El embarazo

Embarazo y parto con diabetes.

Pin
Send
Share
Send
Send


La diabetes mellitus tipo 2 (independiente de la insulina) es un cambio en el metabolismo asociado con la insensibilidad de los tejidos a la acción de la hormona insulina. Como resultado de esta descomposición, se desarrolla una hiperglucemia, un aumento en la cantidad de glucosa en la sangre periférica. Durante el embarazo, la diabetes dependiente de la insulina puede causar muchas complicaciones en la madre y el feto.

Causas de la enfermedad.

La diabetes mellitus dependiente de insulina ocurre predominantemente en mujeres de mediana edad. Hay varios factores que provocan su aparición:

  • obesidad
  • Mala nutrición (la prevalencia de carbohidratos en la dieta).
  • hipodinia
  • predisposición genética.

La diabetes tipo 2 ocurre antes del inicio del embarazo y se asocia con características de estilo de vida. La mayoría de las mujeres que sufren de esta enfermedad tienen sobrepeso. A menudo, estas mujeres tienen problemas antes de concebir un hijo. La obesidad es uno de los signos del síndrome metabólico, una condición en la cual la posibilidad de embarazo y tener un hijo es una gran pregunta.

Mecanismos de desarrollo de la diabetes

La diabetes dependiente de insulina se caracteriza por una pérdida de sensibilidad a la insulina en los tejidos corporales. En este estado, la hormona insulina se produce en la cantidad correcta, solo las células son prácticamente incapaces de percibirla. Como resultado, el contenido de azúcar en la sangre periférica aumenta, lo que inevitablemente conduce al desarrollo de una gran cantidad de complicaciones.

La hiperglucemia no es peligrosa por sí misma, sino por el impacto negativo que tiene en el cuerpo de una mujer embarazada. Una gran cantidad de azúcar conduce a un espasmo de los vasos sanguíneos, que necesariamente afecta el funcionamiento de todos los órganos importantes. La placenta también sufre, lo que significa que el feto no recibe suficientes nutrientes y oxígeno. Se altera el trabajo de los riñones, se desarrollan hipertensión arterial y otros problemas de salud. Todas estas condiciones son el resultado de un alto nivel de azúcar en la sangre y solo se pueden corregir con una disminución significativa de la glucosa.

Síntomas de la diabetes tipo 2

Los signos de la enfermedad son similares para todos los tipos de diabetes. Mientras esperan al bebé, estos síntomas pueden no ser demasiado pronunciados e incluso disfrazarse bajo las condiciones usuales propias de las mujeres embarazadas. La micción frecuente, la sed constante y un fuerte sentimiento de hambre son muy característicos de las mujeres embarazadas y no siempre están asociadas con los síntomas de una enfermedad progresiva.

Las manifestaciones de la diabetes tipo 2 dependen en gran medida de la gravedad de sus complicaciones. Con daño renal en mujeres embarazadas aparecen. hinchazón en la cara y extremidades. El vasoespasmo unido conduce al desarrollo de hipertensión arterial. Las cifras de presión arterial en mujeres embarazadas pueden ser tan altas como 140/90 mm Hg. y arriba, que es un efecto extremadamente desfavorable en la condición del feto.

La polineuropatía diabética se caracteriza por el daño a las fibras nerviosas de las extremidades superiores e inferiores. Hay entumecimiento, hormigueo, rastreo y otros signos de desorden del sistema nervioso. Con un curso largo de la enfermedad, muchas mujeres se quejan de dolor en las piernas, agravado por la noche.

Una de las manifestaciones más graves de la diabetes es Lesión de la lente (catarata) y retina (retinopatía).. Con estas patologías, las gotas de visión e incluso los cirujanos expertos en láser no siempre logran corregir la situación. La lesión diabética de la retina es una de las indicaciones para la sección de Keserev.

Diagnóstico de la diabetes no insulinodependiente.

La determinación del nivel de glucosa en mujeres embarazadas se realiza dos veces: en la primera aparición y durante un período de 30 semanas. En futuras madres con diabetes mellitus, se recomienda un control continuo del azúcar en la sangre usando un glucómetro personal. Este dispositivo le permite estar siempre al tanto de la cantidad de glucosa y le brinda la oportunidad de cambiar su dieta según los resultados.

La mayoría de las mujeres con diabetes no dependiente de insulina conocen su enfermedad antes de concebir un hijo. Si la enfermedad se identificó por primera vez durante el embarazo, se requiere una prueba simple para determinar la tolerancia a la glucosa. Este método le permite saber cuánta azúcar hay en la sangre con el estómago vacío y dos horas después de comer y diagnosticar con precisión la enfermedad.

Efecto de la diabetes tipo 2 en el embarazo

La diabetes independiente de la insulina se considera una de las patologías más graves durante el embarazo. Esta condición lleva al desarrollo de muchas complicaciones peligrosas:

  • preeclampsia
  • insuficiencia placentaria
  • desprendimiento de la placenta,
  • polihidramnios
  • aborto involuntario
  • parto prematuro

La complicación más grave del embarazo es la preeclampsia. Esta enfermedad específica se desarrolla bastante temprano, y ya durante un período de 22 a 24 semanas, el edema y la presión arterial irregular se hacen sentir. Más tarde, los riñones participan en el proceso, que a su vez solo empeora la condición de la futura madre. La gestosis en el fondo de la diabetes es una de las causas comunes de nacimiento prematuro o desprendimiento de la placenta antes del tiempo prescrito.

En 2/3 de las mujeres que padecen diabetes tipo 2, se desarrolla polihidramnios durante el embarazo. Un exceso de líquido amniótico conduce al hecho de que el niño ocupa una posición oblicua o transversal en el útero. A finales del embarazo, esta condición puede requerir una cesárea. El parto independiente en la posición incorrecta del feto amenaza con lesiones graves tanto para mujeres como para niños.

La diabetes afecta la condición del feto, lo que lleva al desarrollo de complicaciones graves:

  • fetopatía diabética,
  • hipoxia fetal crónica,
  • desarrollo tardío del niño en el útero,
  • muerte fetal.

Tratamiento de las complicaciones del embarazo en la diabetes tipo 2.

Muchas mujeres con diabetes dependiente de la insulina, antes de concebir un niño, toman medicamentos que reducen la cantidad de azúcar en la sangre periférica. Esperando al bebé, todos estos medicamentos quedan cancelados. La mayoría de los medicamentos que reducen el nivel de glucosa están prohibidos para su uso en mujeres embarazadas debido a su impacto negativo en el desarrollo del feto.

Durante el embarazo, casi todas las mujeres con diabetes, transferido a la insulina. Este medicamento le permite controlar de manera confiable la cantidad de azúcar en la sangre y, por lo tanto, le permite evitar el desarrollo de complicaciones. La dosis de insulina es seleccionada por el endocrinólogo, teniendo en cuenta la duración del embarazo y los datos de los exámenes de laboratorio. En lugar de jeringas tradicionales, se recomienda a las mujeres embarazadas que usen bombas de insulina.

Se da gran importancia en la corrección de trastornos metabólicos. dieta. Los carbohidratos altos en carbohidratos (pasteles, confitería, azúcar, mermelada, papas) están excluidos de la dieta de una mujer embarazada. El uso de productos que contienen grasa es algo limitado. Se permiten frutas y verduras frescas moderadas.

Se presta especial atención no solo a la dieta de la futura madre, sino también a modo de energía. Una mujer embarazada con diabetes debe comer al menos 6 veces al día, pero en porciones muy pequeñas. Como snack se pueden utilizar productos lácteos, frutas y frutos secos. Uno de los bocadillos debe ser una hora antes de acostarse para evitar una disminución nocturna del azúcar en la sangre.

Parto en mujeres con diabetes tipo 2

Si sigue todas las recomendaciones del médico y un buen control del azúcar en la sangre, es posible tener un bebé a través del canal de parto. Para dar a luz a una mujer que sufre de diabetes, debe estar en un hospital especializado. Si esto no es posible, debe obtener el apoyo de un endocrinólogo experimentado que pueda ayudarlo con las fluctuaciones del azúcar en la sangre periférica.

La cesárea se realiza en las siguientes situaciones:

  • Peso de la fruta superior a 4 kg.
  • preeclampsia severa o eclampsia,
  • hipoxia fetal severa,
  • desprendimiento de la placenta,
  • daño renal severo,
  • incapacidad para controlar adecuadamente la glucosa.

Después del nacimiento de un niño, la necesidad de insulina en una mujer disminuye significativamente. En este momento, el endocrinólogo debe ajustar la nueva dosis del medicamento y dar recomendaciones a la mujer para aliviar la enfermedad. Con el bienestar de las mujeres y su bebé, la lactancia materna no está contraindicada.

Propiedades de la diabetes tipo 1 durante el embarazo.

  1. Las primeras 11 semanas van mejorando el curso de la diabetes, porque la glucosa del torrente sanguíneo de la madre pasa al torrente sanguíneo del feto. Se reduce la necesidad de administración de insulina. La posibilidad de un estado hipoglucemiante adicional,
  2. A partir de la semana 13, se manifiesta la necesidad de insulina, se aumenta la glucosuria, es posible la cetoacidosis diabética. La actividad de la placenta es producida por las hormonas, su alta cantidad conduce a la resistencia a la insulina.
  3. Desde la semana 36, ​​no hay necesidad de insulina. Se supone que la síntesis de insulina del páncreas del feto durante estos periodos es muy grande y garantiza el gasto de azúcar de la sangre materna.
  4. La glucemia puede aumentar debido al estrés de nacimiento. La aparición de cetoacidosis por deficiencia de insulina.
  5. Después del nacimiento, los efectos de las hormonas placentarias se reducen, por lo que el nivel de azúcar disminuye.

Debe saber que el embarazo puede mejorar la retinopatía y complicar la nefropatía. Los abortos en la semana 10 han aumentado la proteinuria, el aumento de la presión arterial, el aumento de la creatina y la hinchazón.

Recomendaciones para la preservación del embarazo en diabetes tipo 1.

Si diabetico 1 Ella quiere mantener el embarazo a toda costa, está obligada a someterse a una consulta con un endocrinólogo y un ginecólogo cada dos semanas. Hospitalización obligatoria al menos tres veces durante el embarazo. Durante el segundo y tercer trimestre del embarazo, la dosis de insulina exógena debe cambiarse para mantener la normoglucemia. La tasa aumenta aproximadamente 3 veces de lo que era antes del embarazo. El promedio es de 1.1 U / kg. En tales embarazadas, la toxicosis temprana más frecuente asociada con hipoglucemia en el primer trimestre. Para prevenir complicaciones graves en el feto y la madre, es necesario garantizar a la mujer una compensación constante del metabolismo de los carbohidratos seis meses antes de la concepción. Se excluye el embarazo accidental. El programa de preparación para el embarazo permite la máxima forma de lograr la compensación de la diabetes, manteniendo el nivel adecuado durante todo el embarazo.

La diabetes

Más recientemente, la mayoría de los médicos no recomendaron categóricamente a las mujeres con diabetes que se embarazaran y dieran a luz. En qué trucos no tuvieron que ir las mujeres embarazadas para salvar al niño, y sin embargo, muy a menudo el embarazo terminó en aborto involuntario, muerte fetal o feto con anormalidades diabéticas en el crecimiento y el desarrollo.

La descompensación de la diabetes antes o durante el embarazo a veces conlleva graves consecuencias para la salud de la mujer. La falta de medios de autocontrol, la falta de conciencia de las mujeres y la mala calidad del equipo no permitieron una asistencia médica oportuna. Como resultado, la mujer fue privada por siempre de la posibilidad de tener un hijo.

Características del curso de gestación en diabetes.

Los estudios conjuntos de obstetras y endocrinólogos han demostrado que la diabetes mellitus no es un obstáculo absoluto para el nacimiento de un niño sano. Un nivel elevado de azúcar en la sangre, y no la enfermedad en sí, afecta negativamente a la salud del bebé, por lo que para un curso favorable del embarazo es necesario simplemente mantener un nivel normal de glucemia. Esto se promueve exitosamente por medios modernos de autocontrol y administración de insulina.

Existen dispositivos para observar al feto para rastrear cualquier cambio, por lo que la probabilidad de tener un niño prácticamente sano en una mujer con diabetes hoy en día no es menor que la de cualquier otra mujer sin trastornos metabólicos. Y, sin embargo, algunas de las dificultades y problemas en este caso no se pueden evitar, de ahí la necesidad de un monitoreo más cercano del estado de salud de la futura madre.

En primer lugar, el embarazo con alto contenido de azúcar solo debe planearse, especialmente si no hay un control regular de los niveles de azúcar. Desde el momento del embarazo hasta el reconocimiento, generalmente toma entre 6 y 7 semanas, y durante este tiempo el feto está casi completamente formado: el cerebro, la columna vertebral, los intestinos, los pulmones se ponen, el corazón comienza a latir y bombea la sangre común a la madre y al bebé. Si durante este período, la madre aumentó repetidamente el nivel de glucosa, inevitablemente afectó al bebé.

La hiperglucemia causa una alteración de los procesos metabólicos en el organismo en desarrollo, lo que conduce a errores en la colocación de los órganos del niño. Además, la aparición del embarazo en el contexto de un alto contenido de azúcar siempre se asocia con un rápido desarrollo y progresión de las complicaciones diabéticas en la madre. Por lo tanto, un embarazo tan "repentino" es destructivo no solo para el bebé, sino también para la mujer.

La curva de azúcar ideal debería verse así:

  • con el estómago vacío - 5.3 mmol / l,
  • Antes de comer - 5,8 mmol / l,
  • Una hora después de comer - 7.8 mmol / l,
  • Dos horas después de una comida - 6.7.mol / l.

Preparacion preliminar

De 3 a 6 meses antes de la concepción prevista, es necesario cuidar especialmente su salud y controlar completamente el nivel de azúcar en la sangre: use un glucómetro todos los días y obtenga una compensación total por la enfermedad. Cada caso de hiperglucemia severa o cetonuria daña la salud de la mujer y el posible hijo. Cuanto más larga y mejor sea la compensación antes de la concepción, más probable será el curso normal y la finalización del embarazo.

Las personas con diabetes tipo 2 deberán pasar de medir el azúcar en la orina a una investigación más informativa. En algunos casos, el médico puede recomendar temporalmente (hasta el final de la lactancia materna) el cambio de tabletas que disminuyen la glucosa (que pueden dañar al feto) a inyecciones de insulina. Incluso antes de la concepción, es necesario consultar con un número de especialistas, ya que incluso un embarazo exitoso es siempre una gran carga para el cuerpo, y usted necesita saber cómo afectará su salud.

Si una mujer se ve obligada a tomar algún medicamento (incluso complejos vitamínicos), debe saber de antemano con su médico si pueden afectar negativamente al feto y qué se puede reemplazar con ellos. La mayoría de las contraindicaciones para el embarazo que surgen de la diabetes se pueden eliminar si se toma en serio. La descompensación de la enfermedad, la incapacidad para ejercer el autocontrol de la glucemia, las infecciones urinogenitales concomitantes se superan por completo.

Pero, desafortunadamente, la cardiopatía isquémica, la insuficiencia renal (con proteinuria, hipertensión arterial, niveles elevados de creatina en la sangre) y la gastroenteropatía grave (gastroparesia, diarrea) siguen siendo contraindicaciones absolutas asociadas con la diabetes mellitus. Cuando se compensen todas las manifestaciones de diabetes y se complete el examen clínico, tendrá que ser paciente y recibir apoyo familiar antes de iniciar una conversación con su ginecólogo sobre la abolición de la anticoncepción.

Después de eso, puede comprar pruebas caseras para determinar el embarazo y tan pronto como uno de ellos muestre un resultado positivo, acuda al médico de inmediato para confirmar el hecho del embarazo con un análisis de sangre u orina para detectar gonadotropina coriónica.

Cómo evitar complicaciones.

Todo el período del embarazo, desde el primer día hasta el momento del nacimiento, la condición de la futura mamá es controlada constantemente por un endocrinólogo y un obstetra-ginecólogo. La elección de los médicos debe abordarse con mucha seriedad: la observación de un especialista altamente calificado reducirá al mínimo la posibilidad de problemas de salud graves. Llevar a un niño con diabetes tiene algunas características que no deben olvidarse.

Lo más importante en términos de salud fetal puede considerarse 1 trimestre del embarazo, de 1 a 12 semanas. En este momento, dos células diminutas dan a luz a un nuevo hombre, y su salud y vitalidad dependen de cómo suceda esto. El monitoreo constante de niveles estables de azúcar en la sangre permitirá que todos los órganos vitales del feto se formen correctamente. El autocontrol no es menos importante para el crecimiento y desarrollo de la placenta.

La futura madre debe recordar que el cuerpo ahora está trabajando en un nuevo modo inusual. En las primeras etapas del embarazo, aumenta la sensibilidad a la insulina, lo que requerirá una reducción temporal de las dosis habituales. En este caso, puede aparecer acetona en la orina incluso con un ligero aumento de la glucosa (ya a 9-12 mmol / l). Para prevenir la hiperglucemia y la cetoacidosis, el glucómetro deberá usarse más a menudo de 3 a 4 veces al día.

Muchas mujeres tienen náuseas y vómitos en el primer trimestre, pero las mujeres con diabetes en este caso definitivamente deben realizarse un análisis de orina para detectar acetona. Si los episodios de vómitos son abundantes y frecuentes, será necesario prevenir la hipoglucemia: consumo regular de bebidas dulces, en casos graves de inyección de glucosa. В первые месяцы визиты к гинекологу должны быть не реже 1 раза в неделю при нормальном состоянии, и ежедневно в любых экстренных ситуациях.

Период с 13 по 27 неделю считается наиболее приятным - токсикоз остался в прошлом, организм адаптировался к новому состоянию и полон сил. Pero a partir de la semana 13, el páncreas del niño comienza a funcionar, y si la madre tiene un alto contenido de azúcar, el bebé recibe demasiada insulina en respuesta, lo que lleva al desarrollo de la fetopatía diabética (todo tipo de trastornos del crecimiento y desarrollo). Después del parto en tal bebé, la hipoglucemia es inevitable, debido a la interrupción del flujo de sangre materna "dulce".

Para la semana 20, habrá que volver a ajustar la dosis de insulina, ya que la placenta, que ha crecido, comienza a liberar las hormonas contrainsulares necesarias para el desarrollo del niño, pero reduce las acciones de la insulina que toma la mujer. Durante el embarazo, la necesidad de insulina puede aumentar 2 o más veces, no hay nada de malo en eso, todo volverá a la normalidad en el primer día después del nacimiento. En ningún caso se puede elegir la dosis por su cuenta: el peligro es demasiado grande, solo un endocrinólogo puede hacerlo de forma rápida y precisa, solo tiene que visitarlo con más frecuencia de lo habitual.

En la semana 20, la mujer es derivada a una ecografía para detectar signos de anomalía fetal congénita. Al mismo tiempo, necesitas visitar a un oculista de nuevo. Todo el tercer trimestre cada dos semanas se realiza control de ultrasonido. La etapa final del embarazo requerirá una mayor ingesta de calorías (para proporcionar al bebé todo lo necesario) y un aumento en las unidades de pan.

Para la semana 36, ​​las mujeres están necesariamente hospitalizadas en el departamento de patología de mujeres embarazadas para prevenir cualquier complicación y elegir el método de parto. Si todo está en orden, incluido el tamaño y la posición del feto, realice un parto natural normal. Las indicaciones para la cesárea son:

  • hipoxia
  • fruta grande,
  • complicaciones del embarazo en una mujer
  • Complicaciones vasculares de la diabetes.

Si en el momento del nacimiento, la futura madre no ha desarrollado ninguna complicación y el nivel de azúcar no excede los límites permisibles, el parto es tan bueno como cualquier mujer sana, y el bebé no es diferente de sus compañeros.

Una lista de muestra de exámenes para la corrección de trastornos diabéticos (y cualquier otro):

  • Consulta del endocrinólogo,
  • examen completo por un ginecólogo y tratamiento completo de infecciones urinarias (si las hay),
  • examen por un oftalmólogo (con examen obligatorio del fondo del ojo), si es necesario, quemando a través de los vasos del fondo afectado para evitar la rotura y hemorragia,
  • investigación integral de la función renal
  • Consulta de un neurólogo, cardiólogo y terapeuta.

Clasificación

Según la Clasificación Internacional de Enfermedades - CIE - 10

  • E 10 diabetes mellitus dependiente de insulina,
  • E 11 diabetes mellitus independiente de insulina,
  • E 10 (E 11), 0 - diabetes, complicada por coma,
  • E 10 (E 11), 1 - diabetes mellitus complicada por cetoacidosis,
  • E 10 (E 11), 2 - diabetes mellitus, complicada por daño renal,
  • E10 (E 11), 3 - diabetes mellitus, complicada por daño ocular,
  • E 10 (E 11), 4 - diabetes mellitus, complicada por complicaciones neurológicas,
  • E 10 (E 11), 5 - diabetes mellitus complicada por trastornos circulatorios periféricos,
  • E 10 (E 11), 6 - diabetes mellitus, complicada por otras complicaciones especificadas,
  • E 10 (E 11), 7 - diabetes mellitus, complicada por múltiples complicaciones,
  • E 10 (E 11), 8 - diabetes mellitus complicada por complicaciones no especificadas,
  • E 10 (E 11), 9 - diabetes mellitus, procediendo sin complicaciones,
  • O24, 4 - diabetes mellitus, que ocurrió durante el embarazo.

Clasificación de la diabetes según la causa del desarrollo y aparición de la diabetes.

  • diabetes mellitus - diabetes mellitus - el primer tipo (DM tipo 1), o diabetes mellitus dependiente de insulina - diabetes mellitus,
  • diabetes mellitus - diabetes - el segundo tipo (diabetes tipo 2), o diabetes independiente de la insulina - diabetes mellitus,
  • diabetes mellitus pregestacional, puede ser tanto diabetes mellitus - diabetes mellitus del primer tipo, como diabetes mellitus - diabetes mellitus del segundo tipo, identificada antes del embarazo,
  • diabetes mellitus gestacional (GSD), o diabetes embarazada.

Clasificación de la diabetes que se desarrolla en mujeres embarazadas.

  • diabetes mellitus, que existía en una mujer antes del inicio del embarazo, o diabetes mellitus pregestativa - puede haber diabetes mellitus tipo 1 diabetes mellitus o diabetes mellitus tipo 2, así como otros tipos de diabetes mellitus diabetes mellitus,
  • diabetes mellitus gestacional, o GSD.

Clasificación de la diabetes pregestacional por gravedad.

  • diabetes mellitus leve: el curso de la diabetes mellitus tipo 2, que utiliza terapia dietética, sin desarrollar complicaciones microvasculares y macrovasculares diabéticas,
  • Diabetes mellitus moderada: el curso de la diabetes mellitus tipo 1 y tipo 2, que utiliza la terapia de reducción de la glucosa, sin desarrollar complicaciones, o hay complicaciones en las etapas iniciales:
  • no proliferativo - sin proliferación de glomérulos - estadio de la retinopatía diabética,
  • etapa de microalbuminuria (pequeña cantidad de proteína en la orina) nefropatía diabética,
  • daño de las fibras nerviosas contra la diabetes - polineuropatía diabética,
  • diabetes mellitus grave - diabetes mellitus (DM) con curso lábil, hipoglucemia frecuente (disminución de los niveles de azúcar en la sangre) o estados cetoacidóticos,
  • Complicaciones vasculares graves de la diabetes: diabetes mellitus del primer y segundo tipo
  • etapa de la retinopatía diabética es preproliferativa o proliferativa,
  • estadio de proteinuria o insuficiencia renal crónica - insuficiencia renal crónica, nefropatía diabética,
  • diabetes de embarazadas con síndrome del pie diabético,
  • diabetes de embarazadas con síndrome de neuropatía autonómica,
  • diabetes de mujeres embarazadas con síndrome de cardiosclerosis postinfarto,
  • diabetes de mujeres embarazadas con síndrome de insuficiencia cardíaca,
  • diabetes mellitus de mujeres embarazadas con el síndrome de condiciones después de un accidente cerebrovascular y / o ataque cardíaco, NMC transitoria - accidente cerebrovascular,
  • Diabetes de mujeres embarazadas con el síndrome de lesiones vasculares oclusivas de las piernas - extremidades inferiores.

Clasificación de la diabetes - diabética embarazada según el grado de compensación de la enfermedad

  • diabetes mellitus compensada: nivel de azúcar, o glucemia en ayunas - 5, 1 - 6, 1, nivel de azúcar, o glucemia 2 horas después de comer - 7, 6–8, 1, nivel de azúcar, o glucemia antes de acostarse 6, 1–7 1
  • diabetes mellitus subcompensada: nivel de azúcar o glucosa en ayunas - 6, 2–6, 6, nivel de azúcar, o glucemia 2 horas después de una comida - 8, 2–9, 1, nivel de azúcar, o glucemia antes de acostarse 7, 2–7 6
  • diabetes mellitus descompensada: nivel de azúcar, o glucosa en ayunas ≥ 6, 6, nivel de azúcar, o glucemia 2 horas después de comer ≥ 9, 1, nivel de azúcar, o glucosa en la sangre ≥ 7, 6.

Clasificación de la diabetes mellitus gestacional (desarrollada durante el embarazo), según el método de tratamiento utilizado

  • diabetes compensada con dietoterapia
  • La diabetes mellitus, compensada por la dieta y la terapia con insulina.

Clasificación de la diabetes gestacional (desarrollada durante el embarazo), según el grado de compensación de la enfermedad

  • diabetes mellitus - DM, que se encuentra en la etapa de compensación,
  • diabetes mellitus - diabetes, que se encuentra en la etapa de descompensación.

Características de la diabetes en mujeres embarazadas.

El embarazo es un tipo de indicador claro para detectar la presencia de la susceptibilidad de una mujer a la diabetes..

Como norma, en una mujer embarazada, todos los órganos funcionan bajo una mayor carga y, por lo tanto, los primeros signos de diabetes pueden aparecer por primera vez durante este período. Tal vez como un inicio gradual de la enfermedad, y agudo, con el desarrollo del coma diabético y la pérdida de la conciencia.

La mayor probabilidad de desarrollar diabetes - diabetes - las mujeres embarazadas aparece en la brecha entre 21 y 25 semanas de embarazo.

En este momento, una mujer generalmente dona sangre para determinar el nivel de azúcar en la orina y la sangre; si se superan los niveles normales de azúcar en la sangre, se realiza una prueba de tolerancia (tolerancia a la glucosa) para determinar el nivel de azúcar en la sangre después de ciertos brechas de tiempo.

Después de que una mujer da a luz, la diabetes, que ocurrió durante el período del embarazo y el tener un bebé, puede desaparecer, pero puede persistir.

En ausencia de un tratamiento adecuado, el embarazo en mujeres con diabetes mellitus puede producir una gran cantidad de complicaciones graves.

Por ejemplo, las enfermedades vasculares como la retinopatía diabética o el daño renal diabético pueden progresar, la presión arterial puede aumentar, la hinchazón, la proteína en la orina, hasta convulsiones y la pérdida de conciencia pueden aparecer. El aborto también puede desarrollarse.

En el caso de un control cuidadoso de la mujer embarazada y su tratamiento adecuado, se reduce el riesgo de aborto espontáneo.

Complicaciones del embarazo en la diabetes:

  • Alto riesgo de mortalidad perinatal.
  • el desarrollo de la preeclampsia,
  • la ocurrencia de abortos espontáneos,
  • desarrollo del parto prematuro,
  • desarrollo de polihidramnios,
  • la aparición de macrosomía fetal,
  • la aparición de hipoxia y muerte fetal,
  • desarrollo del retraso del crecimiento intrauterino,
  • desarrollo de lesiones maternas de la madre y lesiones de parto del feto,
  • La formación de malformaciones fetales.

Para prevenir la aparición de trastornos patológicos causados ​​por la diabetes de una mujer embarazada, es necesario asegurarse de que la mujer esté en centros obstétricos especializados sobre la base de hospitales multidisciplinarios con hospitales obstétricos grandes.

El riesgo de diabetes para la madre.

  • alto riesgo de lesiones al nacer
  • alto riesgo de progresión de las complicaciones vasculares de la diabetes mellitus - posible pérdida de visión,
  • Alto riesgo de hipoglucemia y cetoacidosis.
  • alto riesgo de desarrollo de polihidramnios, preeclampsia, infección urinaria recurrente, insuficiencia fetoplacentaria.

El riesgo de diabetes para el feto y para el recién nacido.

  • alto riesgo de mortalidad perinatal frecuente,
  • alto riesgo de macrosomía - aumento de tamaño - feto,
  • alto riesgo de FCD - malformaciones congénitas del feto,
  • alto riesgo de lesiones en el parto a la madre y al feto,
  • alto riesgo de desarrollar y desarrollar diabetes - diabetes en la descendencia en presencia de diabetes - diabetes mellitus en una madre primer tipo.

Etapas de la diabetes durante el embarazo

el primer trimestre del embarazo - el curso de la enfermedad mejora solo temporalmente: el nivel de glucosa disminuye en la sangre, lo cual es peligroso por una fuerte disminución en el nivel de azúcar en la sangre (hipoglucemia) - la dosis de insulina debe reducirse en un tercio,

a partir de la semana 13 de embarazo, caracterizado por el hecho de que el nivel de glucosa en la sangre aumenta y el curso general de la enfermedad progresa, durante este período la dosis de insulina aumenta correctamente,

32a semana de embarazo - 40a semana - puede producirse una mejoría de la diabetes, puede producirse hipoglucemia, la dosis de insulina utilizada debe reducirse entre un 25 y un 35%.

durante el parto: fluctuaciones en los niveles de glucosa en la sangre, alto riesgo de hiperglucemia (como resultado del miedo y el dolor, arrebatos emocionales) o hipoglucemia (como resultado de la fatiga y el trabajo físico de una mujer).

Aproximadamente una cuarta parte de las mujeres embarazadas con diabetes necesitan terapia con insulina, y la dosis de insulina y el número total de inyecciones, así como el momento de la administración, son controlados por un médico.

Durante el embarazo, el principio fundamental del tratamiento de la diabetes, la diabetes mellitus, es la completa compensación de la enfermedad a través de terapia de insulina y Uso racional de los alimentos.

La dieta en mujeres embarazadas, seguida de la diabetes mellitus, se basa en contar el número de unidades de pan en los alimentos.

Número aproximado de unidades de pan, o XE, en varios alimentos

  • cereales y cereales: 1 unidad de pan, u HE, corresponde a dos cucharadas de cualquiera de sus cereales cocidos,
  • Productos de harina: 1 unidad de pan, o XE, corresponde a cuatro albóndigas, una pieza de pan de cualquier harina o una tortita delgada / helado, una cucharada de harina o almidón.
  • verduras: 1 unidad de pan, o XE, corresponde a una papa mediana, tres zanahorias grandes, doscientos gramos de calabacín, una remolacha grande, una cucharada de puré de papas, repollo o lechuga no contados,
  • productos lácteos: 1 unidad de pan, o HE, corresponde a un vaso de leche, yogur o kéfir, así como pastel de queso,
  • Legumbres: frijoles, guisantes, lentejas pueden ignorarse, porque 1 unidad de pan, o HE, corresponde a siete cucharadas de estos productos,
  • Frutas y bayas: 1 unidad de pan, o HE, corresponde a la mitad de una banana o mazorca de maíz, pomelo, pera, manzana, naranja, melocotón, melón o sandía, dos a tres albaricoques o ciruelas medianas, 100 gramos de cereza o cereza, 120 gramos grosella, frambuesa, arándanos rojos, arándanos, 250 gramos de arándanos o moras,
  • 1 unidad de pan, o ХЕ, corresponde a la hamburguesa promedio, los productos hechos solo de carne y pescado no necesitan ser tomados en cuenta, ya que no contienen carbohidratos.

Principios básicos de nutrición para mujeres embarazadas con diabetes.

La dieta es uno de los componentes importantes del tratamiento de la diabetes: la diabetes. El objetivo principal de la dieta es prescribir alimentos con un índice glucémico específico y las dosis correctas de insulina para corregir el nivel glucémico y normalizar los tipos de metabolismo de carbohidratos, grasas y proteínas.

Como regla general, durante el embarazo, una mujer que sufre de diabetes no debe ganar más de 11-13 kg de peso. Sus principios fundamentales de nutrición son coordinados con el endocrinólogo de forma obligatoria.

La dieta debe contener la cantidad mínima de carbohidratos (de 250 a 300 gramos por día), la cantidad mínima de grasa (de 70 a 80 gramos por día) y una cantidad ligeramente mayor de proteínas (de 1, 5 a 2 gramos por kg de peso corporal de una mujer embarazada). día).

El valor energético total de la dieta diaria es de 2.100 a 2.200 kcal.

Si una mujer embarazada tiene obesidad, el número total de calorías se limita a 1.500 a 1.900 kcal por día. Esto es importante, ya que las mujeres con diabetes dan a luz bebés con un peso total de más de 4, 5 kg, 6 veces más a menudo que los sanos, y las lesiones durante el parto son elevadas.

La dieta de las mujeres embarazadas con diabetes es compilada por el endocrinólogo para que la cantidad promedio de carbohidratos consumidos por día sea la misma, las comidas en sí mismas son fraccionarias, de 4 a 5 veces por día.

La dieta de las mujeres embarazadas con diabetes debe contener una gran cantidad de vitaminas B (B1 - hasta 1. 6 mg por día, B2 - 1, 7 mg por día, B6 - 2, 3 mg por día, B12 - 2, 3 mcg por día), Grupo A (hasta 700–800 µg por día), Grupo D (hasta 15 µg por día), Grupo C (hasta 80 mg por día), ácido fólico (hasta 300 µg por día) y yoduro de potasio (hasta 300 µg por día ).

Debe recordarse que existen dos tipos principales de carbohidratos: indigestos y digestibles.

La fibra dietética (o carbohidratos no digeribles) que se encuentra en las frutas, las verduras y el pan, las bayas, no aumenta significativamente los niveles de azúcar en la sangre. Cuando tales carbohidratos ingresan al estómago, se hinchan, como resultado de lo cual crean una sensación de saciedad y también contribuyen al funcionamiento normal del intestino, por lo que desempeñan un papel importante en el proceso digestivo.

Al comer carbohidratos digeribles, el nivel de azúcar en la sangre aumenta, pero en grados variables, ya que los carbohidratos digeribles se dividen en fácilmente digeribles y difíciles de digerir.

Cuando se usan, son carbohidratos simples o fácilmente digeribles (azúcar puro y productos que contienen grandes cantidades de ella, por ejemplo, mermelada, dulces, pasteles, pasteles), se destruyen en los intestinos con bastante rapidez, lo que conduce a un rápido "salto" en los niveles de azúcar en la sangre.

Cuando se utilizan hidratos de carbono difíciles de digerir o complejos (vegetales y frutas, cereales y pasta, así como productos de panadería), se destruyen en el intestino más lentamente, lo que lleva a un aumento más suave en los niveles de glucosa en la sangre.

Al tomar en cuenta los carbohidratos digestibles, los médicos usan una unidad de pan (CU) igual a 11 a 12 gramos de carbohidratos.

Al explicar con precisión la cantidad de XE consumida, es posible predecir el nivel de aumento de azúcar en la sangre y calcular la dosis exacta de insulina inyectada.

Durante una comida (para el desayuno / almuerzo / cena) no necesita comer más de cuatro unidades de pan. Entre las dos comidas principales, se recomienda no comer más de una unidad sin provocar burlas de insulina. La necesidad total de insulina se selecciona bajo la supervisión de un endocrinólogo individualmente en un hospital especializado.

Además, además de la dieta y la administración de insulina, los pacientes diabéticos deben observar la actividad física: en este caso, los músculos que trabajan consumen glucosa como fuente de energía: el nivel de azúcar disminuye en la sangre. Las mujeres embarazadas deben hacer caminatas regulares como actividades físicas.

Las mujeres embarazadas con diabetes deben excluir de la dieta diaria:

  • carbohidratos digeribles como jarabes, azúcar, galletas, pasteles, dátiles, uvas, dulces, miel, mermelada, chocolate, helados, bebidas azucaradas, sémola y papilla de arroz, jugo de uva,
  • carnes grasas
  • caldos fuertes y gordos,
  • консервы и жирные сорта рыб,
  • утку и гуся, различные копчености и колбасы,
  • консервы в масле,
  • копченую, соленую икру,
  • молочные супы с рисом, манной крупой, лапшой,
  • маринованные и соленые овощи,
  • сладкие творожные сырки и сливки,
  • соленые сыры,
  • острые и жирные, соленые соусы.

Продукты на основе различных сахарозаменителейcomo la sacarina, aspartamo, sorbitol, xilitol no recomendado durante el embarazo, porque no se excluyen sus efectos nocivos sobre el feto. Es seguro usar fructosa durante el embarazo.

Leer sobre la diabetes:

Evaluación de riesgos

Una mujer que sufre de diabetes mellitus tipo 2 es extremadamente importante para mantener niveles normales de glucosa en la sangre durante el embarazo.

Esto permitirá que el embarazo se desarrolle sin complicaciones y evitar el deterioro de la salud de la futura madre.

Cuanto más cerca estén los valores de azúcar para ser óptimos, más probable será que nazca un bebé sano.

Incluso en la etapa de planificación del embarazo, una mujer debe someterse a una serie de exámenes y pasar muchas pruebas. Definitivamente necesita ser examinada por un obstetra-ginecólogo, médico general y endocrinólogo.

Se requieren los siguientes estudios para evaluar el riesgo de complicaciones de la diabetes y el resultado del embarazo:

  • análisis de sangre para la hemoglobina glucosilada,
  • medición de presión regular
  • Análisis de la orina diaria para determinar el contenido de proteínas y el aclaramiento de creatinina para controlar los riñones.
  • medición del nivel de azúcar
  • En presencia de proteínas en exceso de la norma, se realiza un control de la presencia de infecciones del tracto urinario,
  • un análisis de sangre para detectar nitrógeno ureico y creatinina plasmática,
  • consulta con un oftalmólogo para evaluar el estado de los vasos retinianos,
  • evaluación de la tendencia a la hipoglucemia,
  • análisis de sangre para las hormonas tiroideas,
  • Investigación sobre la posibilidad de neuropatía.

En el caso de negligencia de estos estudios es muy alta la probabilidad de complicaciones, tanto para la madre como para el niño.

Una mujer embarazada con diabetes tipo 2 debe tener cuidado con las siguientes condiciones:

  • aborto espontáneo,
  • polihidramnios, infecciones, preeclampsia tardía,
  • cetoacidosis, hipoglucemia,
  • cardiopatía isquémica
  • Desarrollo de nefropatía, retinopatía, neuropatía.

Muy a menudo, el niño durante el parto no puede sobrevivir.

Si el nacimiento tuvo éxito, entonces, sin embargo, la aparición de muchas patologías y defectos. En la mayoría de los casos, el desarrollo fetal ocurre de manera desigual, su tamaño y peso corporal superan los niveles normales.

El sistema nervioso central puede verse afectado, el corazón se altera y se produce un agrandamiento del hígado. Muchas complicaciones pueden comenzar a manifestarse solo después de dar a luz en las primeras semanas de vida. Además, durante la vida de un niño, la diabetes mellitus tipo 1 puede desarrollarse en cualquier momento.

A expensas de la insulina es el impacto en todos los procesos metabólicos en el cuerpo. Cuando es deficiente, se perturba la absorción de glucosa, lo que aumenta el nivel de azúcar. En consecuencia, el síntoma principal de la diabetes es un exceso del nivel normal de azúcar.

Para la diabetes tipo 2, el azúcar en la sangre es de 7.7-12.7 mmol / l.

Los síntomas incluyen micción frecuente, sed y boca seca, ingesta de líquidos enorme, debilidad, trastornos del sueño, aumento o disminución del apetito, aumento de la sudoración, picazón de la piel. Además, aparecen pústulas y las heridas sanan mucho más tiempo.

Con la progresión de la diabetes del segundo tipo adquiere otro síntoma, cuya manifestación depende de la gravedad de las complicaciones. Con daño renal, inevitable hinchazón en las extremidades y cara de una mujer embarazada.

Los espasmos vasculares causan la manifestación de hipertensión, en la cual los indicadores pueden exceder la marca de 140/90 mm Hg. El art.

La polineuropatía diabética se acompaña de daño a las fibras nerviosas de las extremidades, lo que da como resultado signos de un trastorno del sistema nervioso.

Este arrastre, entumecimiento, hormigueo. A menudo hay dolor en las piernas, que se manifiesta especialmente en la noche. La complicación más grave son los problemas con la lente o la retina.

La derrota de la primera es la causa de la catarata, y con las lesiones de la retina se desarrolla la retinopatía. En estos casos, la visión disminuye significativamente, incluso la ceguera es posible.

Características del curso del embarazo.

Hoy en día, existen muchos medicamentos y medios de autocontrol que le permiten tener un niño sano con diabetes tipo 2.

Lo más importante en esta situación es controlar el nivel de azúcar en la sangre y ser controlado constantemente por un médico, tomar las pruebas necesarias y ser examinado.

Es muy importante planificar un embarazo por adelantado.. Antes de esto, es necesario realizar una evaluación de todos los riesgos posibles, para llevar el contenido de azúcar al indicador máximo aproximado de la norma.

También es necesario recordar que la formación principal del feto, a saber: el desarrollo del cerebro, la columna vertebral, los pulmones y muchos otros órganos, se produce en las primeras 7 semanas. En este sentido, durante este período es especialmente importante mantener un nivel estable de glucosa en la sangre.

Además, las complicaciones pueden concebir a una mujer, ya que el embarazo debilita aún más el cuerpo y se convierte en la causa de la progresión de la enfermedad en ausencia de control sobre él.

Recomendaciones para la preservación del embarazo en diabetes tipo 2.

Asegúrese de lograr indicadores suaves de los niveles de azúcar. Evitar la hiperglucemia post-hipoglucemiante. No es posible alcanzar los indicadores normales de inmediato, ya que el embarazo debe planificarse con anticipación. Preparándose adecuadamente para el embarazo, una mujer podrá evitar complicaciones para su salud y la salud del feto.

Normoglucemia: en la mañana 3.4-5.4 mmol / l, después de comer no más de 7 mmol / l después de dos horas.

La aparición de la diabetes gestacional.

Tal vez en el 12% de las mujeres embarazadas. La manifestación se produce en alrededor del 70% con enfermedades endocrinas. 40% con diabetes gestacional se desarrolla. Diabetes tipo 2.

La diabetes gestacional es una violación del metabolismo de los carbohidratos de diferentes tipos de gravedad. A menudo procede sin síntomas significativos. Generalmente se detecta después de 24 semanas de embarazo, cuando la resistencia a la insulina es más fuerte.

Grupo de riesgo para el desarrollo de diabetes gestacional:herencia, colpitis recurrente, edad después de 36 años, glucosuria o síntomas de diabetes en la historia, obesidad, muerte previa del feto sin explicación, hipertensión.

El plazo de entrega se determina individualmente. Depende de la severidad de la enfermedad, la compensación, el desarrollo funcional del feto, la posibilidad de complicaciones.

Tipos de diabetes diagnosticados en mujeres embarazadas.

  1. Diabetes mellitus infantil, tipo 1, que apareció en un embarazo real por primera vez,
  2. La diabetes mellitus tipo 2 en adultos, que apareció en un embarazo real por primera vez,
  3. La diabetes tipo 1, que ya existía antes, y se diagnosticó en un embarazo real,
  4. La diabetes tipo 2, que apareció antes, identificada durante el embarazo,
  5. Diabetes tipo 1 diagnosticada antes del embarazo
  6. Diabetes tipo 2, diagnosticada antes de la concepción,
  7. Gestacional, diabetes real embarazada.

Las principales reglas de nutrición para embarazadas con diabetes.

Equilibre los alimentos para que la dieta contenga 20% de grasa, 55% de carbohidratos, 30% de proteínas. En el día debe haber tres comidas principales, como muchos bocadillos. Beber de 1 l a 1,5 l de agua. Consumo obligatorio de frutas y verduras. Tomar productos lácteos bajos en grasa. Abandonar el azúcar, reemplazándolo con, por ejemplo, sucralosa. En el día, debe tomar el doble de proteína, porque es un material de construcción para las células del cuerpo del bebé.

Es el endocrinólogo, junto con el ginecólogo, quien puede ayudar a crear un menú individual que sea completamente adecuado para una mujer embarazada con diabetes.

Además de la dieta, no hay que olvidar hacer ejercicio todos los días, al menos 30 minutos. Te ayudarán a mantenerte en forma y no ganar kilos de más.

Sacar conclusiones

Si está leyendo estas líneas, se puede concluir que usted o sus seres queridos tienen diabetes.

Realizamos una investigación, estudiamos un montón de materiales y, lo que es más importante, verificamos la mayoría de los métodos y medicamentos para la diabetes. El veredicto es:

Si se administraron todos los medicamentos, entonces solo un resultado temporal, tan pronto como se detuvo el tratamiento, la enfermedad aumentó dramáticamente.

La única droga que dio un resultado significativo es Dianormil.

Por el momento, es el único medicamento que puede curar completamente la diabetes. Dianormil mostró un efecto particularmente fuerte en las primeras etapas del desarrollo de la diabetes.

Le preguntamos al Ministerio de Salud:

Y para los lectores de nuestro sitio ahora tenemos la oportunidad.
obtener dianormil GRATIS!

Atencion Ha habido frecuentes ventas de drogas falsas Dianormil.
Al realizar un pedido en los enlaces anteriores, tiene la garantía de obtener un producto de calidad del fabricante oficial. Además, al realizar el pedido en el sitio web oficial, obtendrá una garantía de reembolso (incluidos los costos de transporte), si el medicamento no tiene un efecto terapéutico.

6. Durante el embarazo, el parto y el período posparto en la diabetes mellitus.

Primera mitad del embarazo En la mayoría de los pacientes se procede sin ninguna complicación especial. Sin embargo, en la diabetes, la frecuencia abortos espontáneos (15%) supera eso en personas sin diabetes. Además, desde el inicio del embarazo. las complicaciones vasculares pueden progresar La diabetes, que a veces requiere el aborto.

En la segunda mitad del embarazo.ti la frecuencia de tales complicaciones obstétricas, tales como:

gestosis tardía (50-80%),

amenaza de parto prematuro (8-12%),

hipoxia fetal (8-12%),

UrogenitalLa infección empeora notablemente durante el embarazo, contribuyendo también al desarrollo de muchas complicaciones obstétricas (aborto espontáneo, gestosis tardía, parto prematuro, etc.).

Diabetes para el parto a menudo complicado:

ruptura prematura del líquido amniótico (20-30%),

Fuerzas genéricas débiles (10-15%)

aumento de la hipoxia del feto,

La formación de una pelvis funcionalmente estrecha.

Obstrucción del nacimiento de la cintura escapular (6-8%).

En el posparto.e Las complicaciones más frecuentes son la hipogalactia y las infecciones (endometritis, etc.). Además, las infecciones urinarias y renales a menudo se exacerban.

7. 1. Fetopatía diabética.

El efecto adverso de la diabetes de la madre en el feto se manifiesta por la formación de su llamado complejo de síntomas. fetopatía diabética. Fetopatia diabetica - Complejo de síntomas, que incluye un aspecto característico, crecimiento acelerado del peso corporal, alta incidencia de malformaciones, inmadurez funcional de los órganos y sistemas fetales, desviaciones del curso normal del período neonatal, alta mortalidad perinatal.

En apariencia, los recién nacidos se asemejan a pacientes con el síndrome de itzenCo-Cushing: cianosis, hinchazón, abdomen grande y capa de grasa subcutánea excesivamente desarrollada, cara lunar, gran cantidad de petequias y hemorragias en la piel de la cara y las extremidades, marcada hipertricosis. La desproporción de la estructura del cuerpo llama la atención: un torso largo, un cuello corto, una cabeza pequeña. La circunferencia de la cabeza es mucho más pequeña que la circunferencia de la cintura escapular. La frecuencia del feto diabético.empanadas Depende del tipo y grado de compensación de la diabetes en la madre, la presencia de complicaciones vasculares, patología obstétrica y extragenital. En mujeres embarazadas con IDDM. y las complicaciones vasculares, la frecuencia de la fetopatía diabética alcanza el 75,5%, mientras que GSD es significativamente menor (40%).

Causada por la madre hiperglucemia activación de la actividad secretoraβ - células páncreas fetal acompañado porActivación de simpático-andrenal y pituitaria sobresistemas renales. Estas frutas mostraron una mayor concentración de IRI y péptido C en la sangre del cordón umbilical, un aumento en el número y sensibilidad de los receptores de insulina, un mayor contenido de ACTH y glucocorticoides. La interrupción de los sistemas hormonales del feto es particularmente pronunciada en el caso de diabetes descompensada de la madre. FExiste un desarrollo desigual e inadecuado de los órganos y funciones.sistemas fetales. El desarrollo temprano de la actividad secretora del aparato insular fetal se acompaña de un aumento en la masa del corazón, las glándulas suprarrenales, el bazo, el hígado y una disminución en el tamaño del cerebro y la glándula del timo. Estos niños se caracterizan por un retraso en el desarrollo morfofuncional del sistema nervioso central, especialmente la formación reticular (formación reticular), el tejido pulmonar y el sistema surfactante pulmonar, así como la inhibición del estado inmunológico. La hipertrofia de algunos órganos y el subdesarrollo de otros impiden la formación de la adaptación intra y postnatal de los recién nacidos y reducen su viabilidad.

Mira el video: Te explicamos todo lo que sucede con la diabetes gestacional. (Septiembre 2021).

Pin
Send
Share
Send
Send