Niños pequeños

Cambios en el peso fetal durante el embarazo

Pin
Send
Share
Send
Send


La macrosomía (también conocida como hipertrofia intrauterina) es una condición en la cual el feto es demasiado grande en relación con su edad. En general, se cree que podemos hablar de macrosomía cuando el peso corporal del niño supera los 90 centímetros de peso corporal para un género, raza y edad gestacional determinados. Tal definición para personas no relacionadas con la medicina probablemente tenga poco que decir; se puede usar otro criterio, que es que en el caso de la hipertrofia intrauterina un niño pesa más de 4000 gramos.

Demasiado peso corporal en relación con la edad del feto, según las estadísticas, hasta el 10% de todos los embarazos. La macrosomía puede ser un problema grave porque puede causar complicaciones al nacer (tanto en la madre como en el niño) y, además, su aparición en el niño aumenta el riesgo de varias enfermedades en el futuro. ¿Cuál es la razón por la que algunos niños nacen con una gran masa corporal?

Causas de la macrosomía fetal

El principal factor que conduce a la hipertrofia intrauterina es una de las enfermedades que ocurren en las mujeres embarazadas: la diabetes. La diabetes mellitus, en la que la paciente estuvo enferma mucho antes del embarazo, y la diabetes, que la mujer tenía solo durante el embarazo, la diabetes gestacional, puede conducir a la macrosomía.

En este caso, un factor que conduce a un sobrepeso del niño es la hiperglucemia (exceso de glucosa en la sangre) y las hormonas que se liberan en tales condiciones, que está muy extendida en la madre. La hiperglucemia conduce a un aumento en la liberación de insulina y hormona del crecimiento, estas sustancias son responsables de aumentar la cantidad de tejido adiposo en el cuerpo del niño, así como de acelerar el aumento de su peso.

Además de la diabetes, también se identifican otros factores de riesgo macrosómicos. Estos incluyen:

  • edad de la madre mayor de 35 años,
  • nacimiento prematuro de un niño con macrosoma,
  • un gran número de nacimientos (con cada nacimiento, el riesgo de hipertrofia intrauterina aumenta en el próximo embarazo),
  • sobrepeso y obesidad en la madre,
  • Aumento excesivo de peso de la madre durante el embarazo.

Estos factores de riesgo están relacionados con la madre, pero también existen factores relacionados con la aparición de macrosomías directamente relacionadas con el niño. Estos incluyen el género masculino del feto, así como la presencia de la enfermedad, que es el síndrome de Beckwith-Wiedemann.

¿Qué puede causar esta enfermedad?

La macrosomía es un fenómeno peligroso tanto para la madre como para el feto. Durante el parto, un niño con hipertrofia intrauterina aumenta significativamente el riesgo de complicaciones obstétricas, como:

  • largo tiempo de entrega
  • sangrado
  • daño a las estructuras del canal uterino,
  • detener el parto,
  • atonía uterina,
  • Infecciones posparto.

Los peligros asociados con el macrosoma también conciernen al niño. El nacimiento de un niño con una gran masa corporal aumenta el riesgo de que ocurra, en primer lugar, una lesión. Estos pueden ser una fractura de la clavícula o dislocación del húmero. Las patologías que pueden ser causadas por problemas durante el parto pueden ser daños en el nervio facial o parálisis de la articulación del hombro. Una complicación de varios problemas obstétricos en un niño con macrosomía también puede ser la hipoxia, que puede conducir a la encefalopatía, esta complicación puede causar retraso mental e incluso la muerte en el niño.

El macrosoma crea peligro para el niño en su vida posterior.

Parece que la hipertrofia intrauterina conlleva diferentes riesgos solo durante el parto, pero, desafortunadamente, esto no es así. Los niños con macrosomía pueden experimentar diversos trastornos inmediatamente después del nacimiento, como, por ejemplo, la inmadurez de las estructuras del sistema respiratorio (y los trastornos respiratorios relacionados), la hipertrofia de las estructuras del corazón o los trastornos metabólicos (en forma de hipoglucemia o niveles bajos de calcio en la sangre).

Las consecuencias de la macrosomía pueden ocurrir, lamentablemente, en las etapas posteriores de la vida de un niño. Los niños que nacieron con un peso corporal demasiado alto tienen un mayor riesgo de contraer diversas enfermedades, como, por ejemplo, trastornos de los carbohidratos (por ejemplo, tolerancia inadecuada a la glucosa o diabetes), obesidad o hipertensión.

Complicaciones durante el parto

Los riesgos asociados con la macrosomía fetal son graves, por lo que pueden influir significativamente en la decisión sobre el método de interrupción del embarazo. La hipertrofia intrauterina en un niño puede ser la razón para tomar la decisión de pedir un parto prematuro; además, esta condición a veces indica una cesárea.

¿Es posible prevenir la macrosomía?

Inicialmente, se mencionó que la diabetes de la madre es la principal causa de macrosomía en un niño. Afortunadamente, no siempre todas las mujeres que padecen diabetes, dan a luz a un niño con hipertrofia intrauterina; este fenómeno se puede evitar con un tratamiento adecuado de la diabetes. Mientras mejor se equilibre la economía de carbohidratos del paciente, menor será el riesgo de que el niño esté expuesto a la hiperglucemia de la madre, lo que ayudará a evitar la macrosomía.

No todos los factores de riesgo macrosómicos (por ejemplo, la edad materna o masculina) se pueden eliminar, y algunas de las futuras madres definitivamente se verán afectadas. La hipertrofia intrauterina puede verse afectada por una mujer con sobrepeso. Por esta razón, ya en la etapa de planificación del embarazo, debe hacer todo lo posible para que el peso vuelva a la normalidad (cambiar su dieta o aumentar la intensidad de la actividad física).

En más detalle sobre una dieta durante el embarazo y una dieta equilibrada de la mujer embarazada para la prevención de un conjunto de exceso de peso se describe en el siguiente artículo.

También recomendamos estudiar el menú equilibrado para mujeres embarazadas.

Durante el embarazo, vale la pena recordar que el cuerpo necesita suministrar más energía que antes del embarazo, pero al mismo tiempo, no se exceda: el aumento de peso excesivo durante el embarazo aumenta el riesgo de macrosomía en el niño.

  • ← Sentimientos durante entrenamientos durante el embarazo.
  • Nutrición adecuada después del parto →

¿Cómo afecta esta condición al parto?

Según algunos médicos, este diagnóstico es una indicación de una cesárea. Otros expertos afirman que el riesgo de cirugía para las mujeres no está justificado, ya que la probabilidad de complicaciones no está determinada por el modo de parto.

Como saben, la indicación de cesárea en esta condición es el peso corporal del bebé de 4 kilogramos en el caso de diabetes en la madre o 4.5 kilogramos sin este diagnóstico.

El parto lo suficientemente grande como para un bebé puede tener lugar para una mujer es bastante difícil. Pueden ir acompañados de una fuerte ruptura perineal, así como una gran pérdida de sangre y una lesión en el coxis. Además, existe el riesgo de que durante el parto el niño tenga una distocia de los hombros, una condición en la cual los hombros del niño entran en la pelvis de la madre después de la aparición de la cabeza. Esto ocurre muy raramente, pero este problema se considera grave y requiere la asistencia inmediata de los médicos. Como regla general, para esto una mujer debe tomar cierta posición, entonces todo pasará sin una episiotomía u otra intervención quirúrgica.

Si el médico no recomienda el parto vaginal, sino solo una cesárea, entonces es necesario discutir todos los posibles riesgos de dicha operación. La probabilidad de que una mujer pueda dar a luz a un bebé de forma natural es bastante alta. Según los datos estadísticos, aproximadamente el 88% de las mujeres con fetos grandes han dado a luz con éxito sin una cesárea.

El médico también puede insistir en estimular el parto antes de la fecha esperada. En esta situación, debe averiguar las razones por las que el médico ofrece esta opción. En la mayoría de los casos con sospecha de macrosomía, la estimulación de los géneros es inapropiada.

Consecuencias del bajo peso al nacer

El bajo peso fetal puede tener graves consecuencias. En cierta etapa, el embarazo puede detenerse, lo que lleva a la necesidad de limpiar el útero, y no afecta de la mejor manera el estado psicológico de la mujer. Afortunadamente, tales consecuencias del bajo peso fetal no son comunes.

Hay familias donde los niños con bajo peso nacen de generación en generación, en tales casos se les diagnostica un "feto constitucional de bajo peso". Estos niños no tienen problemas de salud significativos y se desarrollan como todos los demás bebés. La norma es el nacimiento de un bebé pequeño en mujeres con baja estatura y físico asténico.

Niño pequeño: ¿cuál es la razón del bajo peso corporal?

Como saben, todas las personas son diferentes: algunas son más pequeñas que las otras, aunque son lo suficientemente saludables y no tienen otras discapacidades del desarrollo. Las personas pequeñas en la mayoría de los casos nacen niños de bajo peso: estas características familiares deben informarse al médico.

A continuación se enumeran otras causas de bebés con bajo peso al nacer:

  • Varios problemas con el funcionamiento de la placenta, por ejemplo, preeclampsia de mujeres embarazadas o presión arterial alta (hipertensión). En este caso, el feto recibe nutrientes y oxígeno insuficientes; no es sorprendente que su desarrollo se demore un poco.
  • Los embarazos múltiples a menudo conducen al nacimiento de bebés de bajo peso: dos o tres fetos simplemente no son espacio suficiente para crecer y desarrollarse completamente en el útero. En esta situación, es extremadamente importante la nutrición adecuada de la futura madre y los exámenes médicos oportunos.
  • Mala nutrición durante el embarazo: el menú de la futura madre debe ser equilibrado y variado; de lo contrario, el feto no recibirá todo lo que necesita para su crecimiento y desarrollo normales.
  • Rechazo de un estilo de vida saludable, indulgencia con malos hábitos, como consumo de alcohol y drogas, adicción a la nicotina, tabaquismo de segunda mano, etc.
  • Enfermedades crónicas o desatendidas en la futura madre. Las más peligrosas a este respecto son la diabetes, enfermedades cardíacas, pulmonares, renales, así como las infecciones no tratadas del sistema urinario-genital.
  • Trastornos nerviosos: susceptibilidad a situaciones estresantes, mayores temores de futuras madres e histeria de mujeres embarazadas, diversas experiencias asociadas con una variedad de dificultades.
  • Factor hereditario, que se manifiesta en la herencia del niño de cualquier enfermedad que conduce a un retraso en el crecimiento físico del bebé, incluso en el desarrollo prenatal.

El nacimiento de un bebé pequeño no debe molestar a los padres. Por supuesto, un buen comienzo no es malo, pero incluso si no sucedió, siempre puede ayudar a su hijo a ponerse al día en el futuro.

¿Cómo afecta el peso del feto durante el desarrollo fetal?

En el período de menos de la octava semana es imposible rastrear el peso del feto: es demasiado pequeño, ni siquiera alcanza un gramo. Cada niño se desarrolla individualmente, pero al mismo tiempo también hay normas de peso para cada edad gestacional. En el estudio del embarazo, se derivaron los indicadores promedio, un tipo de normas de peso fetal. Los indicadores de altura y peso permiten juzgar el desarrollo armonioso del niño, identificar las desviaciones existentes del desarrollo intrauterino y sospechar la presencia de enfermedades graves o la influencia de factores adversos.

En las primeras etapas del embarazo, el peso del bebé aumenta rápidamente, en promedio se duplica en una semana. A partir de la semana 14-15, el papel principal en el desarrollo del bebé no se da a la formación de nuevos órganos, sino al desarrollo de su actividad: el niño aprende a parpadear, a mover las manos y las piernas, a trabajar con los dedos, es decir, al cerebro y al sistema nervioso. Esto se debe al hecho de que la ganancia de peso disminuye gradualmente. Desde la semana 28 a la 32, el bebé comienza a ganar peso de manera notable: el desarrollo ya es armonioso: el sistema nervioso madura, el sistema reflejo mejora, aparece la sensibilidad, se desarrolla la piel.
Mesa

El valor medio de la masa del feto en términos de gestación.

¿Cómo afectan las enfermedades maternas al peso fetal?

Diabetes no compensada las mujeres embarazadas pueden llevar al nacimiento de un niño con un gran peso corporal. Esto se debe al hecho de que el estimulador principal del crecimiento fetal es la insulina, que, a su vez, estimula la lipogénesis (formación de grasa) y tiene un efecto anabólico (formación de células y tejidos, influenciado por varios procesos bioquímicos) sobre el metabolismo de las proteínas. Por lo tanto, el hiperinsulinismo (insulina elevada) es la principal causa del alto peso al nacer en las madres con diabetes.

Anemia las mujeres embarazadas conducen al desarrollo de insuficiencia placentaria temprana y contribuyen a un aumento en el riesgo de nacimiento de bebés de bajo peso y niños con síndrome de retraso de crecimiento intrauterino.

El estado de la placenta y la intensidad del flujo sanguíneo uteroplacentario. También afecta el crecimiento intrauterino del feto. Con el desarrollo de la insuficiencia feto-placentaria, el envejecimiento prematuro de la placenta, existe una violación del transporte de oxígeno y nutrientes al bebé. Y su falta conduce a una escasez de recursos energéticos y materiales de construcción para ganar peso y un desarrollo adecuado. En tales casos, los bebés nacen con un retraso en el desarrollo o un peso ligero durante la duración de la prueba.

Feto pequeño y retraso del crecimiento intrauterino.

Los bebés que nacen con niveles más bajos de desarrollo físico de lo esperado según el período de gestación constituyen el 5-12% entre los recién nacidos y el 20-30% entre los bebés prematuros. Los niños pequeños se consideran niños cuyo peso al nacer, independientemente de la edad gestacional, es inferior a 2500 g.

Los bebés con bajo peso al nacer se dividen en tres categorías.:

  1. prematuro (edad gestacional menor de 37 semanas), cuyo peso corresponde a la edad gestacional,
  2. Prematuro, ligero para su edad gestacional,
  3. Recién nacidos a término y recién nacidos, ligeros para su edad gestacional.
Los bebés que pertenecen a las categorías 2 y 3 tienen retraso del crecimiento intrauterino. El diagnóstico se realiza si el peso al nacer del niño está por debajo del percentil 10 para la edad gestacional dada.

Retardo del crecimiento intrauterino - Diagnóstico obstétrico, que se realiza con un retraso notable en el desarrollo del feto. El retraso del desarrollo fetal es simétrico y asimétrico.

Con asimétrico El retraso del crecimiento intrauterino, que ocurre con más frecuencia, disminuye solo la circunferencia abdominal del feto, el tamaño de la cabeza y la longitud de los huesos tubulares son normales.

Simétrico El retraso del crecimiento intrauterino ocurre con mucha menos frecuencia y se caracteriza por una disminución proporcional en todos los tamaños del feto.

Hay tres grados de gravedad IUGR:

  1. 1 grado - 2 semanas de retraso,
  2. 2 grados - de 2 a 4 semanas,
  3. Grado 3 - más de 4 semanas.
Las manifestaciones de retraso del crecimiento intrauterino dependen de la fase de desarrollo deteriorada.

El retraso del crecimiento intrauterino simétrico se produce como resultado de anomalías cromosómicas, infecciones y la influencia de factores exógenos en las primeras etapas del embarazo. El retraso del crecimiento intrauterino asimétrico usualmente ocurre al final del embarazo. Su principal razón es insuficiencia placentaria.

La causa del retraso del crecimiento intrauterino a menudo no es posible establecerla, y la medición de las partes del cuerpo fetal no siempre permite determinar con precisión su tipo.

Causas del retraso del crecimiento intrauterino.

Patología fetal:

  1. Anomalías cromosómicas y trastornos metabólicos hereditarios.
  2. Malformaciones congénitas sin anomalías cromosómicas, hipofunción congénita de la glándula tiroides, ganosis hipofisaria,
  3. Infecciones virales prenatales (rubéola, citomegalovirus, toxoplasmosis,
  4. Exposición a factores adversos (radiación ionizante, medicamentos), especialmente durante el período de mayor crecimiento.
Patología de la placenta con:

  1. gestos tardíos
  2. Lesión de vasos de la placenta.
  3. embarazo múltiple
  4. Tamaño pequeño de la placenta, un cordón umbilical delgado y su unión marginal.
  5. placenta previa
  6. Transfusión fetal fetal en gemelos idénticos.
Factores asociados a enfermedad materna y retraso del desarrollo fetal.:

  1. Defectos cardíacos con insuficiencia circulatoria.
  2. hipertensión
  3. vasculitis y arteritis,
  4. infección del tracto urinario
  5. Enfermedades infecciosas que sufren las mujeres durante el embarazo: rubéola, toxoplasmosis, sífilis, citomegalovirus.
Estilo de vida embarazada:

  1. beber alcohol, drogas y fumar,
  2. Medicamento contraindicado durante el embarazo.
  3. estrés constante
  4. Riesgos laborales
  5. la edad de la mujer embarazada es menor de 20 años o mayor de 40 años,
  6. desnutrición
  7. Condiciones de vida socioeconómicas pobres.
  8. viviendo en tierras altas.
El síndrome IUGR se diagnostica cuando los siguientes indicadores no cumplen con las normas.:

  1. El tamaño de la cabeza y el muslo del bebé.
  2. Circunferencia abdominal a un cierto nivel, la altura de la parte inferior del útero.
  3. Volumen de líquido amniótico.
  4. Нарушение функционирования плаценты (меняются ее структура и размеры).
  5. ЧСС плода.
  6. Скорость кровотока в плаценте и пуповине.
El tratamiento de la insuficiencia placentaria es siempre complejo, se realiza de forma permanente y está dirigido principalmente a eliminar el factor provocador, e incluye:

  1. tratamiento de enfermedades maternas
  2. tratamiento de las complicaciones del embarazo,
  3. aumentando la resistencia del cuerpo a la hipoxia,
  4. normalización de la insuficiencia placentaria (por regla general, se asignan medicamentos para expandir los vasos sanguíneos para mejorar el suministro de sangre al feto y al útero, así como para relajar los músculos del útero).
Los términos y los métodos de parto dependen del estado de salud de la madre y del estado del feto.

Consecuencias del retraso del crecimiento intrauterino.

Los niños con un diagnóstico de este tipo después del nacimiento pueden tener graves problemas de salud y la ausencia de anomalías.

En la infancia:

  1. Complicaciones obstétricas durante el parto: hipoxia, asfixia, trastornos neurológicos,
  2. Mala adaptación a las nuevas condiciones de vida.
  3. hiperexcitabilidad,
  4. aumento o disminución del tono muscular,
  5. falta de apetito
  6. bajo aumento de peso
  7. retraso del desarrollo psicomotor,
  8. incapacidad para mantener la temperatura corporal constante dentro de los límites normales,
  9. Desarrollo insuficiente de los órganos internos.
  10. Alta sensibilidad a enfermedades infecciosas.
En edad avanzada:

  1. diabetes mellitus
  2. propensión a la corpulencia,
  3. presión arterial alta
En la edad adulta:
  1. enfermedades cardiovasculares
  2. obesidad
  3. diabetes mellitus dependiente de insulina,
  4. Lípidos elevados en sangre.
Fruta grande o macrosomía.

Un gran feto se llama feto cuyos índices fetales de desarrollo intrauterino exceden significativamente la tasa establecida para un período específico de embarazo, o el peso de un recién nacido es de 4 kg o más, y la longitud es de 54 a 56 cm. Si el peso de un niño al nacer es más de 5 kg, entonces dicen acerca de un feto gigante .

Las razones para el desarrollo de grandes frutos:

  1. Predisposición genética: los padres altos con una gran masa corporal son más propensos a tener un niño grande.
  2. Aumentar la duración del embarazo. Si el período de gestación excede las 41 semanas, entonces se pospone el embarazo. La transferencia del embarazo puede ser verdadera y falsa. Con ciertoLa sustitución de un niño nace con signos obvios de reposición: seca, piel sin lubricación original, arrugas, el agua tiene un matiz verdoso o grisáceo y su número se reduce. Esto se debe al envejecimiento de la placenta, a la formación de múltiples calcicates en ella, a una disminución de su función trófica.
  3. La diabetes en las mujeres.
  4. Embarazo con conflicto de Rhesus. El conflicto de resus puede ocurrir en una mujer Rh negativa que tiene un feto Rh positivo. Como resultado, el feto desarrolla una enfermedad hemolítica, que se caracteriza por anemia e ictericia, y en formas extremadamente graves, se une a ellos un edema masivo, incluido el hígado y el bazo. En este caso, es la hinchazón que causa el gran peso del feto.
  5. Características estructurales de la placenta: si la placenta tiene un gran tamaño y un grosor de más de 5 cm, se observa el nacimiento de un niño con una gran masa corporal.
  6. Embarazos posteriores que terminan en el parto.
  7. La naturaleza de la nutrición de la mujer embarazada desempeña un papel importante, especialmente después de la semana 20 del embarazo. Por lo tanto, un estilo de vida sedentario y el abuso de alimentos ricos en calorías (dulces, pasteles, pastas, alimentos grasos) lleva tanto a la acumulación de tejido graso en la futura madre como a la kmroscopia en el feto.
  8. Obesidad, en la que existen dos factores desfavorables: mala nutrición de la mujer embarazada y deterioro del metabolismo de los lípidos en el cuerpo de la mujer, que, a su vez, provoca una violación del metabolismo de las proteínas, las grasas y los carbohidratos en el feto, y causa daño intrauterino al hígado y al páncreas.
  9. Los medicamentos no controlados que mejoran la circulación uteroplacentaria y activan los procesos anabólicos (por ejemplo, gestágenos, actoveginoso) contribuyen al aumento de peso.
  10. Edad de las mujeres menores de 20 años o mayores de 34 años.
Curso de embarazo

El embarazo en mujeres con fetos grandes ocurre, como regla, sin complicaciones. Existe una alta probabilidad de desarrollar insuficiencia placentaria e hipoxia progresiva como resultado de la falta de coincidencia entre el flujo sanguíneo uteroplacentario y el peso cada vez mayor del niño.

Las características del manejo del embarazo.:

  1. examen exhaustivo para excluir polihidramnios y embarazos múltiples,
  2. eliminar la diabetes mellitus: realizar una prueba de tolerancia a la glucosa y consultar a un endocrinólogo,
  3. Cálculo según la ecografía y el tamaño del abdomen de una embarazada embarazada con peso fetal estimado,
  4. ejercicios terapéuticos
  5. Corrección de la dieta (excluir hidratos de carbono de fácil digestión y grasas refractarias).
  6. Cancelación o restricción de la toma de medicamentos anabólicos.
El nacimiento natural de un niño con macrosomía puede complicarse por las siguientes circunstancias.:

  1. Pelvis clínicamente estrecha: con el tamaño normal absoluto de la pelvis de una mujer con una cabeza grande del feto, existe un desajuste entre el tamaño de la cabeza y el tamaño de la pelvis de una mujer.
  2. Cuando se reduce la pelvis anatómicamente (el tamaño de la pelvis se acorta en 1 a 1,5 cm o más), se plantea la cuestión de la cesárea.
  3. Ruptura temprana de líquido amniótico, que es una pérdida peligrosa de bucles del cordón umbilical o partes pequeñas del niño (pierna, mango). Además, esta complicación retrasa el proceso de revelación de la garganta uterina, lo que alarga el primer período de parto y agota a la mujer en el parto. Si el período anhidro dura 12 horas o más, el riesgo de infección intrauterina del bebé y el útero es alto. Si el cordón umbilical o parte del feto se cae, se indica el parto quirúrgico inmediato.
  4. Debilidad del parto: mientras el niño comienza a sufrir de hipoxia.
  5. La amenaza de rotura uterina.
  6. Formación de la fístula.
  7. Ruptura de la sínfisis del pubis.
  8. Distribución de perchas.
  9. Cefalohematoma o hemorragia cerebral en el feto.
La realización del parto

En el caso del diagnóstico de un feto grande, cuál será el parto: el operatorio (cesárea) o el canal de parto, depende de muchos factores.

Indicaciones para cesárea electiva.:

  1. Tamaños grandes del feto en las mujeres parturientas menores de 18 años y mayores de 30 años,
  2. una combinación de presentación pélvica y un niño grande,
  3. re-embarazo con un niño grande,
  4. pelvis estrecha anatómica independientemente de la forma y el grado de estrechamiento y el gran peso del niño,
  5. malformaciones del útero, nódulos de mioma y feto grande,
  6. indicaciones que requieren la exclusión del período necesario (patología cardiovascular, miopía alta, desprendimiento de retina) y un niño grande,
  7. peso fetal pesado e historial obstétrico (nacimiento de un niño muerto en el pasado, aborto espontáneo, infertilidad y uso de tecnologías de reproducción asistida).
Se realiza una cesárea de emergencia ante cualquier complicación durante el parto (debilidad de las contracciones, amenaza de rotura del útero, inserción incorrecta de la cabeza, etc.).

Si tiene una pregunta de ginecología, puede comunicarse con un ginecólogo.

Autor del artículo: Stanislavskaya Olga Sergeevna.

Fruta grande

Fruta grande - Un niño con una masa intrauterina de más de 4 kg. Los niños con un peso al nacer de más de 5 kg, llamado el gigante. El embarazo con un feto grande se manifiesta por un aumento significativo en la circunferencia del abdomen y la masa de las mujeres embarazadas, de alto nivel del útero.

Para la entrega del diagnóstico, se utiliza una fetometría, que de acuerdo con las indicaciones se complementa con la determinación del nivel de azúcar en la sangre, la prueba de tolerancia a la glucosa y los métodos invasivos de diagnóstico prenatal. Durante el manejo del embarazo, se monitorea la condición de la mujer y el feto.

La versión natural u operativa de la entrega se selecciona teniendo en cuenta los datos obtenidos durante la encuesta.

Se habla de un feto grande (macrosomía infantil) en los casos en que su peso es mayor que el percentil 90, que corresponde a la edad gestacional.

El crecimiento de niños grandes y gigantes aumenta en más de 54 cm, las proporciones de su cuerpo son normales, no existen signos de anomalías genéticas y daños intrauterinos de los órganos y sistemas. Hasta la fecha, la frecuencia de llevar niños con alto peso es de 8.8-10.5%.

Los bebés gigantes nacen en cada nacimiento número 3000. La macrosomía neonatal se observa con más frecuencia en mujeres que han dado a luz de forma repetida a la edad de más de 30 años, pacientes con signos de obesidad y diabetes. Según las estadísticas, en el 28,5% de las mujeres embarazadas con un primer grado de obesidad, nace un bebé grande.

Con el 2º grado, este indicador alcanza el 32,9% y con el 3º grado, el 35,5%. Dado que el nacimiento de un feto de gran tamaño aumenta la probabilidad de complicaciones, tales niños requieren una supervisión médica más cuidadosa.

Causas de la fruta grande.

El crecimiento y el peso del niño prenatal aumentan proporcionalmente con uno o una combinación de varios factores provocadores relacionados con el estado de salud, el comportamiento nutricional de la futura madre y las características de los embarazos actuales y pasados. Según investigaciones en el campo de la obstetricia y la ginecología, las causas más comunes del nacimiento de niños grandes son:

  • Trastornos metabólicos en embarazadas. La macrosomía fetal se detecta con mayor frecuencia en mujeres con diabetes gestacional e independiente de insulina, dependientes de insulina. La violación del metabolismo de los carbohidratos y las grasas contribuye a la aceleración de los procesos plásticos en el cuerpo de un niño debido al efecto anabólico de la insulina.
  • Dieta irracional. El rápido aumento de peso del feto se observa con una ingesta calórica diaria promedio alta y una relación deficiente entre los principales ingredientes nutricionales. El riesgo de macrosomía aumenta con el consumo excesivo de grasas y carbohidratos, falta de calcio, fósforo, cobre, vitaminas B1, B2, C, PP.
  • Después del embarazo. El alargamiento del período gestacional se acompaña de la continuación del desarrollo fetal intrauterino, un aumento adicional en su peso y altura. Este factor es de particular importancia para las mujeres que han dado a luz muchas veces, ya que cada embarazo posterior suele ser más largo que el anterior.
  • Predisposición genética. El papel de los mecanismos hereditarios en la aparición de la macrosomía todavía se está estudiando. A favor de la teoría genética es evidencia del nacimiento frecuente de niños grandes por padres altos firmemente plegados. Los expertos incluyen razonablemente a mujeres tan altas como 1,70 my que pesen 70 kg o más en riesgo.
  • Recién nacido grande en un embarazo previo. Según las estadísticas, el peso de la segunda fruta es a menudo un 20-30% más que el primero. Lo más probable es que esto se deba a la mayor preparación del cuerpo de la mujer para la gestación y al mejor funcionamiento del sistema placentario. Además, la endocrinopatía y las enfermedades somáticas empeoran con la edad.
  • El uso de drogas con efecto anabólico.. El crecimiento más intensivo de los tejidos del bebé se produce cuando se toman ciertos medicamentos que aumentan el anabolismo. Las hormonas (glucocorticoides, gestágenos), inosina, glucosa, ácido orótico y otras sustancias tienen un efecto similar.

El principal mecanismo que conduce al desarrollo de un feto grande es la aceleración de los procesos plásticos. Por lo general, un aumento de peso significativo se asocia con el suministro de más nutrientes a través de la placenta durante una dieta rica en calorías y la exposición a altas concentraciones de insulina producidas en respuesta a un exceso de glucosa en la sangre de una mujer embarazada.

La intensificación de los procesos anabólicos se manifiesta por el aumento de la formación de tejidos fetales, un aumento en su tamaño. La capacidad para un rápido crecimiento y desarrollo debido a la absorción activa de nutrientes también puede estar condicionada por la constitución.

La prolongación de los períodos gestacionales agrava la situación, ya que las capacidades de una placenta envejecida ya no satisfacen las necesidades de un feto y oxígeno de gran tamaño.

Los síntomas de un feto grande

Por lo general, el curso del embarazo cuando se lleva a un niño grande es casi el mismo que el fisiológico. Los signos posibles de tamaños grandes del feto al momento del nacimiento son un aumento de peso de una mujer de más de 15 kg, una circunferencia abdominal de 100 cm y más, la altura de la posición de la parte inferior del útero de más de 42 cm.

El 7-10% de las mujeres muestran quejas características de compresión por el útero agrandado de la vena cava inferior. En la posición supina, observan un deterioro significativo en la salud: mareos, debilidad, náuseas, tinnitus, dolor de pecho, oscurecimiento de los ojos. Más cerca del parto, la gravedad de estos trastornos puede alcanzar la profundidad del desmayo.

Caracterizado por trastornos del tracto digestivo: una sensación de acidez estomacal después de comer y estreñimiento.

Un feto grande que ejerce una mayor presión en el área cervical es uno de los factores para la formación de un cuello uterino corto y un alto riesgo de interrupción temprana del embarazo.

Al final de la gestación, la insuficiencia placentaria y la hipoxia pueden ocurrir debido a la falta de coincidencia de las capacidades funcionales de la placenta con las necesidades del niño.

El parto se complica por la ruptura prematura del líquido amniótico, el curso prolongado, la debilidad del parto, la asfixia del feto. Mayor es el riesgo de lesión materna: roturas del perineo, vagina, cuello uterino y útero, discrepancias de la sínfisis púbica.

Las lesiones en el nacimiento del recién nacido son posibles: fracturas de los huesos del mango, la clavícula, formación de cefalohematoma, daños en el plexo braquial, hemorragias en el cerebro. Después del nacimiento, el sangrado uterino hipotónico ocurre con más frecuencia.

Policitemia, síndrome de dificultad respiratoria y trastornos metabólicos: es probable que ocurra hipoglucemia, hipocalcemia neonatal, hipomagnemia e hiperbilirrubinemia en niños grandes nacidos de mujeres con diabetes mellitus inmediatamente después del nacimiento.

Las consecuencias a largo plazo de los partos complicados por frutos grandes es la formación de fístulas rectovaginales y urogenitales como resultado de la compresión prolongada de los tejidos blandos del canal del parto con una pelvis clínicamente estrecha, paresis de los músculos de las piernas con cojera.

Los niños que han sufrido traumas de nacimiento pueden tener trastornos neurológicos y quedarse atrás en el desarrollo psicomotor.

De acuerdo con los resultados de las observaciones, en las mujeres que dieron a luz a un niño que pesa 3740 g, el riesgo de cáncer de mama en el futuro aumenta 2.5 veces, lo que se asocia con una alteración hormonal específica del cuerpo: un aumento en la concentración de estrógeno, una disminución en los antiestrógenos y la liberación de cantidades significativas de factor de crecimiento similar a la insulina.

Diagnósticos

Un aumento significativo en el peso y el volumen del abdomen de una mujer embarazada es la base para el nombramiento de los métodos de examen, lo que permite determinar el gran tamaño del feto.

Los objetivos de la búsqueda de diagnóstico son evaluar los índices fetométricos y la actividad vital del niño, la exclusión de otros trastornos en los que existen manifestaciones clínicas similares.

Si se sospecha una fruta grande, se recomienda lo siguiente:

  • Fotometría fetal. Sobre la base de los datos sobre el tamaño biparietal de la cabeza, la circunferencia del abdomen del niño, la longitud del fémur y su relación con la circunferencia del abdomen, es posible calcular la masa corporal estimada con la suficiente precisión. Con la ayuda del ultrasonido también recibir información sobre la cantidad de líquido amniótico, identificar embarazos múltiples y posibles defectos anatómicos.
  • Determinación del azúcar en la sangre.. Como los niños grandes suelen nacer en mujeres embarazadas con hiperglucemia, el análisis del contenido de glucosa le permite especificar la causa de la hipertrofia fetal. El indicador es un marcador para la correcta conducta del embarazo. Para diagnosticar la diabetes latente, el examen se complementa con una prueba tolerante a la glucosa.
  • Métodos de diagnóstico invasivos.. Se muestra con sospecha de defectos genéticos y anomalías del desarrollo que manifiestan macrosomía fetal patológica. Para confirmar la patología cromosómica con respecto al término utilizado amniocentesis bajo el control de ultrasonido, placentocentesis, cordocentesis. El último método también es eficaz para determinar el conflicto Rh.

Después de la semana 30 de embarazo, cardiotocografía o fonocardiografía del feto, se realiza una dopplerografía del flujo de sangre uterino-placentaria para evaluar el estado del niño y la detección oportuna de insuficiencia placentaria. Cuando aparecen signos de amenaza de aborto, se realiza cervicometría para descartar insuficiencia cervical.

La condición se diferencia con fetos múltiples, polihidramnios, macrosomías hereditarias (Beckwith-Wiedemann, Marshall, Sotos, síndromes de Weaver), forma edematosa de enfermedad hemolítica, otras enfermedades fetales (hidrocefalia, teratoma, eritroblastosis, etc.), miomas submucosos y subsiguientes de la estera.

Si es necesario, el paciente es consultado por un endocrinólogo, un genetista, un inmunólogo.

Realización de embarazo y parto gran fruto.

Las tácticas para llevar a cabo el embarazo con una gran masa del niño involucran el monitoreo regular del estado de la madre y el feto. La terapia farmacológica con el nombramiento de antiespasmódicos y tocolíticos está indicada solo en el riesgo de parto prematuro.

Si el trastorno se combina con un acortamiento del cuello uterino, es posible instalar un pesario obstétrico o puntos alrededor del canal cervical. Se recomienda al paciente realizar ejercicios terapéuticos, la corrección de la dieta con una cantidad limitada de carbohidratos y grasas.

При лечении сопутствующих заболеваний и осложнений беременности необходимо исключать препараты с анаболическим действием.

Обычно плод крупного размера способен родиться самостоятельно, однако в ряде случаев предпочтительным является кесарево сечение. El modo óptimo de parto se elige teniendo en cuenta los datos de embarazos pasados ​​y partos, la información sobre el ajuste clínico del tamaño del feto y la pelvis de una mujer, la presencia de patologías extragenitales y genitales, la duración y las características del período gestacional:

  • Pronta entrega. La cesárea está indicada para el embarazo a término, la presentación pélvica, la contracción anatómica pélvica, la presencia de ganglios miomatosos o anomalías uterinas. La intervención quirúrgica también se realiza para mujeres en trabajo de parto menores de 18 años y de 30 años de edad con enfermedades en las que es necesario acortar o excluir el período laborioso, la muerte fetal y el aborto habitual en el pasado, la concepción con la ayuda de ART.
  • Parto natural. Recomendado para embarazos sin complicaciones, historia obstétrica favorable y tamaño pélvico suficiente para que el niño pase por el canal de parto. En el trabajo de parto, la actividad contráctil del útero y la condición del feto se controlan, se monitorea el cumplimiento de la cabeza con el tamaño de la pelvis. Si es necesario, analgésicos, antiespasmódicos, uterotónicos. En el período posterior al parto y en el período posparto temprano, se toman medidas para prevenir el sangrado posparto.

Si en el parto natural se observan debilidad y otras anomalías del parto, aparecen signos de hipoxia fetal, se determinan los criterios diagnósticos para el estrechamiento funcional de la pelvis, el parto se completa con una cesárea de emergencia por razones de salud. La muerte fetal intranatal en partos complicados sirve como una indicación para la craneotomía.

Pronóstico y prevención

El diagnóstico oportuno y la elección correcta del modo de parto minimizan las posibles complicaciones y las consecuencias negativas de tener un feto grande.

Con el propósito preventivo de las mujeres que sufren de obesidad, se recomienda la diabetes mellitus, la planificación del embarazo con pérdida de peso y el tratamiento de la enfermedad subyacente.

A las pacientes embarazadas del grupo de riesgo se les muestra registro temprano en la consulta, chequeos regulares por parte de un obstetra y ginecólogo, sometidos a un examen de ultrasonido de rutina, actividad física suficiente, una dieta racional con alto contenido de proteínas, restricción de alimentos ricos en carbohidratos y grasas.

Epidemiologia

Según la literatura, la frecuencia general de nacimientos de frutos grandes está sujeta a variaciones significativas.

Si a mediados del siglo XX, la frecuencia de aparición de frutos grandes varió de 8,8 a 9, 0% en todos los casos de nacimiento, y gigantesca - con una frecuencia de 1 a 3,000 géneros, en las últimas décadas la frecuencia de nacimiento de frutos grandes es de 10 - 11 por ciento o más del número total de casos.

Etiología y factores predisponentes de la formación de grandes fetos.

Las razones de este crecimiento y peso excesivo del feto no están suficientemente estudiadas. Más a menudo, la aparición de esta desviación se observa en aquellas mujeres que tuvieron un inicio tardío y una mayor duración de la menstruación.

Si el embarazo tiene una duración normal, entonces se observa el nacimiento de niños grandes como resultado del desequilibrio endocrino en el organismo materno.

La herencia juega un gran papel, ya que, según la investigación de los autores, se encontró que el nacimiento de niños grandes se observa en padres altos que tienen un físico fuerte.

El grupo de riesgo para mujeres embarazadas con el probable nacimiento de un feto grande incluye:

  • mujeres con embarazo después del término (signos de desgaste excesivo: aparición de aditivos de meconio en las aguas, sequedad y maceración o arrugas de la piel, falta de lubricante original, disminución de la cantidad de líquido amniótico, cambio del color del agua: verdoso o grisáceo),
  • mujeres que pesan más de 70 kg antes del nacimiento y más de 1,7 m de altura,
  • Mujeres con 2 nacimientos y más en la historia, mayores de 30 años.
  • mujeres embarazadas con diabetes
  • mujeres embarazadas cuyo aumento de peso durante el embarazo fue de más de 15 kg,
  • Mujeres embarazadas con el nacimiento de un gran feto en la historia.

La razón principal para el desarrollo de un feto grande es la nutrición inadecuada y desequilibrada de la madre.

Se observó que una gran cantidad de niños grandes aparecen en mujeres cuyo nivel de azúcar en la sangre está elevado (el estado de la llamada pre-diabetes), que padecen obesidad, así como en aquellos que han tenido 2 o más nacimientos en la anamnesis.

Por lo tanto, las estadísticas muestran que la obesidad del primer grado está cargada con el riesgo de desarrollar un feto grande con una probabilidad de 28, 6%, segundo grado, con una probabilidad del 32.8%, tercer grado, 35.6%.

Síntomas y presentación clínica, diagnóstico.

El ajuste del diagnóstico clínico de "feto grande" en el período prenatal se basa en medir la altura del piso del útero: la RMG, el líquido refrigerante, la circunferencia abdominal, la PGH, la circunferencia de la cabeza del feto y el cálculo del peso corporal estimado y la palpación.

Los signos más probables de un feto grande incluyen una posición de la altura de la parte inferior del útero (WDM) más de 42 cm, así como un aumento en el tamaño del útero en una medida significativa.

Es necesario diferenciar tal aumento en el útero del aumento en polihidramnios y embarazos múltiples.

Factores tales como:

  • duración media de la menstruación,
  • Edad de inicio de la menstruación en una mujer embarazada.
  • fecha de la última menstruación,
  • peso corporal de los niños nacidos antes,
  • Altura y peso corporal de los parientes, especialmente el marido.

En la práctica clínica, ahora se han propuesto muchos métodos para determinar el peso estimado del feto.

Uno de los métodos más precisos para diagnosticar la formación de un feto grande es el ultrasonido, que le permite calcular con mayor precisión el peso corporal estimado del feto y determinar su tamaño.

Los indicadores más importantes de la fetometría (que miden el tamaño del feto con ultrasonido) deben incluir dimensiones tales como refrigerante: el tamaño de la circunferencia abdominal, la magnitud de GEL (tamaño de la cabeza biparietal, DBK), la longitud del fémur del feto, la proporción de DBK, la longitud del fémur y el coolant: la circunferencia .

Curso de embarazo

Si una mujer tiene un feto grande, el curso del embarazo es prácticamente el mismo que el de un embarazo fisiológico.

Las posibles complicaciones incluyen el desarrollo de ADD (síndrome de compresión de la vena cava inferior) en una mujer embarazada, así como la disfunción del tracto gastrointestinal (tracto gastrointestinal).

Posibles complicaciones durante el embarazo con feto grande

  • ruptura prematura del líquido amniótico: se produce como consecuencia de una posición elevada en la cavidad pélvica de la cabeza fetal, la separación de agua en la parte posterior y frontal, como es típico en el trabajo fisiológico normal, está ausente; en caso de ruptura prematura del líquido amniótico, el proceso de apertura del cuello uterino es lento, las contracciones dolorosas y la primera etapa del parto es prolongada, el riesgo de infección del útero y del feto es alto,
  • La discrepancia entre el tamaño de la pelvis de la madre y la cabeza del feto es típica en aquellos casos en que la cabeza no se mueve después de que el cuello uterino se haya abierto por completo, en este caso es una llamada pelvis clínicamente estrecha, el tamaño de la pelvis puede ser normal, pero Presentar obstáculos o dificultades para el flujo normal de estos géneros,
  • Sobredistensión significativa y posible rotura del útero: en intentos, asociados con la exposición del segmento inferior del útero a la cabeza de un bebé de configuración considerable,
  • anomalía de la actividad laboral: debilidad secundaria y primaria de las fuerzas laborales, caracterizada por contracciones débiles y poco frecuentes desde el comienzo del parto (debilidad primaria al nacer) o debilitamiento de la actividad laboral activa en el futuro (debilidad al nacer secundaria),
  • paresia de los músculos de las piernas de la mujer parturienta: ocurre en caso de un período prolongado de expulsión durante el parto, posible compresión de los nervios en la mujer parturienta, esta condición generalmente se manifiesta por cojera y es difícil de corregir,
  • La formación de fístulas urogenitales o de fístula vaginal rectovaginal es típica de los paros prolongados en la cavidad pélvica de la cabeza del feto y la compresión del tejido blando del canal de parto entre la cabeza del feto y los huesos de la pelvis en los tejidos blandos, la formación de edema, esta complicación requiere una operación en el postparto. ,
  • Lesiones de la sínfisis púbica (articulaciones de los huesos del pubis): en caso de dificultad para pasar la cabeza del feto a través de la pelvis, se manifiesta dolor al realizar movimientos de las piernas, alteraciones de la marcha, dolor, corrección con analgésicos, reposo en cama, vendaje posparto.
  • hipoxia fetal y alteración del flujo sanguíneo uteroplacentario, en caso de parto prolongado y anomalías frecuentes del parto,
  • Fracturas de la clavícula o el mango: se producen incluso en el caso de trabajo de parto a través del canal de parto, que es característico para quitar la cintura escapular de un feto grande.
  • Formación de hemorragias en el cerebro o en la región perióstica (huesos parietales): en caso de desplazamiento excesivo de los huesos de la cabeza del feto y en caso de compresión aguda, puede manifestarse por cefalohematomas.
  • El sangrado después del parto, en la formación de violaciones de la contractilidad del útero en mujeres con fetos grandes, se produce como resultado de un retraso en el útero de partes de la placenta, la ruptura del tejido del canal del parto.

Tácticas de parto en presencia de un feto grande

La lista de las principales indicaciones para realizar una cesárea planificada:

  • la presencia de enfermedades extragenitales, que permiten acortar el segundo período de trabajo de parto con un feto grande,
  • La presencia de presentación pélvica en frutos grandes.
  • la presencia de un feto grande en una mujer menor de 18 años y mayor de 30 años,
  • cualquier grado de constricción y la forma de la pelvis anatómicamente estrecha con un feto grande,
  • embarazo pospuesto con un feto grande,
  • mioma (o la presencia de malformaciones uterinas) con un feto grande,
  • carga obstétrica historia (aborto involuntario habitual, muerte fetal e infertilidad al usar tecnologías de asistencia reproductiva) para el feto grande.

Plan recomendado para el parto a través del canal de parto:

  • mantenimiento del partograma
  • Monitorización de la contractilidad uterina y del estado fetal.
  • la implementación del alivio oportuno del dolor y la introducción de antiespasmódicos,
  • realizar pelvimetría repetida (medición del tamaño de la pelvis) y mediciones adicionales de la pelvis con la especificación de los tamaños disponibles del feto,
  • realizar el diagnóstico oportuno de una pelvis funcionalmente estrecha,
  • Introducción oportuna de agentes reductores uterinos para la prevención del agotamiento,
  • Prevención del sangrado durante el tercer y postparto temprano.

En el caso de la aparición de anomalías en la actividad laboral, la presencia de inconsistencias en las dimensiones principales de la pelvis de la madre con los parámetros medidos de la cabeza fetal o hipoxia fetal, se debe permitir el parto mediante una operación de emergencia de la COP: cesárea.

En caso de muerte fetal, la craneotomía se realiza por vía intranatal.

Grupos de riesgo para recién nacidos que pesan más de 4, 0 kg o 4000 g:

  • El desarrollo de lesiones en el parto.
  • morbilidad y mortalidad neonatal precoz,
  • Desarrollo de la patología del sistema nervioso central.
  • desarrollo de la asfixia
  • La aparición de trastornos metabólicos.
Volver a artículosSiguiente artículo

Antes de utilizar la información proporcionada por el sitio medportal.org, lea los términos del acuerdo de usuario.

Acuerdo de usuario

El sitio medportal.org proporciona servicios sujetos a las condiciones descritas en este documento. Al comenzar a utilizar el sitio web, confirma que ha leído los términos de este Acuerdo de usuario antes de usar el sitio y acepta todos los términos de este Acuerdo en su totalidad. No utilice el sitio web si no está de acuerdo con estos términos.

Descripción del servicio

Toda la información publicada en el sitio es solo para referencia, la información tomada de fuentes públicas es referencia y no es publicidad. El sitio medportal.org proporciona servicios que permiten al usuario buscar medicamentos en los datos obtenidos de las farmacias como parte de un acuerdo entre farmacias y medportal.org. Para facilitar el uso de los datos del sitio sobre medicamentos, los suplementos dietéticos se sistematizan y se llevan a una sola ortografía.

El sitio medportal.org proporciona servicios que permiten al usuario buscar clínicas y otra información médica.

Descargo de responsabilidad

La información colocada en los resultados de la búsqueda no es una oferta pública. La administración del sitio medportal.org no garantiza la exactitud, integridad y (o) relevancia de los datos mostrados. La administración del sitio medportal.org no es responsable por el daño o daño que pueda haber sufrido por el acceso o la imposibilidad de acceder al sitio o por el uso o la incapacidad de usar este sitio.

Al aceptar los términos de este acuerdo, comprende y acepta plenamente que:

La información en el sitio es sólo para referencia.

La administración del sitio medportal.org no garantiza la ausencia de errores y discrepancias con respecto a lo declarado en el sitio y la disponibilidad real de productos y precios de productos en la farmacia.

El usuario se compromete a aclarar la información de interés mediante una llamada telefónica a la farmacia o utilizar la información proporcionada a su discreción.

La administración del sitio medportal.org no garantiza la ausencia de errores y discrepancias con respecto al horario de trabajo de las clínicas, sus datos de contacto, números de teléfono y direcciones.

Ni la Administración del sitio medportal.org, ni ninguna otra parte involucrada en el proceso de proporcionar información, serán responsables de cualquier daño o daño en el que pueda haber incurrido por haber confiado plenamente en la información contenida en este sitio web.

La administración del sitio medportal.org se compromete y se compromete a realizar esfuerzos adicionales para minimizar las discrepancias y los errores en la información proporcionada.

La administración del sitio medportal.org no garantiza la ausencia de fallas técnicas, incluso con respecto a la operación del software. La administración del sitio medportal.org se compromete tan pronto como sea posible para hacer todo lo posible para eliminar cualquier falla y error en caso de que ocurra.

Se advierte al usuario que la administración del sitio medportal.org no es responsable de visitar y usar los recursos externos, los enlaces a los que se pueden encontrar en el sitio, no proporciona aprobación para su contenido y no es responsable de su disponibilidad.

La administración del sitio medportal.org se reserva el derecho de suspender el sitio, de modificar parcial o completamente su contenido, de realizar cambios en el Acuerdo del usuario. Dichos cambios se realizan solo a discreción de la Administración sin previo aviso al Usuario.

Usted reconoce que ha leído los términos de este Acuerdo de usuario y acepta todos los términos de este Acuerdo en su totalidad.

La información publicitaria sobre la cual la ubicación en el sitio tiene un acuerdo correspondiente con el anunciante, está marcada "como publicidad".

¿Por qué los niños nacen grandes?

El nacimiento de niños grandes se debe a varios factores que, hasta la fecha, no se comprenden completamente. Pero hay algunas razones probadas por estudios científicos que afectan directamente la masa del feto. Los más importantes de ellos son la obesidad metabólica alimentaria y el nivel genético.

El nivel genético aquí es de gran importancia. Si el parto o el padre biológico del niño tenían un gran peso al nacer, la probabilidad de que el bebé nazca con el mismo peso es muy alta.

Si durante el primer parto nació un bebé grande, también es posible la formación de un feto grande durante el segundo nacimiento. Los estudios han demostrado que el peso corporal del segundo hijo y los hijos posteriores al nacer aumenta en un 20-30%.

Por ejemplo, si el primer niño nació con una masa de aproximadamente 3 kg 600 g, entonces el segundo niño tendrá un peso de aproximadamente 4 kg.
En cuanto a la obesidad metabólica alimentaria, aquí la mujer en trabajo de parto es la "culpable" de la formación de un feto grande.

El consumo frecuente de alimentos ricos en calorías, el esfuerzo físico limitado: todo esto conduce no solo al aumento de peso excesivo de la mujer embarazada, sino también al propio niño.

Comer durante el embarazo en el alimento de varias especias aumenta el apetito, y un número ilimitado de productos de harina, que tienen en su composición muchos carbohidratos, conducen a la formación de depósitos de grasa.

Una mujer debe controlar cuidadosamente su dieta diaria durante todo el período de embarazo. Después de todo, las sustancias contenidas en algunos productos, con un uso excesivo, afectan negativamente la salud de la mujer y la salud del bebé.

En el período de gestación, los médicos recomiendan a las mujeres comer más frutas y verduras, que contienen una gran cantidad de oligoelementos y vitaminas diferentes, especialmente necesarios en el primer y segundo trimestre del embarazo. Después de todo, es durante estos períodos que se forman órganos vitales, músculos y tejidos en el feto.

А излишний вес замедляет эти процессы формирования, что существенно сказывается на развитии ребенка.

Беременной необходимо регулярно следить за набором веса, особенно на третьем триместре. В этот период происходит набор мышечной массы плода. В норме женщина должна набирать за неделю не более 0,5 кг, а за весь период беременности не больше 15 кг. El aumento de peso excesivo indica la presencia de un aumento en el edema o la formación de un feto grande.

Además del nivel genético y la obesidad metabólico-alimentaria, la formación de un feto grande puede servir a otros factores:

  • Enfermedades endocrinas y metabólicas.
  • reequipamiento
  • características de la placenta,
  • forma edematosa de enfermedad hemolítica,
  • otros factores

Las enfermedades endocrino-metabólicas incluyen diabetes y obesidad en todas las etapas. La diabetes amenaza con una violación del proceso de captación de glucosa, que conduce a un intercambio acelerado de carbohidratos, debido a que hay un aumento en los niveles de azúcar en la sangre de la madre y la sangre del cordón umbilical fetal. La absorción acelerada de carbohidratos ayuda a aumentar la masa grasa del niño.

En mujeres embarazadas con diabetes, el feto crece y aumenta su masa de manera desigual, debido a los frecuentes cambios en los niveles de azúcar en la sangre. Es decir, el crecimiento del feto se acelera periódicamente, y luego se ralentiza. La masa del feto al nacer depende directamente de la duración de la enfermedad.

Si una mujer tiene diabetes, la probabilidad de que un niño nazca grande es muy alta. Pero debido al aumento de peso desigual, el niño puede tener las siguientes desviaciones:

  • cara hinchada como la luna
  • faja ancha
  • cuello corto
  • Cuerpo desproporcionadamente plegado.

Como regla general, un feto grande nacido durante el parto tiene un cuerpo grande, y esto se debe a un agrandamiento del bazo y el hígado, así como a una gruesa capa de grasa subcutánea.

También en estos niños hay un aumento en la longitud, una discrepancia entre el fémur y la circunferencia del abdomen y el hecho de encontrar la longitud del fémur y el tamaño de la cabeza en los límites superiores de la norma.

En cuanto a la obesidad, no dependiendo de su grado, se produce una violación del metabolismo de los lípidos en el cuerpo de una mujer, lo que contribuye al crecimiento de los depósitos de grasa en el feto. Por cierto, uno de los factores de riesgo para los niños grandes es la obesidad del padre biológico del niño.

La renovación causa no solo el nacimiento de un niño grande, sino también el inicio de la hipoxia, es decir, la falta de oxígeno. La renovación es de dos tipos:

  • fisiológico es cuando el embarazo se prolonga durante 2 semanas, mientras que la placenta continúa proporcionando al bebé todas las sustancias necesarias,
  • biológico es cuando el embarazo se prolonga durante 2 a 3 semanas, pero al mismo tiempo la placenta "envejece" y no cumple plenamente sus funciones, como resultado de lo cual el feto tiene hipoxia, un aumento en el volumen de la cabeza y la longitud del cuerpo, la maceración de la piel. También perenashivaniya biológica verdadera caracterizada por bajo contenido de agua con impurezas de meconio y la ausencia del lubricante original.

La pererashivanie fisiológica no es perjudicial para la salud y es la norma durante el embarazo. Cuando la polarización biológica, como regla, los médicos realizan todas las medidas necesarias para acelerar la apertura del parto.

Por características de la placenta entendemos su morfofuncional, es decir, su gran tamaño, volumen y grosor, que supera los 5 cm.

Debido a estas características, se produce un aumento en la sangre circulante, según la cual el feto recibe todos los nutrientes en grandes cantidades, y esto contribuye al peso corporal fetal.

En una forma edematosa de enfermedad hemolítica, edema y acumulación de líquido en las cavidades del feto, se produce un aumento del bazo y el hígado. Esta enfermedad está acompañada por el conflicto Rh.

En las formas graves de la enfermedad, como resultado de la colisión de un factor Rh negativo con uno positivo, se produce anemia e ictericia en el feto.

Esta forma de la enfermedad puede causar complicaciones del parto en un feto grande, no se excluye la necesidad de una transfusión de sangre urgente para la madre y el niño.

Los siguientes factores también pueden afectar la formación de un feto grande:

  • Edad (hasta 20 años y después de los 35 años),
  • violación del ciclo menstrual antes del embarazo,
  • Enfermedades inflamatorias transferidas de los órganos genitales femeninos.

¿Cómo saber de una fruta grande?

Hoy en día, averiguar el peso y la altura de un futuro hijo no es difícil. Esto se puede hacer tanto en los exámenes de ultrasonido programados, como norma, se realiza a las 11, 22, 32, 38 semanas de gestación, así como por el método tradicional que utilizan todos los ginecólogos cuando examinan a una mujer.

Por supuesto, el ultrasonido proporciona los resultados más precisos de medir el volumen del feto, sin embargo, a veces se puede confundir. Durante la ecografía, el médico presta especial atención a la medición del tamaño del tamaño biparietal de la cabeza, la circunferencia abdominal y la longitud del fémur del feto.

Sobre la base de estas mediciones, el médico saca conclusiones sobre si un feto grande o no. Los indicadores que son 2 semanas más largos que lo normal para una edad gestacional determinada indican el nacimiento con un feto grande.

El método tradicional es medir los siguientes parámetros:

  • la altura de la posición del útero sobre la matriz, como regla general, con un feto grande, este parámetro excede los 42 cm,
  • Circunferencia abdominal a nivel del ombligo, que supera los 100 cm.

Posibles complicaciones durante el parto.

El parto natural de fruta grande en la mayoría de los casos es exitoso y sin complicaciones. Sin embargo, existe la posibilidad de su formación. Las complicaciones más comunes del parto son:

  • ruptura prematura de líquido amniótico,
  • anomalías del parto,
  • hipoxia fetal aguda,
  • Situación clínica de la pelvis estrecha.
  • suspensión del hombro,
  • cirugia
  • ruptura uterina
  • Formación de fístulas urinarias y rectovaginales.
  • Daño a la sínfisis púbica.

La situación de una pelvis estrecha clínica es bastante común durante el parto con un feto grande. El tamaño de la cabeza del feto puede no coincidir con el tamaño de la pelvis de la mujer, lo que más tarde puede llevar a algunas complicaciones en el proceso del parto. Sin embargo, si la actividad genérica es buena, entonces el parto, con mayor frecuencia, se lleva a cabo de manera natural sin intervención quirúrgica.

Un feto grande puede causar una actividad laboral débil, lo que lleva al uso de métodos médicos para estimularlo.

Problemas posparto

En mujeres embarazadas después del nacimiento de un feto grande, hay sangrado severo en el período posparto temprano debido a la reducción de la capacidad del útero para reducir y la presencia de heridas en el lugar de inserción de la placenta. En estos casos, se prescribe un masaje uterino especial para la parturienta.

Durante el parto, una mujer se somete a una disección del perineo para evitar roturas tanto del perineo como de la vagina. Esto lleva a la imposición de costuras externas que incomodan a la madre. Pero a menudo hay una necesidad de la imposición de costuras internas, pero no traen ninguna molestia a la mujer.

Los nacimientos con un feto grande aumentan el riesgo de un examen manual del útero, que elimina las partes restantes de la placenta del útero.

En el posparto, las mujeres pueden experimentar:

  • evolución tardía del útero, es decir, su desarrollo inverso,
  • disminución de la hemoglobina en la sangre,
  • hipogalactia
  • inflamación de la membrana mucosa del útero,
  • inflamación de la sínfisis púbica,
  • complicaciones tromboembólicas,
  • mastitis

Se pueden observar recién nacidos con gran peso:

  • asfixia
  • trastornos neurológicos
  • complicaciones purulentas-sépticas,
  • Largo período de adaptación.

Los recién nacidos grandes son propensos a la obesidad y al desarrollo de diabetes, tienen anomalías neuropsiquiátricas y un aumento de antecedentes alérgicos.

Prevención

La prevención de la macrosomía fetal se lleva a cabo solo si la mujer embarazada tiene obesidad, trastornos metabólicos y diabetes.

En estos casos, a una mujer se le prescribe una dieta en la que su cuerpo, y por lo tanto el feto, recibe una dieta balanceada, rica en vitaminas y microelementos, pero al mismo tiempo que contiene un mínimo de calorías, es decir, una dieta vegetal (ensaladas, judías verdes, tomates, verduras, repollo, etc.) De las grasas se permite usar solo aceites vegetales).

La ingesta diaria de calorías debe estar en el rango de 2000 - 2200 kcal, con un metabolismo roto - 1200 kcal. La ingesta de alimentos debe ocurrir aproximadamente de 5 a 6 veces al día en pequeñas porciones, mientras que comer debe hacerse lentamente.

Ante la ausencia de contraindicaciones, los médicos, junto con una dieta, prescriben una serie de ejercicios que deben realizarse diariamente. Como regla, tales ejercicios durante el embarazo excluyen el esfuerzo físico pesado.

Son necesarios para mantener el peso al mismo nivel.

Una mujer con diabetes debe tener un control estricto sobre el nivel de azúcar en la sangre. Cuando se levanta, su corrección dura es necesaria.

Hay varias situaciones en las que los médicos llaman grandes a los bebés:

1. Grandes son los bebés que nacen con un peso corporal de 4 kg o más.

Al mismo tiempo, el bebé puede tener entre 36 y 42 semanas (prematuro, a término o después del término), es decir, el período de gestación no es decisivo.

Hoy en día, aproximadamente cada sexto recién nacido nace grande, y los héroes raros (menos del 1%) son gigantescos, es decir, con un peso de nacimiento de 5 kg o más.

2. En la segunda mitad del embarazo, durante cualquier medición planeada de la circunferencia abdominal y la altura del piso del útero, la futura madre ginecóloga puede sospechar que el feto es grande.

Esto sucede si las cifras obtenidas en una cinta de un centímetro son 3 o más cm más altas que el valor promedio estimado (los obstetras tienen tablas especiales y fórmulas de cálculo para cada semana de embarazo). Esto significa que los jóvenes puzozhitel antes del desarrollo físico de sus compañeros por 2 semanas o más.

Dado que todos los días son importantes para el período de la vida prenatal, esta diferencia se considera bastante tangible. En el momento del nacimiento, la circunferencia de la "cintura" a nivel del ombligo en una mujer será de más de 100 cm (metro), y la parte inferior del útero estará más alta que el hueso púbico en 42 cm o más.

Un argumento adicional a favor de un feto grande es el aumento de peso de la propia mamá en más de 500 gramos. en una semana Pero el médico solo puede asumir que la miga comenzó a ganar peso demasiado activamente, porque el peso corporal y el tamaño de la barriga embarazada solo pueden crecer en una mujer (por ejemplo, con hinchazón o polihidramnios).

El examen de ultrasonido confirmará la sospecha.

3. Durante el ultrasonido. El primer trimestre del embarazo es el período en que todos los órganos se forman en el feto, y en el sentido literal de la palabra "no grasa". Comienza a acumular masa muscular y tejido graso a partir del segundo trimestre, el más activo en el tercero.

Por lo tanto, la mayoría de las madres escucharán por primera vez que su bebé es grande (la tendencia al feto grande), aproximadamente a partir de la semana 18.

Justo en este momento, se realiza una segunda ecografía programada, en la que el médico calculará necesariamente el peso del bebé midiendo la longitud del fémur, la circunferencia de la cabeza y la barriga (nuevamente utilizando tablas especiales o utilizando el programa en nuevas máquinas de ultrasonido).

Pero hay algunos aceleradores jóvenes que confunden a los médicos con sus dimensiones de bogatyr ya en el primer ultrasonido genético. Luego, por lo general, hay una pregunta acerca de la corrección del cálculo del período de embarazo por parte de la propia madre, acerca de la precisión del registro de la fecha del comienzo de la última menstruación o el día de la concepción.

En tales casos, la fecha estimada de parto se indica mediante ultrasonido (en exactamente 40 semanas) y luego escriba la segunda cifra, calculada para el ciclo menstrual especificado por la mujer.

No hay razones especiales para la emoción, ya que un período de 2 semanas se considera permisible, especialmente porque el bebé se ve más grande, no menos de lo que debería ser.

2. Herencia

Se observa que la momia frágil, especialmente la joven (hasta 20 años) o la edad (después de 34 años), crecerá mucho más a menudo en la barriga del bogatyr si el cónyuge nació grande en su época. Y si una mujer, también, en la infancia no era mezquina, entonces el bebé se convertiría en un gigante.

En el caso de los papás de cuerpo completo que hacen crecer su barriga junto con la futura mamá, los bebés también suelen nacer como héroes.

No es solo un programa genéticamente incorporado para el desarrollo físico de las migajas.

Después de todo, los bebés, grandes al nacer, a menudo se comparan en peso y estatura con sus compañeros en la edad de jardín de niños, e incluso mucho antes.

Las características hereditarias de la actividad metabólica en el cuerpo de las madres y los bebés, la estructura de la placenta o su red vascular (será más abundante en el suministro de sangre o tendrán dimensiones más grandes).

4. Nutrición irracional de una mujer embarazada.

Las mujeres embarazadas en la segunda mitad del embarazo se ven obligadas a limitar su actividad física. Al mismo tiempo, pocos logran reducir su dieta: al menos para hacer frente al aumento del apetito. Tan silenciosamente hay un exceso de calorías, agregando kilos de más a la madre y su puzozhitelu.

Un problema aparte: dulces refinados y harina para hornear del más alto grado. No solo su consumo incontenible aumenta el riesgo de diabetes gestacional, por lo que el azúcar aún no es peor que la sal, provoca la aparición de edema. A partir de aquí sobrepeso y bastante grandes dimensiones de la mujer embarazada y del heredero.

Se observa que con un grado de obesidad de 1 grado, aproximadamente un cuarto de las mujeres dan a luz hijos grandes, a menudo sanos. Pero luego, con cada kilogramo de exceso de la madre, la proporción de héroes aumenta ligeramente, pero el riesgo de desarrollar enfermedades peligrosas en el feto y las lesiones durante el parto aumentan muchas veces.

5. Trabajo repetido.

Con embarazos que ocurren igualmente, cada próximo niño nacerá más grande que el anterior. Se explica por toda la disposición del cuerpo de la madre para llevar y por los cambios hormonales y fisiológicos asociados con él.

Pero será así solo en los casos en que entre los nacimientos una mujer tenga la oportunidad (tiempo, calidad de nutrición) para recuperarse por completo.

De lo contrario, la madre corre el riesgo de dar a luz a un bebé pequeño y sufrir polihipovitaminosis durante mucho tiempo, cuyos síntomas serán adelgazamiento del cabello, empastes sueltos en los dientes, uñas estratificadas, piel seca, ojos apagados, fatiga sin fin y depresión posparto.

6. La diabetes mellitus, que mi madre sufrió antes del embarazo, así como la diabetes gestacional.

Hay un conjunto completo de síntomas en los bebés, llamados fetopatía diabética. De hecho, estas son consecuencias de sacudidas y saltos hormonales en el nivel de azúcar en la sangre de la madre. Entre ellos se encuentra uno de los primeros y más frecuentes: un aumento excesivo de la masa del feto después de las 20 semanas de gestación en combinación con agua alta.

7. Edema en una gestante por diversos motivos.

Mientras el bebé está en la barriga de la madre, él está vinculado de manera inextricable con ella, parte de ella. Por lo tanto, todo lo que le sucede afecta necesariamente el puzozhitele. Y si una mujer tiene edema, estarán en las migajas. Así que él pesará más.

Pero hay diferencias importantes que deben recordarse: cuando el líquido edematoso de una mujer embarazada se acumula solo en el tejido subcutáneo de las piernas, en el bebé se distribuye por todo el cuerpo, incluidos los pulmones, el corazón y el cerebro, interrumpiendo el trabajo de todos los órganos y dificultando el inicio. Vida plena después del nacimiento. Mucho va a la placenta: debido al edema, se espesa, se altera el suministro de sangre y el feto pierde oxígeno. Es por eso que un gran aumento en la masa del feto durante el edema en su madre es causa de excitación y tratamiento activo.

Teniendo

Una gran barriga no es en absoluto un signo de la presencia obligatoria de un feto grande. La macrosomía se diagnostica no por el tamaño del abdomen, sino por la totalidad de los síntomas, que incluyen la altura del piso del útero (más de dos semanas), datos de ultrasonido, así como datos obtenidos por el método de medición abdominal teniendo en cuenta la estructura de la futura madre.

En las primeras etapas, el tamaño del bebé no tiene mucho valor diagnóstico para la definición de macrosomía. Es difícil para el bebé aumentar de peso en el útero de la madre después de 20 semanas, por lo que los diagnósticos solo son posibles desde la mitad del segundo trimestre.

El embarazo es un bebé grande porque la madre puede convertirse en una prueba real. Un feto grande ocupa mucho espacio en la cavidad abdominal y, como resultado, todos los órganos de una mujer que se encuentra en ella se comprimen, tienen que funcionar al límite de posibilidades en condiciones extremadamente estrechas. Por lo tanto, la acidez severa persistente y la micción frecuente no se excluyen. Si el bebé está tratando de comportarse sin descanso en el útero, se está moviendo activamente, los movimientos del niño causan dolor a la mujer embarazada.

La carga en las piernas de la mujer con macrosomía fetal es mayor y, por lo tanto, no se excluyen las venas varicosas ni los problemas articulares. El estiramiento de la piel en el abdomen casi siempre conduce a la aparición de estrías.

Durante el embarazo, un feto grande es un factor de riesgo para la gestación. En la tarjeta de intercambio de la futura madre aparece una insignia roja que indica que la mujer está en riesgo. Se le recomienda una dieta con la excepción de carbohidratos dulces y rápidos, así como un control cuidadoso de la cantidad de movimiento fetal después de 28 semanas y un registro semanal de aumento de peso.

Las preparaciones de vitaminas para mujeres embarazadas y las preparaciones para mejorar el flujo de sangre uterina generalmente se cancelan para que el niño no crezca de uno grande a uno gigante.

La forma de proceder al parto depende del tamaño de la pelvis de la mujer, la masa estimada del feto, la presentación y la masa de otros factores obstétricos. Está claro que con una pelvis estrecha para dar a luz naturalmente a un bebé grande es bastante problemático. Но если размеры таза в норме и соответствуют размерам головки по данным УЗИ, если плод находится в правильном головном предлежании и не имеется сопутствующих осложнений беременности, малыш вполне может появиться на свет естественным путем.

Роды крупным плодом нередко сопровождаются ранним излитием амниотической жидкости. La cabeza grande del bebé no puede presionar firmemente contra la salida de la pelvis pequeña y, como tal, no se produce la división del volumen de agua en la parte delantera y trasera. Si el derramamiento no es solo temprano sino también simultáneo, es decir, existe el riesgo de que se caiga un bucle del cordón umbilical o de la extremidad del bebé, esto complica y retrasa enormemente el proceso del parto. En tales casos, con un largo período anhidro, se toma la decisión de realizar una cesárea de emergencia.

Un feto grande que atraviesa el canal de parto en el proceso del parto crea el riesgo de rotura del útero, la vagina, el cuello uterino y las lesiones de la sínfisis. Los riesgos de traumatismo en el parto también se consideran elevados: debido al hecho de que la suspensión del niño es difícil de sacar, existe el peligro de una fractura traumática congénita de la clavícula y lesiones de la columna cervical.

En el 80% de los casos, los médicos deciden realizar una cesárea programada para mujeres con fetos grandes para reducir los posibles riesgos que hemos enumerado.

La hospitalización de manera planificada (para el parto o la cesárea) con un feto grande debe realizarse a las 38 semanas de gestación, estas son las recomendaciones del Ministerio de Salud.

Fruta pequeña

El hecho de que el feto sea liviano, dicen que en los casos en que los nacimientos ocurren a tiempo y el peso del niño no excede los 2,5 kilogramos. La hipotrofia (pérdida de peso) no siempre se acompaña de una disminución paralela en el crecimiento del niño. En la mayoría de los casos, un peso pequeño es un signo de feto fallido en el útero.

Las proyecciones para el embarazo y el parto dependen de la causa, lo que llevó al bajo peso corporal del niño, si se puede establecer.

En primer lugar, se debe tener en cuenta que el tamaño pequeño y el peso pequeño del feto, como en el caso de los niños grandes, pueden deberse a características genéticas, si las migajas son delgadas y bajas, mamá y papá. Los niños pequeños también suelen ser hijos de gemelos, trillizos. Tales razones se consideran fundamentadas fisiológica y anatómicamente, y no causan mucha ansiedad entre los médicos.

En todos los demás casos, los diagnósticos se realizan para establecer las razones por las cuales el bebé no gana peso en el útero. El diagnóstico más común en este caso es el "desarrollo fetal tardío". El bajo peso puede ser un signo de hipoxia crónica causada por una variedad de factores: malnutrición, falta de vitaminas y minerales en la cantidad requerida, patología de la placenta, cordón umbilical, enredo del cordón umbilical.

Cualquier enfermedad crónica de la futura madre, así como sus enfermedades infecciosas agudas transferidas a ella, contribuyen a la reducción del peso fetal. Los hábitos dañinos durante el parto del feto no añaden salud ni a la madre ni al niño. La mayoría de las veces, los bebés de bajo peso nacen de mujeres que fuman durante el embarazo.

Los niños que tienen malformaciones congénitas, así como anomalías en el conjunto genético (síndrome de Down y otras trisomías) también se caracterizan por una masa corporal baja. Si los estudios de detección que son obligatorios no mostraron un alto riesgo de tener un bebé "especial", se consideran otras razones por las cuales el niño no está ganando peso.

Signos diagnósticos de un feto grande

Con la detección regular, las mujeres en la clínica prenatal prestan atención a los siguientes cambios:

Un rasgo característico es el avance de la altura de la parte inferior del útero y la circunferencia abdominal durante el embarazo. Si una mujer tiene una pelvis estrecha, la discrepancia es aún más pronunciada.

  • El aumento de peso semanal supera los criterios normales.
  • La disnea es más pronunciada debido a la presión del útero embarazado en la superficie inferior del diafragma. Esto complica el movimiento del tórax y causa dificultad para respirar.
  • Quizás la aparición de varices en los órganos genitales debido a la compresión del plexo venoso de la pelvis.
  • Las venas varicosas de las extremidades inferiores y el edema de las extremidades inferiores pueden indicar una compresión de la vena cava inferior por el útero, lo que dificulta el drenaje de la sangre venosa desde la parte inferior del cuerpo.
  • Aparecen estrías (estrías) en la pared abdominal anterior debido a un estiramiento excesivo, la ruptura de las fibras de colágeno de la piel.

Una mujer se queja:

  • Incapacidad para recostarse sobre su espalda.
  • La acidez estomacal acompaña a una mujer en el embarazo tardío con un feto grande.

Esto sucede debido a la presión sobre el estómago, como resultado de lo cual los contenidos gástricos se introducen constantemente en el esófago.

  • Dolor en la parte baja de la espalda, que aparece debido a un cambio en el centro de gravedad y una mayor carga en los músculos de la espalda.

Al realizar exámenes de ultrasonido de rutina, puede determinar:

  • Por delante del crecimiento de las extremidades del feto.
  • Aumentar el tamaño de la cabeza y el abdomen.
  • Quizás envejecimiento prematuro de la placenta.
  • Con un feto gigante, el flujo sanguíneo en el sistema feto-placentario puede verse afectado (debido a la hipoxia progresiva): aceleración de la velocidad del flujo sanguíneo en las arterias principales: arteria uterina, umbilical y cerebral media.
  • En la enfermedad hemolítica del feto, se detecta edema de los tejidos (hígado, bazo, placenta, tejido subcutáneo, líquido en el abdomen, cavidad torácica, en la bolsa pericárdica del feto).

Metodos de diagnostico

El aumento del peso fetal es posible sobre la base de un examen objetivo, así como el uso de métodos de diagnóstico instrumental.

Un examen externo del paciente llama la atención sobre el aumento de la circunferencia abdominal y la altura de la parte inferior del útero, antes de la gestación.

La masa estimada del feto se calcula mediante la fórmula: circunferencia abdominal (cm) x altura del fondo del útero (cm). Sin embargo, para obtener un resultado confiable, es necesario excluir a los polihidramnios.

Por ultrasonido, puede determinar el peso aproximado del feto (con un error de 500 g). Para hacer esto, es necesario determinar el tamaño del feto: el tamaño del fémur, la circunferencia del abdomen y el tamaño biparietal (entre las proyecciones de los huesos parietales) de la cabeza.

Sobre la base de las fórmulas de diseño, se calcula la masa estimada.

Además, con este método de investigación, es posible diagnosticar edema tisular, debido a que la masa fetal también aumenta. Con la acumulación patológica de líquido en el cuerpo del niño con ultrasonido se puede determinar: líquido en el abdomen, cavidad torácica, pericardio, hinchazón de los tejidos blandos de la cabeza.

Complicaciones del embarazo

Un aumento en el peso fetal puede contribuir a consecuencias negativas, tales como:

  • inserción incorrecta de la cabeza,
  • Descarga temprana de aguas antes del inicio del parto. Esto se debe a la falta de distribución de agua en la parte delantera y trasera con una presentación inadecuada de la cabeza fetal. Como resultado, el polo inferior de la vejiga fetal se estira, y se rompe antes de tiempo,
  • infección después de la descarga de agua,
  • con la descarga rápida de agua, los bucles del cordón umbilical pueden caerse,
  • La hipoxia fetal progresiva se produce debido a la incompatibilidad del flujo sanguíneo uteroplacentario y la masa en rápido crecimiento. El bebé puede comenzar a experimentar una falta de oxígeno.

Características del trabajo

La realización de nacimientos a través del canal de parto es posible bajo ciertas condiciones.

  1. Las dimensiones de la pelvis corresponden a los parámetros de la cabeza fetal.
  2. Inserción fisiológica de la cabeza fetal.
  3. Buena actividad genérica.
  4. Sin cicatriz en el útero después de operaciones previas.
  5. No hay signos de hipoxia fetal progresiva.

Al realizar el parto, debes seguir las reglas:

  • controlar constantemente el latido del corazón fetal,
  • prevenir la debilidad de las contracciones
  • controlar el estado del canal de parto, prevenir su infracción y necrosis,
  • para determinar la conformidad de la cabeza y el volumen de la pelvis, para prevenir la aparición de una pelvis estrecha clínica.

Con una larga estancia de la cabeza en el plano de salida de la pelvis pequeña (en esta situación, ya no es posible una cesárea), es necesario realizar:

  • disección del perineo (para evitar su rotura),
  • imponer pinzas obstétricas en la cabeza fetal y realizar tracciones de forma sincrónica con los intentos,
  • El uso del extractor de vacío es posible. Este dispositivo que utiliza una boquilla de vacío se fija a la cabeza del feto y, al realizar movimientos de traslación, simultáneamente con los intentos, se facilita el nacimiento de la cabeza.

Sin embargo, vale la pena recordar que estas manipulaciones pueden provocar lesiones a la madre y al feto.

Complicaciones para la madre:

  • divergencia de la articulación de sínfisis (violación de la integridad del anillo pélvico),
  • infracción, necrosis de los tejidos blandos del canal de parto,
  • Lágrimas perineales 3 y 4 grados,
  • peligro de rotura uterina,
  • alto riesgo de sangrado debido a la reducción del tono de la fibra muscular uterina.

Complicaciones para el feto:

  1. hemorragia cerebral y otros órganos,
  2. huesos agrietados del cráneo
  3. hipoxia aguda durante el parto,
  4. muerte intrauterina,
  5. Fractura de la clavícula en caso de obstáculos al nacimiento de la cintura escapular.

Indicaciones para la entrega operativa:

  • El tamaño de la pelvis no coincide con los parámetros de la cabeza,
  • actividad laboral débil
  • signos de hipoxia fetal progresiva,
  • cicatriz del útero,
  • Inserción patológica de la cabeza,
  • Presentación pélvica.

Un aumento en el peso fetal durante el embarazo no siempre indica condiciones favorables para el desarrollo fetal. Algunas enfermedades contribuyen al aumento patológico del peso fetal.

Además, el nacimiento de un feto grande crea el peligro de un gran trauma para la madre y el niño. Es por eso que es muy importante diagnosticar a un feto grande durante el embarazo, lo que ayuda a elegir las tácticas de parto más cuidadosas.

¿Por qué el bebé es tan grande?

Los factores de riesgo para el nacimiento de niños grandes son: herencia, diabetes, algunas otras enfermedades endocrinas, un aumento en la duración del embarazo, etc.

Aumentarduraciónde embarazo Puede llevar al nacimiento de niños grandes. Al mismo tiempo, es posible tanto la prolongación del embarazo fisiológico como el verdadero reposicionamiento.

Se considera el embarazo prolongado, que dura más tiempo que el fisiológico durante 10 a 14 días y finaliza con el nacimiento de un niño funcionalmente maduro sin signos de prolongación y "envejecimiento" de la placenta.

La verdadera replantación se caracteriza por el nacimiento de un bebé con signos de replantación y cambios marcados en la placenta.

Al mismo tiempo, los signos de prolongación son la ausencia del lubricante original, la sequedad, la maceración (arrugas) de la piel.

La necesidad de oxígeno del feto durante la repetición aumenta, y la placenta ya no puede garantizar la entrega al feto de la cantidad necesaria de oxígeno y otras sustancias importantes para la actividad vital. La cantidad de líquido amniótico también disminuye.

En un perenashivanii considerable en el agua hay una mezcla de meconio (heces originales) y su color se vuelve verdoso o grisáceo.

Mujeres embarazadas diabeticos es necesario ser hospitalizado en el departamento de patología de mujeres embarazadas en el hospital de maternidad en la segunda mitad del embarazo (a más tardar en la semana 32). Allí se examinan en detalle y los médicos deciden la fecha de su entrega.

El nacimiento prematuro artificial (no antes de la semana 36 del embarazo) se lleva a cabo en los casos en que una mujer con un feto grande tiene gestos tardíos progresivos, una hidratación significativa, un bajo nivel de azúcar en la sangre, ya que esto conlleva el riesgo de muerte fetal y traumatismo de nacimiento. . Durante el parto, se necesita insulina.

El tratamiento con insulina continúa en el período posparto, teniendo en cuenta el nivel de azúcar en la orina y la sangre.

La razón del gran tamaño del feto puede ser Forma edematosa de enfermedad hemolítica. - Una condición grave asociada con la incompatibilidad de la sangre de la madre y el feto por el factor Rh.

Esta enfermedad se produce cuando una mujer embarazada con sangre Rh negativa transporta a un feto cuyos glóbulos rojos contienen un factor Rh positivo heredado del padre. Como resultado, el feto desarrolla anemia (el contenido de hemoglobina en la sangre disminuye), a la que a menudo se une la ictericia.

En las formas más graves de enfermedad hemolítica, la anemia y la ictericia se asocian con edema general, acumulación de líquido en las cavidades del feto, agrandamiento del hígado y el bazo. Cabe señalar que en una madre con sangre Rh negativa y un feto Rh positivo, el embarazo no siempre se produce de esta manera.

La situación es menos favorable si se repite el embarazo con un feto Rh positivo, anteriormente hubo una transfusión de sangre Rh positiva (incluso mucho antes del embarazo), así como si la mujer embarazada tenía gripe u otras enfermedades infecciosas.

Para prevenir la enfermedad hemolítica en embarazos posteriores, a las mujeres con sangre Rh negativa se les administra inmunoglobulina antiresus inmediatamente después del parto.

Sin embargo, la mayoría de las veces, la causa del gran tamaño del bebé es herencia Por lo tanto, si los padres del niño tenían un gran peso al nacer, es probable que el bebé sea grande.

La causa de la formación de un gran feto también puede ser dieta poco saludable embarazada

Por lo tanto, un exceso de carbohidratos (pasta, panadería, confitería) en la dieta contribuye a la retención de líquidos, la obesidad de la madre y la formación de un feto excesivamente grande.

En este sentido, la mayoría de los expertos recomiendan limitar el uso de alimentos que contengan grandes cantidades de carbohidratos, especialmente en la segunda mitad del embarazo, a 300-400 g por día.

También hay una tendencia a formar una fruta grande. Durante el segundo y posteriores embarazos. Según las estadísticas, el segundo hijo es 20-30% más grande que el primero. Se puede suponer que esto está determinado por varios factores.

Una de ellas es psicológica, es decir, con el segundo bebé, la futura madre está más relajada, ya que ya está familiarizada con el embarazo y el parto.

Otra razón puede ser que durante el segundo embarazo, el cuerpo de la madre ya está entrenado para llevar al bebé, la circulación sanguínea en los vasos uteroplacental y fetal-placentario proporciona un mayor flujo de nutrientes al feto que durante el primer embarazo.

Cabe señalar que con un nacimiento genéticamente determinado de un feto grande, la longitud del cuerpo del bebé también es bastante grande, por lo que el tamaño del feto es proporcional. En este caso, el tamaño de la cabeza del bebé, que desempeña el papel principal en el parto, también es bastante grande.

Si el motivo del gran peso es cualquier patología (por ejemplo, la enfermedad hemolítica del feto), el tamaño del feto puede aumentar debido a la hinchazón de los tejidos blandos.

En el embarazo posterior al término, los huesos fetales son menos móviles y menos adaptables al canal de parto de la madre, lo que crea dificultades adicionales y predispone a lesionar a la madre y al feto durante el parto.

Diagnóstico de un feto grande Basado en la historia y los datos del examen. El médico descubre qué tan alto y físicamente tiene el padre del niño, con qué peso y altura nacieron los niños durante su parto anterior, si una mujer tiene trastornos endocrinos.

En el examen, el médico llama la atención sobre un aumento en el volumen del abdomen (más de 100 cm), el tamaño y la densidad de los huesos de la cabeza, la mayor longitud del feto (más de 54 cm) y su masa estimada.

Si se sospecha la presencia de un feto grande, se requiere un examen de ultrasonido en una mujer embarazada, lo que permite calcular su masa estimada mediante fetometría fetal (tamaño de la cabeza, diámetro y circunferencia del abdomen, longitud del fémur y húmero).

El parto con un feto grande a menudo proceden normalmente, pero existe alguna probabilidad de complicaciones, que analizaremos con más detalle

Causas de nacimiento de niños grandes:

  • Errores en la nutrición, es decir, consumo excesivo de carbohidratos de fácil digestión (productos de panadería, pasta) y alimentos altos en calorías en combinación con una actividad baja y una actividad física baja.
  • Obesidad: una violación del metabolismo de los lípidos conduce a un alto nivel de ácidos grasos en la sangre de una mujer embarazada que, al penetrar en el feto, acelera significativamente su tasa de crecimiento.

La obesidad del padre del niño se considera un factor de riesgo para el nacimiento de un feto grande. Sin embargo, un deterioro pronunciado del metabolismo de las grasas puede provocar un estrechamiento de los vasos de la placenta y, como consecuencia, un retraso del crecimiento intrauterino. Herencia: los padres grandes y físicamente desarrollados suelen tener hijos grandes, todos sus tamaños aumentan proporcionalmente.

Características de la estructura de la placenta: aumenta el grosor y el área de la placenta, aumenta la intensidad de la circulación sanguínea y el feto recibe más hormonas y nutrientes estimulantes.

Características de la irrigación sanguínea del útero: la probabilidad de nacimiento de un niño grande aumenta durante el segundo o tercer embarazo, ya que la red vascular del útero está mejor desarrollada y se crean mejores condiciones para el desarrollo del feto.

Con la diabetes mellitus en la sangre de una mujer embarazada, el nivel de glucosa aumenta significativamente, lo que puede penetrar fácilmente en el feto, a diferencia de la insulina, que contribuye a su entrada en las células.

informacionCuando esto ocurre, se produce un crecimiento desproporcionado del feto (los hombros exceden significativamente el tamaño de la cabeza), aumenta el hígado y se deposita la grasa subcutánea.

  • Ingesta no controlada de medicamentos que activan los procesos metabólicos, especialmente en el tercer trimestre del embarazo.
  • Con el embarazo prolongado, si la placenta funciona normalmente, se produce un crecimiento más uniforme del feto. При старении плаценты наблюдаются признаки гипоксии плода (кислородное голодание) и его состояние постепенно ухудшается.
  • При гемолитической болезни плода, которая возникает при несовместимости крови матери и ребёнка по группе или резусу, возникают отёки тканей, и размер плода увеличивается.
  • Asumir la posibilidad del nacimiento de un niño grande al final del tercer trimestre del embarazo de varias maneras:

    • Medición de la circunferencia del abdomen (refrigerante) a nivel del ombligo y la altura de la posición del fondo del útero (VSD) con una cinta métrica. Refrigerante> 100 cm, y VDM> 40 cm. Calcular la masa estimada del feto se puede multiplicar por estos indicadores. Este método ofrece resultados más confiables si el grosor del pliegue de la grasa subcutánea al nivel del ombligo no excede los 2,5 a 3 cm.
    • Medición en ultrasonido de las principales dimensiones del feto.un y determinando su masa prevista. El método es más preciso que el anterior y le permite calcular la proporción de la longitud del fémur de la circunferencia abdominal y el tamaño biparietal de la cabeza, para establecer si el bebé se está desarrollando de manera uniforme.
    • Un aumento en el peso corporal de una mujer embarazada es más de 500 g por semana en ausencia de edema y otros signos de gestosis.

    El embarazo, como regla, se produce sin complicaciones, si el aumento del peso fetal no se asocia con enfermedades endocrinas de la madre. Es solo al final del embarazo que la dificultad para respirar y la falta de aliento durante el esfuerzo pueden ser más perturbadoras, esto se debe a la elevada posición del piso del útero, lo que dificulta el movimiento del diafragma y no permite que los pulmones se abran completamente.

    Características del curso de parto gran fruto:

    En mujeres muy sanas, el parto usualmente ocurre sin complicaciones, porque el feto y la pelvis de la madre son totalmente compatibles entre sí.

    • Prematuro (antes del comienzo del trabajo) o temprano (antes de que el cuello uterino se abra hasta 5–6 cm), el líquido amniótico se descarga debido a la falta de un cinturón de contacto entre la cabeza fetal y los huesos pélvicos, ya que la cabeza grande no puede insertarse en la pelvis y las aguas no se dividen en anteriores y posteriores.
    • Anomalías del parto. - debilidad primaria y secundaria, actividad ancestral descoordinada, así como debilidad de intentos en la segunda etapa del parto. Estas complicaciones se desarrollan debido al estiramiento excesivo de las fibras musculares uterinas.
    • Pelvis clínicamente estrecha: la discrepancia entre el tamaño de la cabeza del feto y la pelvis de la madre. El parto natural en tal situación es imposible y se indica una cesárea de emergencia.
    • Percha de hombro - En la fetopatía diabética, la cintura escapular fetal es mucho más grande que la cabeza y está atrapada entre el sacro y la sínfisis púbica. Esta situación requiere el uso inmediato de ayudas especiales y, a menudo, termina con fracturas de la clavícula, el hombro o la columna cervical. Por lo tanto, si la madre tiene diabetes, se prescribe una cesárea programada.
    • Con un largo curso de trabajo y varias anomalías de la actividad laboral a menudo se desarrolla. hipoxia fetal (falta de oxígeno), lo que conduce aún más a la interrupción de los procesos de adaptación a la vida independiente.
    • En la tercera etapa del parto, las violaciones del parto y el sangrado hipotónico, que requieren el uso de ayudas operativas para detener el sangrado, a menudo ocurren debido a un estiramiento excesivo del útero.

    Es importante Cuando se combina una fruta grande con indicaciones adicionales, se prescribe una cesárea programada para prevenir todo tipo de complicaciones del parto natural.

    8. Enfermedad hemolítica de intrauterino.

    La forma edematosa de incompatibilidad con el factor Rh de la madre y el feto es la forma más grave y, desde el punto de vista pronóstico, muy peligrosa de la enfermedad hemolítica. El tratamiento de un bebé nacido es un trabajo enorme y muchas veces sin éxito. Por lo tanto, los médicos están intentando con todas sus fuerzas prevenir su desarrollo observando activamente a las mujeres embarazadas Rh negativas y aplicando una serie de medidas de protección para ellas.

    ¿Cómo va el embarazo con un feto grande?

    La primera mitad del embarazo no es diferente. Es que la barriga se notará un poco antes, y aún así en mujeres con una pelvis estrecha.

    La madre debe estar preparada para el hecho de que tan pronto como los médicos vean una tendencia a un feto grande, tendrán que ir a la ecografía con más frecuencia y realizar varias pruebas adicionales, en primer lugar, la prueba de tolerancia a la glucosa y la glucosa en sangre.

    La principal recomendación del médico, al observar a una mujer embarazada, será comer bien, no apoyarse en lo dulce y lo gordo.

    En la segunda mitad del embarazo, cuando se aclarará la razón del desarrollo de un feto grande, se ofrecerá tratamiento ambulatorio o ambulatorio a algunas madres. La mayoría de los pequeños bogatyrs simplemente tendrán que visitar al médico más a menudo y escuchar con sus recordatorios la necesidad de observar moderación en los alimentos.

    ¿Cómo se sentirá la futura mamá? Ella, antes que los demás, sentirá la agitación de su puzozhitel. Los empujones no serán largos, tiernos y tímidos: muy pronto tendrá que esperar hasta que su futbolista haya jugado lo suficiente y deje de darle una patada perceptible debajo de las costillas. Y las chicas se divertirán mejor que los niños.

    En las madres heroicas, la acidez y la disnea suelen comenzar antes debido a la presión del estómago y el diafragma por parte del útero. A menudo, les preocupa la hinchazón, las venas varicosas y las hemorroides debido a la desaceleración en el flujo de sangre desde la parte inferior del cuerpo a través de los vasos presionados por el útero.

    Puede haber dolor en el sacro debido a una extensión excesiva de la cintura, dolor y calambres en los pies y los músculos de la pantorrilla con un gran aumento de peso y falta de calcio en la dieta de una mujer embarazada.

    Muchas personas tienen el síndrome de la vena cava inferior, debido a que una mujer embarazada no puede dormir boca arriba y se siente sin aliento y mareos durante los exámenes en posición supina (ecografía, examen en una silla ginecológica).

    Incluso si un embarazo feto grande es una variante de la norma, el riesgo de interrupción y parto prematuro aumenta debido al rápido estiramiento del útero y la presión sobre el cuello uterino, debido a la ruptura prematura de las membranas o las contracciones. Por lo tanto, la segunda recomendación médica importante para todas las madres será la paz, tanto física como emocional, así como el uso de un vendaje prenatal.

    Hay un momento feliz: hasta el último, uno puede salvar la intriga y sonreír misteriosamente en lugar de responder a la pregunta de los curiosos acerca de si no se espera que sean gemelos.

    Características del nacimiento de un niño grande.

    Se cree que el nacimiento de un bebé grande debe ser una alegría para los padres, una prueba de su salud y fortaleza. Pero los obstetras-ginecólogos no comparten esa euforia, porque saben que un niño grande no es necesariamente un niño sano, y el parto, cuando el feto supera los 4 kg es más difícil.

    ¿Qué significa la expresión "niño grande" y qué puede contribuir a su nacimiento?

    ¿Cuándo puedo averiguar el tamaño del feto?

    En primer lugar, debe hacer una reserva: una fruta grande pesa de 4 a 5 kg, gigantesca, más de 5 kg. El crecimiento de estos niños generalmente varía de 54 a 56 cm. Ahora, el porcentaje de nacimientos de niños grandes respecto a la masa total de recién nacidos es de aproximadamente el 10%. Los "gigantes" nacen con mucha menos frecuencia.

    ¿Cuándo es posible determinar si tendrá un “héroe”? Tal pronóstico puede hacerse no antes de la mitad del tercer trimestre. Si en este momento el tamaño de su cintura excede los 100 cm, la probabilidad de tener un niño grande es grande. El examen del médico y la ecografía determinarán con mayor precisión el tamaño de la cabeza, el abdomen y la circunferencia del pecho de su hijo.

    Sobre la posibilidad de que el nacimiento del "héroe" también puede indicar su horario de aumento de peso, que puede llevar desde el comienzo del embarazo. Un aumento normal de hasta 20 semanas no es más de 700 g / semana, de 20 a 30 semanas, no más de 400 g / semana, y después de 30 semanas, no más de 300-350 g / semana.

    Si agrega más, o está demasiado interesado en los alimentos ricos en calorías, o usa un “héroe” debajo de su corazón. En total, normalmente una mujer delgada puede agregar hasta 15 kg durante todo el embarazo, una mujer con un promedio de acumulación de hasta 12 kg y “pyshechka”: no más de 7 kg.

    Si el peso es más de lo normal, pero la mujer no tiene signos de preeclampsia, esto puede ser una señal segura de que nacerá un héroe.

    Además, hay un plato especial, que indica el peso aproximado del feto por semana; es probable que el médico lo use para determinar cuánto crece el bebé en su estómago. Como regla general, para los "guerreros", el tamaño del feto está adelantado a la norma en 2 semanas.

    ¿Qué está cargado con el nacimiento de un feto grande?

    En la mayoría de los casos, el nacimiento de un feto grande se produce normalmente, si una mujer tiene una pelvis normal y está haciendo todo correctamente. Pero pueden tener algunas características que deben prepararse con anticipación:

    - Debilidad del parto, que contribuye a la lenta revelación del cuello uterino. Esto se debe a que el útero se estresa en exceso al sostener un feto tan grande y, por lo tanto, no se puede contraer adecuadamente.

    - Rotura prematura de líquido amniótico - antes del inicio del parto o antes de que se abra el cuello uterino. Esto se debe al hecho de que la cabeza del feto está en la parte alta de la pelvis y que el agua no se divide en la parte delantera y trasera, como ocurre en el trabajo fisiológico normal. La descarga tardía de agua también contribuye a la dificultad de dilatación del cuello uterino,

    - un segundo período largo de parto debido a la apertura lenta del cuello y la cabeza grande del feto, que es difícil de mover a lo largo del canal del parto. Además, si el feto se transfiere, ya es firme y difícil de adaptar al canal de parto,

    - hipoxia del feto, que puede desarrollarse debido al trabajo de parto deficiente, el retraso en el parto y la descarga prematura del agua,

    - una situación de una pelvis clínicamente estrecha, que implica un desajuste entre los tamaños de la cabeza y los hombros de un tipo corpulento, incluso con el tamaño normal de la pelvis de la madre. En tal situación, existe la posibilidad de un traumatismo en el parto, ya que los hombros parecen estar "atrapados" en el canal de parto. Pero generalmente, si no hay complicaciones particulares y los médicos actúan profesionalmente, tales entregas terminan normalmente,

    - un aumento en el riesgo de lesiones en el parto en mujeres en trabajo de parto: rupturas del perineo, rupturas del útero, fístula urogenital, etc. Por eso, en los nacimientos con fetos grandes, las intervenciones quirúrgicas son tan frecuentes.

    Después de todo, si existe una amenaza de ruptura uterina, el problema de la cesárea de emergencia se resuelve de inmediato. Y si existe una amenaza de rotura perineal, se realiza una episiotomía.

    Este es un corte muy pulcro, que luego se cose y después de un tiempo generalmente se vuelve invisible.

    Complicaciones después del parto.

    - después del parto, el sangrado puede abrirse, por lo tanto, los médicos deben observar con especial atención a la mujer que dio a luz a un niño grande.

    - los exámenes manuales del útero son posibles para eliminar los residuos de la placenta,

    - una mujer puede experimentar anemia, en mujeres obesas: coágulos sanguíneos, inflamación de la membrana mucosa del útero y del tracto genital, retraso de la involución del útero,

    - como resultado del parto, el feto puede experimentar trastornos neurológicos, por lo tanto, un neurólogo debe examinarlo,

    - quizás el estado de inmunodeficiencia primaria, que provoca diversas infecciones purulentas y el aumento de la incidencia del niño,

    - Los niños nacidos de grandes pueden tener una tendencia a la obesidad, diabetes, problemas neurológicos, reacciones alérgicas, etc.

    Mira el video: El feto el octavo mes de embarazo (Noviembre 2022).

    Pin
    Send
    Share
    Send
    Send