las mujeres reciben antibióticos para prevenir la propagación de la infección y otras drogas cuyo principal propósito es detener el parto si el feto aún no está listo para el parto.

Cómo determinar la fuga de líquido amniótico

La fuga de líquido amniótico se produce debido a daños en el revestimiento del útero. Cuanto más fuertes son las grietas y las roturas, más líquido sale. Además, la cantidad de flujo de líquido amniótico se ve afectada por la altura del fondo del útero.

Por lo tanto, si las grietas son muy pequeñas, entonces el líquido amniótico se pierde muy poco, y esta pérdida es bastante difícil de notar. Y para notar esta fuga de agua, se crearon 4 formas:

  • Microscopía de frotis. El líquido amniótico seco cristaliza y forma un patrón similar a las hojas de helecho. Si el análisis en el vidrio resulta tal imagen, entonces el agua está goteando.
  • Prueba de nitrazin. Esta prueba determina el pH vaginal. Si el análisis en la vagina es un medio neutro o ligeramente alcalino, entonces hay una fuga de agua, en el ambiente normal debe ser ácido. Este análisis puede llevarse a cabo en el hogar y la prueba en sí se vende fácilmente en farmacias.
  • Prueba de proteína-1. Con este análisis, se realiza una búsqueda de un determinado tipo de proteína, que está contenida solo en el líquido amniótico.
  • Prueba de A-microglobulina-1. Este elemento también se encuentra solo en el líquido amniótico. Es bastante fácil de detectar cuando hay fugas de agua debido a su contenido significativo en ellas.

Los 2 primeros análisis no siempre dan el resultado correcto, ya que Varios componentes de la orina, las secreciones vaginales y los residuos de esperma pueden afectar la reacción. Además, cuanto más tiempo haya pasado desde la ruptura de las membranas del útero, menos informativas serán estas pruebas.

El resultado más preciso y correcto dará pruebas de proteína 1 y microglobulina 1. En tales pruebas, las diversas secreciones se distinguen fácilmente del líquido amniótico. Además, se han inventado anticuerpos monoclonales especiales para estos estudios, que no reaccionan a ningún otro tipo de excreción a excepción del líquido amniótico.

El motivo de la fuga de agua.

Como se señaló anteriormente, la fuga de líquido amniótico se produce debido a grietas y desgarros en la cáscara de las paredes del útero. ¿Por qué se forman?

  • Infecciones que afectaron el líquido amniótico, así como inflamación de los genitales de la mujer embarazada. Tal razón a menudo ocurre durante el embarazo prematuro. El cuello uterino madura prematuramente, lo que provoca la liberación de ciertas sustancias que contribuyen al ablandamiento de las membranas del óvulo y al desprendimiento de la placenta. Es muy peligroso para la futura madre y su hijo, no solo por su salud, sino también por su vida en general, porque Puede provocar hipoxia fetal y hemorragia uterina.
  • La posición incorrecta del feto y la pelvis estrecha de la madre. Aquí la fuga de agua no es tan peligrosa, porque Ocurre ya durante el parto en sí, pero las complica y las ralentiza, el útero se abre muy lentamente. Y debido a que la mayor parte del agua está en el fondo de la burbuja, la cáscara está fuertemente desgarrada.
  • Insuficiencia cervical, una insuficiencia istmico-cervical diferente. El bulto de la vejiga fetal, debido a que la parte inferior se expone fácilmente a diversas infecciones, e incluso un esfuerzo físico menor puede conducir a su ruptura. Esta deficiencia afecta al 25% de las mujeres embarazadas en el último trimestre.
  • Malos hábitos: alcoholismo, tabaquismo, drogadicción.
  • Varias enfermedades de las mujeres, como anemia, enfermedades del tejido conectivo, pérdida de peso.
  • Embarazo múltiple.
  • Desarrollo anormal del útero (cerviz corto, tabique uterino) y del feto.
  • Enfermedades tan graves como la colpitis, tumores en el cuerpo del útero (malignos y benignos), endocervicitis.
  • Se realizaron pruebas adicionales en una mujer embarazada, como la recolección de líquido amniótico o la biopsia de vellosidades coriónicas.

¿Cuáles son los efectos de la fuga amniótica?

El tipo y el grado de complicación están influenciados por el período en el que se detectó la fuga, así como la rapidez con la que se detectó y se tomó bajo el control del médico tratante. La fuga de líquido amniótico puede llevar a lo siguiente:

  • Actividad laboral anómala: gran debilidad durante el parto, parto prolongado o, a la inversa, parto demasiado rápido. Ambos tienen un efecto negativo tanto en la madre como en el niño.
  • El desprendimiento prematuro de la placenta y el sangrado abundante, que puede provocar isquemia de la glándula pituitaria o amputación del útero.
  • Complicaciones de los procesos infecciosos e inflamatorios en el futuro bebé y su madre, que ocurren en una cuarta parte de las mujeres debido a una infección intraamniótica. También en el 12% de las complicaciones continúan después del parto, como se expresa en la endometritis posparto.
  • Complicaciones graves para el feto: hipoxia y asfixia. Posteriormente, se puede desarrollar encefalitis isquémica o pancreatitis, cuyo tratamiento es bastante complicado y largo, si es que es posible.
  • Síndrome de dificultad respiratoria. Ocurre con mayor frecuencia en el parto prematuro, cuando los niños ligeros aún no están completamente formados y no pueden desaparecer debido a la falta de surfactante.

Todas las consecuencias de la fuga de líquido amniótico son muy graves y peligrosas, lo que requiere una apelación inmediata al médico tratante y la designación de un tratamiento de calidad. En primer lugar, estos problemas requieren una terapia antibacteriana en las primeras etapas, de modo que las infecciones infectadas no tengan tiempo para llegar al útero y al feto. Si las fechas límite son posteriores y el niño está casi formado, entonces cuando el líquido amniótico tiene una fuga, solo hay un propósito: la inducción artificial del parto.

Es muy importante tener tiempo para consultar a un médico y comenzar el tratamiento, en cuyo caso aún se puede salvar el embarazo. Si se refiere descuidadamente al problema que ha surgido, entonces el embarazo deberá interrumpirse debido a un peligro excesivo para la vida no solo del futuro bebé, sino también de la madre.

¿Cómo lidiar con las fugas de agua?

Además de las consecuencias de la fuga de líquido amniótico, la elección del tratamiento para esta enfermedad peligrosa depende del grado de daño en las paredes del útero y del volumen de líquido amniótico.

  • En el primer trimestre, si no tienen tiempo para notar la fuga de líquido amniótico, en el 90% de los casos el caso se resuelve mediante un aborto.
  • En el segundo y tercer trimestres, el médico prescribe un tratamiento de hospitalización para una mujer embarazada. El hospital supervisa constantemente la salud de la futura madre y su bebé, y el desarrollo de la situación. En este momento, cada día que pasa el bebé en el útero sin excesos es muy valioso y tiene una gran influencia en el desarrollo completo del feto. Cuanto más cerca esté el parto natural y de término, más nacerá un bebé sano y fuerte. Si se ha filtrado una gran cantidad de líquido amniótico, pero no han pasado otras 6 horas después de eso, el médico a cargo prescribe antibióticos a la mujer embarazada, que previenen la infección del feto en ausencia de protección del líquido amniótico.
  • Si se produce una fuga de líquido amniótico (el volumen y la frecuencia aumentan) y pronto provocará la ruptura de la vejiga, el médico prescribe con urgencia una resolución artificial del parto. Si después de una punción especial y una fuga de líquido amniótico, las contracciones no comenzaron dentro de las tres horas, se inyectan por vía intravenosa preparaciones especiales para estimular el parto y acelerar la maduración del cuello uterino. Pero, más a menudo, si la actividad laboral no comienza, entonces se realiza una cesárea no programada.

Recuerde que cuando el líquido amniótico tiene una fuga, una mujer embarazada no puede hacer nada por sí misma, así que no intente resolver el problema sin los médicos. Cuando el líquido amniótico tiene fugas, es necesario seguir estrictamente todas las instrucciones del médico que lo atiende y seguir todas las recomendaciones que se les dan.

Prevención que ayuda a proteger contra fugas de líquido amniótico.

Si no puede ayudarse con la fuga de agua, puede protegerse de esta dolencia incluso antes de que ocurra siguiendo estas recomendaciones:

  • preparación adecuada y oportuna para el embarazo: visitas periódicas al ginecólogo y realización de los exámenes necesarios seis meses antes de planificar el embarazo, detección oportuna y tratamiento de diversas infecciones,
  • Régimen de día correcto y buena nutrición y dieta.
  • Tratamiento antiséptico regular del tracto genital y otras membranas mucosas, higiene básica, tanto antes como durante el embarazo.

Recuerde que durante el embarazo debe controlar cuidadosamente su salud y, en caso de sospecha mínima, debe informar el malestar a su médico. Si sospecha de su estado de salud, no dude en consultar a su médico para que le hagan pruebas adicionales si tienen indicaciones especiales. Después de todo, incluso una dolencia menor puede ser un obstáculo serio para la crianza y el nacimiento de un niño sano.

¿Qué significa la fuga de líquido amniótico? ¿Cuál es el peligro y qué tan peligrosa es la patología?

La fuga de líquido amniótico determina la ruptura no masiva del líquido amniótico en relación con la violación de la integridad de las membranas de la vejiga fetal. Esto significa que, por alguna razón, han aparecido microcracks y / o desgarros laterales en las membranas fetales, a través de las cuales se filtra el líquido amniótico.

Además, las fugas a través del daño por agua pueden ser tan escasas en porciones que una mujer puede no reconocer pronto la fuga que ha comenzado por la aparición de descargas y sensaciones. A menudo, esto puede ser difícil incluso durante un examen pélvico y requiere procedimientos de diagnóstico especiales.

Sin embargo, un fenómeno oportuno y seguro se considera solo la descarga de agua en el primer período del parto durante el embarazo a término.

En todos los demás casos, la aparición de fugas es una patología y, en este punto, las tácticas médicas adicionales para el manejo del embarazo dependen del grado de desarrollo del feto, así como de las consecuencias perjudiciales de esta patología para el futuro bebé.

Desafortunadamente, no siempre es posible determinar exactamente qué factores provocaron la fuga de líquido amniótico, aunque este es un punto importante para establecer un tratamiento productivo y prevenir algunas otras complicaciones del embarazo causadas por las mismas razones.

Según las observaciones de los médicos, se considera que una variedad de causas son los principales factores de riesgo para el desarrollo prematuro de la fuga de líquido amniótico.

Estos son procesos infecciosos, inflamatorios que fluyen en el cuerpo de la futura madre, principalmente genitales. Dichas enfermedades conducen a la maduración temprana del cuello uterino, al reblandecimiento de las membranas de la vejiga fetal y al desprendimiento de la placenta.

Infección de las membranas amnióticas, lo que lleva a una violación de su estructura y, además, a su perforación con fugas y descarga temprana de agua.

Pelvis clínicamente estrecha: se manifiesta durante el parto, cuando la parte que presenta el cuerpo no puede "estrellarse" contra el anillo pélvico de la mujer debido al tamaño predominante.

Al mismo tiempo, incluso antes de una dilatación suficiente del cuello uterino, todo el volumen del líquido amniótico se precipita a la parte inferior de la vejiga fetal, cuyas paredes se rompen bajo dicha presión. Con las tácticas médicas del parto correctamente elegidas, dicha filtración no representa una amenaza grave para la madre y el niño.

Comportamiento anormal del cuello uterino durante el embarazo: una complicación, cuyo riesgo se encuentra en cualquier etapa del embarazo, más a menudo en la segunda mitad.

Al mismo tiempo, el cuello uterino se acorta prematuramente, se ablanda y se abre ligeramente, y la vejiga fetal se vuelve vulnerable a las influencias externas, incluida la infección.

La infección adherida, en este caso, destruye el colágeno en la estructura de las membranas fetales, debilitando así su fuerza y ​​elasticidad. El líquido amniótico comienza a fluir a través de las paredes afectadas de la vejiga fetal.

Varios métodos de diagnóstico, que incluyen la punción de la vejiga fetal o la ingesta de vellosidades coriónicas (por ejemplo, biopsia coriónica, amniocentesis, cordocentesis). En casos raros, tales manipulaciones pueden causar la ruptura de las membranas.

  • Embarazo múltiple.
  • Polywater
  • Lesiones mecánicas del abdomen en la caída o fuerte shock.

También hay futuras madres que tienen hábitos dañinos, como fumar, adicción al alcohol, tomar drogas.

Signos y sintomas

La intensidad de la fuga de líquido amniótico depende del grado y la naturaleza del daño a las membranas de la vejiga amniótica.

Por lo tanto, es muy fácil confundir la descarga de líquido amniótico del tracto genital con un aumento de la secreción vaginal o incontinencia urinaria, que a menudo ocurre durante el embarazo, especialmente en períodos tardíos.

Sin embargo, la mamá atenta puede alarmarse por los siguientes síntomas, que son característicos de la fuga de líquido amniótico:

  • el cambio en la naturaleza de la descarga: se vuelven más acuosos, abundantes y frecuentes,
  • El líquido amniótico normalmente no tiene color,
  • durante los movimientos bruscos, se dobla, se tose, se ríe, se produce una salida de líquido de la vagina,
  • disminuye la altura de reposo de la barriga y su volumen, con la pérdida de grandes cantidades de agua,
  • Durante media hora después del vaciado completo de la vejiga, la humedad del tracto genital continúa exudando, ya que la fuga de líquido amniótico es un proceso continuo.

Cómo diagnosticar fugas amnióticas: pruebas, pruebas y procedimientos

Para el autodiagnóstico de fugas de líquido amniótico en el hogar, existen pruebas especiales.

Debe fijarse en la ropa interior, así como en una toalla sanitaria y usarse durante 12 horas.

El indicador de inserción reacciona a un cambio en el valor de pH de las secreciones del tracto genital; en caso de que el indicador tiende a valores más altos que los neutros (en la dirección del pH alcalino), el inserto cambia de color.

Las pruebas modernas de este tipo excluyen los resultados falsos posibles al reaccionar con la orina.

Sin embargo, el resultado puede estar distorsionado por, por ejemplo, el esperma presente en la descarga después del coito con un compañero o una infección de unión, etc.

Basado en la interacción de muestras de frotis vaginal tomadas con un hisopo de algodón estéril y disueltas en un tubo de ensayo con un relleno especial, con anticuerpos contra proteínas específicas del líquido amniótico contenido en la tira de prueba de la tira.

Actualmente, hay dos tipos de pruebas de este tipo, de las cuales la más confiable es la prueba de anticuerpos contra la microglobulina α1 placentaria. Usando tal prueba, es posible diagnosticar la fuga de líquido amniótico con absoluta certeza, independientemente de los síntomas.

En una institución médica, la fuga de líquido amniótico también se puede determinar mediante análisis:

  • Examen microscópico de un frotis vaginal.

Следы амниотической жидкости при высыхании проявятся на стеклянной поверхности особым кристаллическим рисунком (в виде листьев папоротника). Достоверность результатов этого метода весьма низкая, так как они могут быть искажены наличием в мазке следов спермы, мочи и т. д.,

La punción de las membranas del líquido amniótico se realiza para teñir el líquido amniótico con un tinte seguro, a fin de determinar si hay líquido amniótico en ellas mediante la tinción adecuada de las secreciones vaginales.

Dicha medida de diagnóstico, como una inspección en los espejos de la bóveda posterior de la vagina para detectar la acumulación de líquido amniótico, no es muy informativa, ya que otras secreciones o residuos del líquido seminal de la pareja se pueden tomar como agua.

Durante una ecografía, solo puede detectar un signo indirecto de fuga de líquido amniótico, como un retraso en el nivel de líquido amniótico para una edad gestacional determinada, lo que no siempre es indicativo de una fuga.

La importancia del diagnóstico oportuno de la fuga de líquido amniótico es que la futura madre reciba asistencia médica lo antes posible para retrasar la aparición de los efectos negativos de la fuga de líquido amniótico para el feto y el progenitor, lo cual puede ser muy deplorable.

El peligro de fuga de líquido amniótico en el embarazo temprano y tardío

La fuga de líquido amniótico puede tener consecuencias muy peligrosas, especialmente debido a su causa raíz: el daño a las membranas de la membrana del feto. Los más frecuentes y peligrosos:

  • Ruptura prematura de las membranas fetales bajo la presión del fluido que fluye.
  • Infección intrauterina del feto y desarrollo de complicaciones infecciosas en mujeres.

Si las medidas necesarias no se han tomado de manera oportuna, los procesos infecciosos e inflamatorios que afectan a la mujer y al feto se desarrollan dentro de las 36 horas, sin excepciones.

  • inicio prematuro del parto, que a menudo se asocia con complicaciones obstétricas, como:
    • hemorragia por desprendimiento placentario prematuro,
    • Entrega rápida o, por el contrario, prolongada (debido a la debilidad del trabajo).

El nacimiento de un feto sin preparación también puede estar cargado de:

  • el desarrollo del síndrome de dificultad respiratoria del recién nacido - la incapacidad de los pulmones para funcionar,
  • Hemorragia cerebral en el período neonatal temprano.
  • la falta de oxígeno del feto, hasta la asfixia debida a la compresión del cordón umbilical durante la expulsión de una gran cantidad de agua y su pérdida, o debido a un desprendimiento prematuro de la placenta,
  • Deformidad física del feto debido a la compresión de su útero debido a la pérdida de una gran cantidad de líquido amniótico y un largo período anhidro.

La gravedad de las consecuencias de la fuga de líquido amniótico al feto depende en gran medida de la duración del embarazo en el momento de esta patología.

El mayor peligro es la fuga de líquido amniótico en el embarazo temprano, ya que el proceso de liberación del líquido amniótico no se puede revertir, y es extremadamente difícil restringir el desarrollo de consecuencias negativas para el feto durante mucho tiempo.

Por lo tanto, si el líquido amniótico comienza a exudar durante un período de hasta la semana 22 a 24, entonces el embarazo no puede ser sostenido. Debido al inevitable desarrollo de las consecuencias de varios tipos, ya sea médicamente indicado el aborto espontáneo o el aborto para preservar la vida y la salud de la madre.

En períodos posteriores, dependiendo de la gravedad de la fuga, sujeto a la detección oportuna de patología y hospitalización en una institución médica, sujeto a un estricto reposo en cama, así como con el favor del destino, el pronóstico de tener un embarazo antes del término del feto y preservar la salud del niño y la madre puede ser Más o menos favorable.

Después de la semana 37, cuando el feto se define como maduro, el comienzo de la fuga de líquido amniótico, por regla general, implica el inicio del parto durante las próximas 72 horas. Al mismo tiempo, la fuga de líquido amniótico detectada a tiempo no representa un gran peligro para la madre y el feto.

Los principales métodos de tratamiento.

Curar la fuga de líquido amniótico, es decir, eliminar su causa, no es posible.

Por lo tanto, las tácticas médicas, según el grado de madurez del feto, las manifestaciones de esta patología y la presencia de complicaciones asociadas con él, pueden ser las siguientes:

  • La estimulación del parto y el cuidadoso parto se muestran en los siguientes casos:
  • en el embarazo a término (después de 37 semanas),
  • en alto riesgo de desarrollar complicaciones del embarazo y el parto debido a la integridad de las membranas,
  • con el desarrollo de complicaciones del embarazo,
  • Al deterioro de la condición de la fruta, etc.

Como método de parto efectivo para indicaciones médicas, se puede seleccionar una cesárea.

Muy a menudo, los médicos tratan de mantener el embarazo el mayor tiempo posible.

El embarazo prolongado hasta el período máximo posible se usa si el embarazo es prematuro (hasta 37 semanas) y al mismo tiempo:

  • no marcó el inicio del parto prematuro,
  • No hay otras contraindicaciones para las tácticas de espera que violan la integridad de las membranas fetales.

Para que la futura madre no pierda el embarazo y prepare al bebé tanto como sea posible para el parto, y también para minimizar la amenaza de complicaciones para la condición del feto y su salud, no puede prescindir de tomar medicamentos y un régimen especial para pacientes hospitalizados:

  • Para prevenir la infección intrauterina del feto y el desarrollo de la inflamación de las membranas fetales, la mujer recibe terapia intensiva con antibióticos.
  • Para prevenir el desarrollo del parto prematuro, al paciente se le prescriben medicamentos tocolíticos que reducen el tono uterino,
  • para acelerar la maduración del sistema respiratorio del feto, en caso de un parto prematuro, use glucocorticoides (hormonas),
  • Para la prevención de la hipoxia fetal, a las mujeres se les prescriben medicamentos que mejoran la circulación sanguínea en el sistema madre-placenta-feto.

Además, al paciente se le muestra reposo en cama en una sala estéril y estricta higiene personal.

Cabe señalar que la viabilidad de las medidas activas para la preservación del embarazo y la decisión del médico sobre su conducta depende en gran medida de la edad del feto.

Medidas preventivas

La absoluta confianza de que durante el embarazo la futura madre evitará la fuga de líquido amniótico debido a cualquier acción preliminar, es imposible de obtener.

Las medidas preventivas para la fuga prematura de líquido amniótico tienen como objetivo:

  • salud general del cuerpo,
  • eliminación de focos de infecciones, en su caso,
  • actuar oportunamente en caso de amenaza de aborto, etc.

Para no perderse el desarrollo de una complicación tan peligrosa durante el embarazo como la fuga de líquido amniótico y para poder minimizar los efectos negativos de esta patología, el futuro padre debe controlar cuidadosamente la naturaleza del flujo vaginal.

Para la fuga de líquido amniótico, debe, por defecto, tomar cualquier fuga inusual de los genitales hasta que se establezca lo contrario por un método de diagnóstico.

Además, una mujer embarazada debe comprender que el tratamiento hospitalario en caso de fuga de líquido amniótico es obligatorio y que es imposible descuidar las citas de los médicos.

Aunque en la historia ha habido casos aislados de inexplicable "adherencia" de membranas fetales en lugares de divergencia. Sin embargo, no es razonable confiar solo en esto: la probabilidad de una curación tan milagrosa es demasiado baja y el precio del descuido es demasiado alto.

Pin
Send
Share
Send
Send